Los éxitos de la TV reviven sus historias en nuevos formatos

Cultura

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

25 Sep 2019 - 0:05

Aaron Paul interpreta una vez más a Jesse Pinkman, en 'El Camino: a Breaking Bad Movie', que se estrenará el 11 de octubre - Foto: Netflix

Los éxitos de la TV reviven sus historias en nuevos formatos

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

25 Sep 2019 - 0:05

Con el reciente estreno del filme ‘Downton Abbey’ -basado en la serie del mismo nombre- y a la inminente llegada a Netflix de ‘El Camino: una película de Breaking Bad’, queda claro que las historias que se contaron en series regresan en otro formato.

Simplemente porque hay más que se puede saber sobre los personajes que muchos aprendieron a querer o entender… El tiempo pasa y el interés sigue existiendo.

Hay ocasiones en la que los creadores tienen algo más que contar, o tienen una necesidad superior para hacerlo.

Quizás como le pasó a Cervantes, que 10 años después de la publicación de la primera parte de El Quijote (1605), decide sacar una continuación en la que mata al personaje central, para -se supone, de acuerdo a varios expertos- no se lo use de nuevo para contar otras historias.

Ya que en esa década de distancia aparecieron otras aventuras del personaje, escritas por otras personas, para el disgusto de Cervantes.

A veces se trata de retomar personajes para saber qué pasó con ellos; arreglar errores o decisiones mal tomadas o encontrar mecanismos para revolver ese universo narrativo y contar algo más.

A veces es nostalgia y simple negocio. Nada realmente se muere o se acaba, cuando se trata de las series de televisión. Aquí, cuatro casos:

Downton Abbey: la película

En sí misma, la vida de Julian Fellowes -creador de Downton Abbey, que se emitió desde 2010 hasta 2015- es digna de una serie.

Nació en El Cairo, en Egipto, de familia de diplomáticos. Probó suerte como actor en Los Angeles; luego volvió a Inglaterra, hizo tv, cine, teatro, creó programas y escribió novelas.

Su mirada aristocrática y el humor -inglés, inteligente y lacerante- es lo que ha generado esa relación impactante entre Downton Abbey y sus fanáticos. Se trata de los personajes, de lo que hacen, de lo que dicen y viven.

La familia Crawley está a la cabeza, en una mansión en Yorkshire, en la que sobreviven sus dilemas propios y situaciones históricas, desde 1912 a 1926, como el hundimiento del Titanic, la Primera Guerra Mundial y el inicio de la decadencia de la aristocracia británica.

La película, estrenada el pasado 20 de septiembre, sigue en la misma línea: Los Crawley, un año después de los sucesos contados en la serie, están de regreso y recibirán en su casa al Rey Jorge VI y la Reina María.

La locura de los preparativos, las intrigas familiares y una trama para matar al monarca mueven al filme de un poco más de dos horas.

Una excusa más para ver a estos personajes, de una serie que siempre tuvo un gran cantidad de audiencia, que hasta el final se mantuvo en subida, al menos en Inglaterra.

El Camino: a Breaking Bad Movie

Se supone que Vince Gilligan, el creador y productor de Breaking Bad, tenía la idea de esta película incluso cuando la serie estrenó su capítulo final, en 2013.

Eso es lo que ha dicho en varias ocasiones. Que incluso le contó lo que quería hacer a Aaron Paul, el actor que encarnó a Jesse Pinkman en cinco temporadas, en 2017.

Ha quedado claro que lo que se verá en este película, que se estrenará el 11 de octubre, en Netflix, es lo que pasará con el personaje de Paul, inmediatamente después del final de la serie.

Algo que valdría la pena ver porque Jesse Pinkman es quizás la principal víctima de todo lo que sucedió en la serie y el desarrollo del personaje, al menos en la última temporada, lo dejó en un lugar terrible.

Todo lo que pasó con él siempre fue doloroso y Gilligan nunca fue capaz de darle un cierre, al menos, tranquilo. Quizás ahora sea la posibilidad de verlo.

Se ha confirmado que al menos 13 personajes de la serie aparecerán en el filme, sin especificarse en qué tipo de circunstancia. Skinny Pete (Charles Baker), Badger (Matt Jones) y Mike Ehrmantraut (Jonathan Banks) han sido confirmados. No hay noticia de si Walter White (Bryan Cranston) será parte del filme.

Lo que sí hay que tener en cuenta es que Gilligan ha sido claro en decir que no es necesario saber lo que pasó en Breaking Bad para entender la película, ni habla de la serie spin-off Better Call Saul.

La película de The Walking Dead

Si bien la serie ha sufrido una caída en sus números de audiencia en sus casi 10 años de existencia, sigue siendo un programa de tv exitoso.

Eso ha significado que los productores de The Walking Dead (que está basado una reconocida saga de comics de 193 números, creada por Robert Kirkman) estiren lo que más puedan este universo audiovisual.

Así que hay una serie spin-off llamada Fear the Walking Dead que cuenta historia de otros personajes, en otra locación, en medio del apocalipsis zombie.

Pero lo más importante en este rubro es el anuncio de julio pasado, en el que quedó claro que volvería el personaje central de TWD, Rick Grimes, interpretado desde el primer episodio por Andrew Lincoln y quien saliera de la serie aduciendo que necesitaba tiempo para pasar con su familia. En otro sitio, con otras aventuras, de durarán al menos tres películas.

Esto se trata de ampliar el universo colocando a los personajes en otros espacios, y verlos desarrollarse ahí. La película se estrenaría en salas de cine en 2020.

Firefly se encuentra con Serenity

Un ejemplo antiguo.

Este fue un traslado interesante al cine, de la mano de Joss Whedon. Él ya venía teniendo éxito en la tv con series como Buffy the vampire slayer y Angel. Pero con Firefly no tuvo suerte.

Su western comedia drama espacial, que seguía a grupo de forajidos adorables duró solo una temporada en Fox (de 2002 a 2003). Es más, fue cancelada antes de la emisión del capítulo 11, de los 14 que tuvo.

Ese fracaso significó un proceso interesante, porque la historia ha continuado en varios soportes, con mucha más éxito que la serie que originó la historia. En 2005 salió la película Serenity (el nombre de la nave que se usaba en Firefly), con los mismos personajes y casi todos los mismos actores de la serie, comandados por Nathan Fillion.

El filme recuperó su inversión con el tiempo y ha ganado decenas de premios de ciencia ficción entre 2005 y 2006, como el prestigioso Hugo Award a mejor película y el Nebula a mejor guion.

Serenity es lo que se considera una película de culto y no es necesario ver la serie para entenderla. Dio inicio a una serie de publicaciones de comics, a través de la compañía Dark Horse y a un grupo de novelas que hasta el 2020 se seguirán publicando.

Alan Tudyk,  Nathan Fillion y Gina Torres en un fotograma de la película Serenity.

Alan Tudyk, Nathan Fillion y Gina Torres en un fotograma de la película Serenity. Universal Pictures

Joss Whedon controla todo este universo extendido, desde luego.

El terreno del audio

La serie canadiense producida por BBC America Orphan Black tiene una continuación de sus cinco temporadas en formato audio, recientemente estrenado. Llamado Orphan Black: the next chapter, la actriz Tatiana Maslany vuelve a interpretar a cinco de los personajes del programa de televisión.

De esta forma, el misterio y la ciencia-ficción de Orphan Black, enfocada en un grupo de mujeres que descubren que son clones, y que deben enfrentarse a la organización que las creó, continúa dos años después de que la serie terminó su producción.

Noticias relacionadas