El libro de una ecuatoriana entre lo mejor de “no ficción” de 2020

Cultura

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

24 Nov 2020 - 0:05

Karla Cornejo Villavicencio llegó a Estados Unidos a los cinco años. Es una de las primeras inmigrantes indocumentadas que se gradúa en Harvard. - Foto: PRIMICIAS

El libro de una ecuatoriana entre lo mejor de “no ficción” de 2020

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

24 Nov 2020 - 10:35

‘The Undocumented Americans’, escrito por Karla Cornejo Villavicencio, aparece en las listas de lo mejor de “no ficción” de este año de The New York Times, revista Time y fue finalista del National Book Award.

No solo se trata de estar en las listas de lo mejor del año, en espacios de medios que tienen su renombre -lo que ya es un mérito importante-. Se trata de hablar de un libro que se mueve en un terreno entre el periodismo, la descripción, el testimonio y el análisis para hablar de gente que vive en Estados Unidos, indocumentada, con un gesto casi poético en su título.

Porque The Undocumented Americans hace referencia a una doble naturaleza de la experiencia de quienes migraron a Estados Unidos: la primera, no tener un estatus legal. La segunda, que sus historias no hayan sido documentadas.

Karla Cornejo Villavicencio decidió hacer este libro al día siguiente de que Donald Trump fuera electo presidente de Estados Unidos, en noviembre de 2016.

Porque en el ambiente todo se sentía perdido.

Porque ella no era legal en Estados Unidos y sus amistades le escribían, incluso, para ofrecerle asilo y escondite en sus casas.

Entonces, era el momento de hacerlo. El resultado ha sido poderoso.

Lo que mueve a un libro necesario

Karla Cornejo Villavicencio en una imagen compartida por la página web de la Immigration
Initiative de la universidad de Harvard, donde ella estudió.

Karla Cornejo Villavicencio en una imagen compartida por la página web de la Immigration Initiative de la universidad de Harvard, donde ella estudió. Harvard

Solo Karla Cornejo Villavicencio podía hacer este libro. Cornejo, que nació en Ecuador en 1989 y que a los cinco años llegó a Estados Unidos, para juntarse a sus padres. Ella, la chica ilegal que vivió tanto en Brooklyn como en Queens.

La que se benefició de la DREAM act -una norma que ha permitido que inmigrantes que llegaron de niños a Estados Unidos puedan estudiar-, y que fue de las primeras estudiantes indocumentadas en Harvard, graduándose en 2011.

Ella, que en su último año universitario escribió un artículo firmado con seudónimo para The Daily Beast, en el que hablaba sobre su “secreto”: era una indocumentada.

Y que con 21 años llamó la atención de decenas de agentes que buscaban que expandiera lo escrito en formato libro.

“No quería que mi primer libro fuera un relato triste sobre ser un huérfano de la era victoriana con tuberculosis, y que no tenía un número de seguro social. Eso era lo que los agentes buscaban”, escribe Cornejo en el prólogo de su libro.

Ella quería contar las historias sobre inmigrantes indocumentados de una forma que no encontraba en ningún otro sitio, incluso en el manejo del lenguaje. Un libro en el que se pudieran reflejar sus padres, a quienes ella ve más que como obreros, personas que sufren o ‘dreamers‘.

Lo que sucede en The Undocumented Americans es maravilloso.

No porque sean historias para levantar el espíritu -no es esa clase de libro-, sino por la sinergia que se produce al leerlo. Cornejo recorre el país, entrevista -toma apuntes y no graba-, cambia los nombres de personas y lugares para no exponer a nadie.

Hace un relato de realidades en el marco de cosas que deben ocultarse por el contexto real de las personas con las que habla.

Gente que, como ella, no es legal en el país.

Un libro que se merece todos los premios y reconocimientos

En The Undocumented Americans, Cornejo habla sobre el trauma que hay en los migrantes que, por ejemplo, trabajaron limpiando el “ground zero, en Nueva York. Habla de la imposibilidad de acceder a atención médica y a medicinas para un ilegal, a través del relato de las herbolarias y curanderas en Miami.

Se enfoca en obreros en Staten Island y en otro par de historias o localidades, siempre con ella como el eje conductor. Sin tapujos, ni siquiera para hablar de sus propias luchas alrededor de su salud mental.

Un libro de no ficción es también confesión, pero aquí esta no busca compasión. En realidad acerca a una vida que poco se conoce, sin ningún tipo de construcción romántica.

No son latinos indocumentados en Estados Unidos, no son lugares comunes los que Cornejo cuenta, son historias de personas con un estatus migratorio no resuelto.

Y ha dado en clavo, tanto que el libro está incluido en las listas de lo mejor de no ficción de este 2020, tanto para The New York Times y la revista Time, por ejemplo.

E incluso fue nominado al National Book Award, siendo la primera vez que una escritora indocumentada está entre sus finalistas. Si bien no lo ganó -el premio en la categoría por no ficción se lo llevo The Dead Are Arising, The Life of Malcolm X, de Tamara y Les Payne-, no deja de ser importante.

Karla Cornejo Villavicencio en la página oficial del National Book Award.

Karla Cornejo Villavicencio en la página oficial del National Book Award. National Book Award

Para Caitlin Dickerson, de The New York Times, Cornejo escribe desde la subversión. Y es capaz de conseguir reflejar a seres humanos a tal nivel que muy poco importan que estén, en teoría, rompiendo la ley.

“Inclusos los críticos (los que rechazan que se hable de gente que rompa la ley) se encontrarán con el desafío, después de leer el libro, de evitar pensar en los detalles, halagadores y no halagadores, de gente que encontraron aquí y que carece de un estatus legal”, escribe Dickerson.

Karla Cornejo Villavicencio puede trabajar en Estados Unidos a través de un permiso gracias al programa Deferred Action for Childhood Arrivals, más conocido como DACA. Además, tuvo una ‘green card‘ temporal al casarse con su pareja, la académica Talya Zemach-Bersin.

Para octubre de 2020, su ‘green card‘ ya estaba caducada. Eso significa que sigue siendo indocumentada.

Mientras tanto termina un Ph.D. en American Studies, en Yale.

The Undocumented Americans es el inicio de una carrera literaria que se vaticina importante. Ella sigue escribiendo y prepara una novela basada en sus años de adolescencia en la ciudad de Nueva York. También trabaja en una colección de ensayos sobre ‘cultos’ que se publicará en Oneworld.

Por lo pronto, este libro de no ficción es una puerta importante de entrada. Más allá de lo que su lugar de nacimiento resuene para lectores ecuatorianos.

Karla Cornejo Villavicencio tiene una voz fuerte, casi como si viniera de mundo del rock y eso queda claro en las palabras con las que cierra el prólogo de The Undocumented Americans:

“Este libro te dará permiso para que te dejes ir. Este libro te dará permiso para ser libre. Este libro te moverá a ser punk cuando necesites ser punk, y hermanxs, it’s time to fuck some shit up“.

Quizás haya que hacerle caso.

Noticias relacionadas