Oliver y Amazon: dos empresas que unirán fútbol y tecnología

Jugada

Autor:

EFE / Redacción Primicias

Actualizada:

16 Abr 2021 - 13:45

Fachada de una de las oficinas de Amazon, con fecha desconocida. - Foto: EFE

Oliver y Amazon: dos empresas que unirán fútbol y tecnología

Autor:

EFE / Redacción Primicias

Actualizada:

16 Abr 2021 - 13:45

La empresa Oliver, con sede principal en Barcelona, ha llegado a un acuerdo con Amazon para distribuir, en España, Francia, Italia, Alemania y el Reino Unido, su tecnología que controla los parámetros de los futbolistas, destinada a jugadores profesionales y amateurs.

“Amazon está empezando a introducirse de una forma potente en el sector que relaciona el deporte con la tecnología y ha apostado por nosotros para que seamos socios”, explica a EFE José González, uno de los fundadores de Oliver, una empresa que nació en Mendoza (Argentina) en 2018.

Oliver, además de una empresa, es un pequeño dispositivo tecnológico que se ubica en las canilleras y que pretende hacer llegar las herramientas de tracking (seguimiento) individual de los futbolistas a las categorías semiprofesionales, amateurs y al fútbol base gracias a un precio más reducido respecto a los habituales chalecos con GPS.

Mientras el futbolista juega o se entrena, el dispositivo manda la información en tiempo real a una aplicación que muestra las capacidades atléticas y técnicas del deportista, su estado físico, el peligro de lesión y su evolución.

Hasta el momento, la empresa se había centrado en la distribución del producto para los clubes. En Argentina trabajan con la canteras de Talleres de Córdoba, Racing Club de Avellaneda y Argentinos Juniors y en España lo hacen con el Santa Teresa de la Primera Iberdrola. Ahora, ha dado un paso más: que también sea accesible a los usuarios de forma individual.

“El inicio con los clubes nos sirvió para codesarrollar el producto con ellos y mejorarlo con los consejos de los profesionales del fútbol. Ahora a esta capa científica le queremos incluir una capa lúdica que permitirá, por ejemplo, la interacción con los otros usuarios o la comparativa entre jugadores a través de la aplicación”, dice González.

La historia de la empresa cambió en 2020, cuando decidió mover su sede principal de Mendoza a Barcelona. “Es una ciudad muy dinámica que está apostando mucho por el desarrollo a nivel tecnológico en el deporte y esto ha servido para crear un hub (concentración de activos) que conlleva un ecosistema potente de interacción entre los diferentes actores privados y públicos”, relata González.

Dos ejemplos de este crecimiento en el sportstech (deporte y tecnología) es la existencia de dos asociaciones, Barcelona Tech City y Barcelona Sportstech HUB23, que agrupan empresas emergentes y otras entidades del sector.

Por otro lado, en Barcelona también hay el Barça Innovation Hub, el proyecto del club ‘azulgrana’ para desarrollar iniciativas dentro del sportstech.

González no descarta una alianza futura: “Conocemos a sus responsables, pero ahora mismo el Barça se encuentra en un momento de cambio, y hasta que no se haya asentado la nueva directiva, es un momento complicado para empezar cosas. Ojalá en un futuro podamos hacerlo”.

A la hora de tomar la decisión de trasladar la sede principal de Argentina a España, los responsables de Oliver también valoraron que “Barcelona tiene conexión con Asia, Estados Unidos y Latinoamérica”.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas