La Casa Real británica da el último adiós a Felipe de Edimburgo

Cultura

Autor:

EFE / Redacción Primicias

Actualizada:

17 Abr 2021 - 12:53

Imagen del funeral del duque Felipe de Edimburgo, en Reino Unido, el 17 de abril de 2021. - Foto: Cortesía The Royal Family

La Casa Real británica da el último adiós a Felipe de Edimburgo

Autor:

EFE / Redacción Primicias

Actualizada:

17 Abr 2021 - 12:53

Este sábado 17 de abril se realizó el funeral del duque Felipe de Edimburgo, esposo de la Reina Isabel II. Fue acto íntimo y con 30 personas debido a las restricciones por el Covid-19.

El funeral del duque de Edimburgo inició con una solemne ceremonia en la capilla de San Jorge, en Windsor. Allí se conmemoró la vida y el legado del esposo de Isabel II.

Fue un acto íntimo, con apenas 30 invitados y un pequeño coro que interpretó temas seleccionados por el Príncipe, antes de fallecer el pasado 9 de abril a los 99 años.

El aforo de escala reducida se debió a la pandemia de Covid-19, tampoco hubo sermón ni discursos de familiares o allegados. Solo hablaron el deán de Windsor y el arzobispo de Canterbury.

Además el evento fue precedido por un cortejo fúnebre con fuerte presencia de las Fuerzas Armadas británicas. También hubo un altar de nueve cojines decorado con insignias muy significativas para el difunto.

Entre ellas estaban medallas y condecoraciones que le fueron asignadas por el Reino Unido y países de la Mancomunidad Británica de Naciones (Commonwealth), junto con la insignia alada de la Real Fuerza Aérea (RAF) o las insignias de Dinamarca y Grecia.

La simplicidad marcó una ceremonia en la que la Reina se sentó apartada, sola, de negro, con sombrero a juego y mascarilla.

El resto de invitados vistieron de civil, rompiendo con la tradición que normalmente obliga a llevar uniforme militar en funerales reales. 

Al funeral asistió el príncipe Harry, nieto del Duque, pero sin su esposa Megan Markle. Esta última no fue autorizada para viajar debido a su embarazo.

Por otra parte, los restos mortales del duque de Edimburgo serán inicialmente depositados en el panteón real bajo la capilla de San Jorge.

Si bien el ataúd del marido de la reina Isabel II estará inicialmente en esa cripta, cuando la monarca británica muera, se le trasladará a la capilla conmemorativa de estilo gótico de la iglesia Rey Jorge VI.

De esta forma, el matrimonio real estará enterrado en el mismo lugar.

Noticias relacionadas