Keya Morgan, el carcelero de Stan Lee

Cultura

Autor:

Agencias / Redacción Primicias

Actualizada:

29 May - 17:38

Stan Lee luego de colocar sus manos en cemento en los exteriores del Teatro Chino de Los Angeles, en julio de 2017. - Foto: REUTERS

Keya Morgan, el carcelero de Stan Lee

Autor:

Agencias / Redacción Primicias

Actualizada:

29 May - 17:38

El pasado lunes 27 de mayo, el Departamento de Policía de Arizona, Estados Unidos, arrestó a Keya Morgan, el exmanager del gran creador de comics, Stan Lee, quien falleció en noviembre de 2018. Morgan está acusado de cinco cargos de abuso a mayores.

En sus últimos meses de vida, Stan Lee, habría vivido días complicados. Su manager, con quien empezó a trabajar en 2017, Keya Morgan, habría hecho todo lo posible por apartarlo de sus familiares y amigos, para apropiarse de parte de su riqueza, estimada en más de USD 50 millones.

Es más, de acuerdo a información procesal, Morgan probablemente contrató a guardias de seguridad para que ninguna visita se le hiciera a Lee, antes de sacarlo de su mansión en Hollywood Hills y llevarlo a una locación que nadie cercano al creador de Hulk y Spiderman conocía.

Lee, que falleció a los 95 años, debió ver cómo en el 2018 muchos de sus problemas personales se hicieron públicos y eran motivo de artículos de medios.

A mediados de febrero del 2018 trascendió que una fuerte discusión entre Lee y su hija, J.C., obligó al genio de los comics a hacer una declaración judicial en la que aseguraba que la hija -de 67 años- era violenta con él y que resultaba incapaz de cuidarse. Por eso no le podía dar acceso a todos los bienes que él tenía, por su temor a que “después de mi muerte, ella quede en la indigencia”, por su nula capacidad de gestionar sus propiedades.

En el mismo documento, Lee nombra a tres personas –entre ellas a Keya Morgan– como gente que está influenciando a su hija con un motivo ulterior: “ganar el control de mis activos, propiedades y mi dinero”.

En abril de 2018, The New York Times publicó una entrevista con Lee, en la que él aseguraba que era el tipo con más suerte en el mundo y que su hija era un apoyo grande, desde la muerte de su esposa Joanne, en julio de 2017.

En mayo de 2018, Morgan envió a varios medios una carta firmada por Lee y un video en el que dice a cámara que Morgan es su único representante y la única forma de localizarlo es a través de él.

Pero fue justamente J.C. Lee quien en junio de 2018 pidió una orden de restricción en contra de Morgan. Lo acusó de no dejar que nadie de la familia vea a su padre y de quedarse con más de USD 262.000, obtenidos en sesiones de firma de autógrafos del propio Lee. En agosto pasado, la justicia se puso a favor de su hija y le dio una orden de restricción por tres años.

En la causa judicial se han incluido situaciones como falsas llamadas de Morgan al 911, para hacerle creer a Lee que estaba en peligro en su casa.

Keya Morgan, acusado de abuso a mayores, con relación a Stan Lee.

Keya Morgan, acusado de abuso a mayores, con relación a Stan Lee. REUTERS

El pasado sábado 25 de mayo, Morgan fue detenido en un suburbio de Phoenix, en Arizona. Su fianza se definió en USD 300.000 y se espera su extradición a Los Ángeles, para enfrentar los cargos de los que se le acusa, como abuso a mayores y fraude, entre otros.

El domingo 26 de mayo, Morgan tuvo su primera aparición en la corte. The Arizona Republic publicó el video de la audiencia en su canal de YouTube.

Noticias relacionadas