El transporte en Quito: un dolor de cabeza que no halla solución

Sociedad

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

1 Ago - 12:11

La medida 'Hoy no circula' se aplica desde el 9 de septiembre de 2019. - Foto: Estéfano Dávila Ferri

El transporte en Quito: un dolor de cabeza que no halla solución

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

1 Ago - 12:11

La medida ‘Hoy no circula’ se aplicará desde el 2 de septiembre, de 05:00 a 20:00, y también regirá para las motos y taxis. La Alcaldía dio a conocer otras posibles soluciones para disminuir el tráfico.

La inauguración del Metro de Quito, prevista para 2020, es la principal apuesta del Municipio quiteño para oxigenar el problema del transporte que tiene la ciudad.

Mientras eso ocurre, el alcalde Jorge Yunda ha anunciado diversas medidas que apuntan a mitigar el caos que ha generado la falta de políticas en esta área.

La expectativa se centra en saber si esas propuestas cumplen el objetivo o agudizan el problema.

‘Hoy no circula’

El pico y placa cambió de nombre: ahora se denomina ‘Hoy no circula’. La Alcaldía anunció que la medida regirá desde el 2 de septiembre de 2019 y se extenderá hasta mayo de 2020.

La restricción vehicular durará 15 horas: de 05:00 a 20:00.

Inicialmente se prevé que la medida dure esos ocho meses, mientras el Municipio desarrolla su Plan de Repavimentación Vial, mediante el cual se planea repavimentar 110 kilómetros de vías urbanas con una inversión de USD 41,5 millones.

La idea es que durante ese período los quiteños opten por nuevas alternativas de movilización, como autos compartidos, taxis o transporte público.

César Arias, experto en movilidad, dice que la nueva medida aliviará en un 15% la carga vehicular que tienen actualmente las vías.

Aunque advierte que un segmento de la población, (clase media y alta) podría adquirir otro vehículo para movilizarse sin restricciones, con lo que la congestión mantendría los niveles actuales.

Luis Valdiviezo, habitante del valle de los Chillos, afirma que “es difícil trasladarse desde Conocoto hasta su trabajo, ubicado en el norte de Quito, sin usar su auto”.

“La nueva medida aliviará en un 15% la carga vehicular que tienen actualmente las vías”.

César Arias, experto en movilidad

“Se deberían construir más parqueaderos como el de ‘Cuscungo’ (en la autopista General Rumiñahui), para que las personas que viven en los valles puedan estacionar sus vehículos y tomar un bus”.

Cristian Corrales, habitante de Tumbaco, plantea que quienes se trasladen desde los valles tengan horarios flexibles de movilización dentro del horario que regirá ‘Hoy no circula’ .

Motociclistas y taxistas buscan argumentos

El alcalde Jorge Yunda no se ha manifestado sobre ninguna alternativa alterna. Ha dicho que las motos y los taxis serán parte de la restricción.

Los motociclistas esperan ser excluidos. Para lograrlo, trabajan en reunir información técnica que respalde su posición.

Ernesto Avilés, delegado de la Federación Ecuatoriana de Motoclismo, dice que los principales argumentos que presentarán a las autoridades se relacionan con “el poco espacio que una moto utiliza en las vías, con el escaso desgaste que generan al asfalto y porque se trata de un medio de transporte que no congestiona el tránsito”.

El gremio de los taxistas está en desacuerdo en que los incluyan dentro de la medida ‘Hoy no circula’.

Carlos Brunis, representante del gremio, dice que han propuesto al Municipio que la restricción aplique desde las 10:00 hasta las 16:00 y que solo sea un dígito por día.

El argumento de Brunis es que “el taxi no se utiliza para trasladarse a un lugar de trabajo, sino es un vehículo que es un trabajo”. Además, dice que los 30.000 taxis que operan en la capital apenas representan el 5% del parque automotor.

El dirigente espera que Yunda los reciba en su despacho la próxima semana porque dos reuniones que se tenían previstas hasta el miércoles 31 de julio de 2019 han sido canceladas por la Alcaldía.

Taxis y plataformas tecnológicas

Otro problema que afronta el transporte en Quito es el servicio de taxis. La mala calidad del servicio se suma a las disputas entre los taxistas legales y las plataformas tecnológicas como Uber y Cabify.

El Gobierno, a través de los Ministerio de Transporte y Telecomunicaciones, ha emitido declaraciones contradictorias.

Los taxistas ya no paralizarán sus actividades el lunes 9 de septiembre.

Los taxistas ya no paralizarán sus actividades el lunes 9 de septiembre. quitoinforma.gob.ec

El viceministro de Transporte Iván Cravallo, dijo que se buscarán mecanismos para controlar las operaciones de Uber y Cabify, mientras que Andrés Michelena, ministro de Telecomunicaciones indicó que es imposible regular el espectro radioeléctrico para estas aplicaciones, porque funcionan vía Internet.

Carlos Brunis sostiene que Uber y Cabify no pueden operar en el país porque no cuentan con autos y choferes profesionales, ni cumplen con los requisitos que solicita la Agencia Nacional de Tránsito para su operación.

En agosto los taxistas mantendrán un congreso nacional para decidir si se movilizarán ante la ambigüedad del gobierno sobre prohibir las plataformas tecnológicas.

Transporte público

El aumento del costo del pasaje es otra arista que se suma a la compleja situación de la capital. La Secretaría de Movilidad planteó que se eleve de USD 0,25 a USD 0,35, después de haber realizado un estudio técnico.

Aunque el Concejo Metropolitano aún no acepta ni rechaza la propuesta, muchos ciudadanos no están de acuerdo con un eventual aumento. Juan Yánez es uno de ellos. Dice que el servicio es “pésimo porque los conductores ponen en riesgo la vida de los pasajeros”.

Además, Carolina Yépez cree que “antes de subir el pasaje, el Municipio debería obligar a que las cooperativas cuenten con personas capacitadas para trasladar personas”.

El Municipio no tiene prevista una fecha para retomar esta discusión, que es una prioridad en el Concejo Metropolitano porque de ella también depende el costo del pasaje del Metro.

Anuncios desde la Alcaldía

Una eventual extensión del recorrido del Metro desde el sector de El Labrador hasta La Ofelia (5,4 kilómetros) se vislumbra, desde la Alcaldía, como una solución a la movilidad de los habitantes del norte de Quito.

Vista general de uno de los trenes del Metro de Quito en una de las estaciones del sistema.

Vista general de uno de los trenes del Metro de Quito en una de las estaciones del sistema. Acciona

Este tramo, que costará alrededor de USD 400 millones y será financiado por el gobierno central, según la Alcaldía de Quito.

Para el Municipio, el Metro será el nuevo eje de desarrollo de la urbe. El asesor del alcalde Fernando Carrión, dijo a PRIMICIAS que el nuevo sistema de transporte busca reactivar a la ciudad y evitar que la gente se mude a los valles aledaños.

Una opción para mejorar y agilizar el traslado de los habitantes del valle de los Chillos hacia el centro y norte de Quito es la construcción de un tren ligero. Yunda indicó en una entrevista a un medio de comunicación que el proyecto está en estudios, pero que se trata de un opción viable.

Con relación al valle de Tumbaco, la Alcaldía no ha informado las opciones que maneja para la movilización de sus habitantes.

Noticias relacionadas