Primicias - diario digital de Ecuador Autos Primicias

Citroën y Asterix: una oda a la cultura francesa

Citroën reinterpretó su icónico 2CV como un auto que aparece en la nueva película Asterix & Obelix: The Middle Kingdom, como parte de una asociación entre el fabricante de automóviles francés.

El Citroen Chariot se creó en tan solo tres meses, incorporando diseños referentes a las películas y cómics Asterix & Obelix. 

“El encuentro entre estas dos leyendas de la cultura francesa fue nada menos que extraordinario.”

Pierre Leclercq, Director de Diseño Global de Citroën

Para la construcción del vehículo, Citroën se enfocó en aspectos fundamentales como la comodidad, tecnología y diseño. El resultado fue una recreación de la carroza de Asterix, originalmente hecha con el estómago de un jabalí, techo corredizo y faros operados por luciérnagas.

Un detalle destacado del modelo que se apreciará en la película, son los neumáticos fabricados con escudos reciclados, que incorporan los icónicos galeones de Citroën.

Sobre Asterix:

Sobre Asterix:

Astérix vive alrededor del año 50 a. C. en una aldea ficticia al noroeste de la Galia, la única parte del país que no ha sido conquistada aún por Julio César. La resistencia de estos aldeanos se debe a la fuerza sobrehumana que adquieren tras beber una poción mágica preparada por su druida Panorámix.

Asterix representa la victoria de David contra Goliat, donde siempre se recuerda que su aldea es la única de la Galia que resiste al invasor.

Asterix: Tras bastidores

La participación de Citroën en la película no terminó con la creación del concept car. De hecho, la empresa proporcionó al equipo de filmación una flota de vehículos eléctricos.

Asimismo, dando importancia a la sostenibilidad como elemento clave en a la filmación, la producción trabajó con agencias para limitar el desperdicio de recursos.

Por ejemplo, los disfraces se reciclaron y reutilizaron, mientras que se ahorraron dos toneladas de madera al usar cartón reciclado como parte de la película. Además, todas las cajas de madera utilizadas durante el rodaje se entregaron a dos granjas urbanas en la región de Ile-de-France. 

El largometraje se transmitirá en Netflix en la primavera de 2023. 

Noticias relacionadas