Guayaquil no termina de llorar a sus muertos: un centenar aún no tiene identidad

Sociedad

Autor:

Xavier Letamendi

Actualizada:

21 May 2020 - 0:03

Trabajos en cementerio Ángel María Canals, en el suburbio de Guayaquil, el pasado 7 de abril de 2020. - Foto: PRIMICIAS

Guayaquil no termina de llorar a sus muertos: un centenar aún no tiene identidad

Autor:

Xavier Letamendi

Actualizada:

21 May 2020 - 0:03

La Gobernación del Guayas maneja números distintos que Jorge Wated, quien estuvo a cargo de la Fuerza de Tarea Conjunta. El concejal Héctor Vanegas tiene otros datos y asegura que se encontraron 30 cadáveres más en el hospital del Guasmo.

Han pasado 46 días desde que Guayaquil alcanzó el pico de la pandemia, en número de contagios y de muertes, pero aún hay quienes no pueden identificar a sus muertos y en la morgues cadáveres sin identidad.

No hay certezas de cuántos, pues las cifras de las autoridades no coinciden.

El gobernador del Guayas, Pedro Pablo Duart, interpuso una denuncia por un supuesto mal manejo de los cuerpos en las morgues de los hospitales públicos. “Producto de la denuncia que pusimos se han podido identificar 45 cuerpos”, explica el funcionario.

Esa labor está a cargo de la Unidad de Criminalística de la Policía Nacional y de la Fiscalía. Según la gobernación del Guayas, luego de la denuncia se encontraron 136 cuerpos dispersos en varios contenedores.

De ese grupo es que se han identificado 45, es decir que aún restan 91. El problema es que los cuerpos están descompuestos por lo que la identificación por huellas dactilares o visual resulta casi imposible.

Es necesario realizar exámenes más complicados lo que toma más tiempo. Los trabajos se realizan en la antigua Policía Judicial, en el oeste de Guayaquil.

“El equipo de criminalística está trabajando 24/7 con la fiscal”, dijo Duart en un diálogo con PRIMICIAS.

Se recogían 100 cuerpos por día

Cuando el sistema funerario y hospitalario de Guayaquil colapsó, a finales de marzo e inicios de abril, la Gobernación del Guayas se hizo cargo del levantamiento de cuerpos.

“Llegamos a recoger 100 fallecidos en un día con un equipo de 80 personas, luego se sumaron otras y se hizo un grupo de 350 personas”, recuerda el Gobernador.

Posteriormente, el presidente de la República creó una fuerza de tarea conjunta encargada de esta labor. Al frente de ese grupo estuvo Jorge Wated, actual presidente del directorio de Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

En una entrevista con el medio digital GK, Wated aseguró que al principio hubo 180 cuerpos sin identificar. Pero ahora esa cifra bajó a 90, que no coincide con el dato que maneja la Gobernación del Guayas.

El problema, según él, surgió porque se rompió la cadena de frío de los cuerpos en los contenedores. “Pedían plata para sacar cuerpos”.

Concejal de Guayaquil maneja otros números

Los números de Wated y Duart no coinciden. Mientras que el concejal de Guayaquil Héctor Vanegas, maneja otros datos. Este abogado reunió a un grupo de 88 personas que reclaman por el paradero de sus seres queridos muertos.

Vanegas dice que la Fiscalía halló 133 cuerpos, y no 136 como indica Duart. El concejal asegura que de ese universo 93 ya se identificaron.

El domingo se encontraron 30 cadáveres abandonados en el hospital del Guasmo que no estaban en los 133 iniciales”, afirma.

Vanegas cree que “van a seguir apareciendo cadáveres” porque hay casos de personas que, por ejemplo, recibieron las cenizas de su familiar fallecido. Pero al ingresar sus datos al registro del Gobierno, encuentran que su ser querido está sepultado en uno de los campos santos que construyó el equipo de Wated.

Por eso el concejal presentará una demanda contra el Estado ecuatoriano.

“Si eso quieren, así se tiene que hacer. Hay que saber bien donde están los cuerpos de las personas”, responde Wated.

Noticias relacionadas