12 robots hacen una ‘endoscopia’ a las alcantarillas de Quito

Tecnología

Autor:

Nelson Dávalos

Actualizada:

15 Feb - 0:05

Rovver X es uno de los robots que inspecciona las alcantarillas de la capital. - Foto: Primicias

12 robots hacen una ‘endoscopia’ a las alcantarillas de Quito

Autor:

Nelson Dávalos

Actualizada:

19 Feb - 10:43

Los robots dan alertas sobre posibles fugas, fisuras y obstrucciones en el sistema de alcantarillado de Quito. La Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable y Saneamiento está a cargo de las inspecciones.

‘Rovver x’ es uno de los dos robots que usa la Empresa de Agua Potable para inspeccionar el estado del sistema de alcantarillado de la ciudad. El robot tiene cuatro pequeñas ruedas y está conectado mediante un circuito cerrado de video a un vehículo en el que se procesa la señal.

El robot es operado por grupos de tres o cuatro personas que cumplen dos tareas: descender el dispositivo a las alcantarillas y manejarlo desde el vehículo.

Los primeros se encargan que el dispositivo ingrese a lo que ellos llaman “la otra ciudad”. Es decir colectores y alcantarillas para monitorear el estado de una red subterránea de 5.570 kilómetros.

El segundo grupo es el responsable de manejar el robot, equipado con cámaras de video, desde el vehículo. El operador observa el trayecto de “Rovver x” por dos pantallas en las que, además, anota las novedades de la inspección metro a metro.

“Se puede cambiar las llantas y las luces del robot para observar de mejor manera la red de alcantarillado”.

María Fernanda Villavicencio, jefa de la unidad de diagnóstico

El ‘Rovver x’, tiene sus piezas desarmables, puede adecuarse y cambiar su tamaño para inspeccionar alcantarillas cuyos diámetros van desde los 10 centímetros hasta los 243 centímetros.

“El aparato es como un lego: se puede ir jugando con las piezas, se le agrega llantas más altas para ductos más grandes o más luces para inspeccionar lugares oscuros”

Diego Gualotuña, operador del robot

¿Cómo transmite la señal desde la alcantarilla?

El robot está conectado a dos cables que transmiten la señal de la cámara 360 hasta el vehículo de inspección que se encuentra en tierra. 

El ‘Rovver x’ es manejado por un operador desde el vehículo. Desde allí, se observa las posibles fisuras, fugas y obstrucciones que puede tener el sistema de drenaje. 

Gualotuña dice que las cámaras hacen que su trabajo sea más preciso y permiten detectar problemas en el alcantarillado, “con estos equipos llegamos a lugares de difícil acceso, donde nosotros no podemos ingresar”. 

Durante las salidas diarias, los trabajadores del municipio han detectado animales “ratas, arañas y hasta culebras” en el sistema del alcantarillado, pero también “material de construcción, llantas y basura” que tapan los ductos. 

¿Cuál es el procedimiento en caso de obstrucciones en las alcantarillas? Los técnicos deben llamar a los operadores de un vehículo hidrosuccionador especializado en limpiar los ductos

Ellos son los encargados de destapar, limpiar y desfogar el material de los ductos con agua a presión o succionando el material. 

“Las endoscopias al alcantarillado son necesarias para evitar que el sistema no funcione adecuadamente en la época invernal”.

María Fernanda Villavicencio, jefa de la unidad de diagnóstico

Inspección y beneficios

Desde 2006, la Empresa de Agua Potable implementó la tecnología de las cámaras al sistema de inspecciones para evitar el colapso de las alcantarillas. 

Durante 14 años el Municipio de Quito y la Empresa de Agua Potable han invertido más de USD 1 millón en la compra de los robots y 10 cámaras para inspeccionar el sistema de alcantarillado de la ciudad.


También le puede interesar:

Noticias relacionadas