Quito celebra la cuarta edición de ‘Arte desde la Academia’

Cultura

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

12 Nov 2020 - 0:05

Tres de las obras que forman parte de la cuarta edición de "Arte desde la Academia", que expone el trabajo de estudiantes de la Facultad de Artes de la Universidad Central. - Foto: PRIMICIAS

Quito celebra la cuarta edición de ‘Arte desde la Academia’

Autor:

Eduardo Varas

Actualizada:

12 Nov 2020 - 0:05

Un proyecto entre el Banco Mundial y la Facultad de Artes de la Universidad Central del Ecuador (Fauce) permite a jóvenes artistas exponer su obra, con la posibilidad de venderlas para pagar sus estudios.

Son tiempos complicados, extraños, de tensión. El arte puede servir como vehículo para que las ideas y sensaciones sobre este momento en particular puedan salir a flote.

Como una válvula de escape, como análisis y reflexión…

Y hasta puede funcionar como trabajo académico. Que va a terminar exponiéndose, no de forma presencial, pero sí a través de un recorrido virtual. No es lo mismo, pero está bien. Es lo que las circunstancias permiten.

Porque una muestra como Arte desde la Academia no se puede detener.

Sobre todo porque el trabajo en conjunto entre el Banco Mundial y la Facultad de Artes de la Universidad Central del Ecuador (Fauce) debía seguir adelante. Después de un año y medio de convenio, la perspectiva se mantiene en generar público para artistas que estudian, que están emergiendo y que incluso pueden vender su obra.

Este año ya no puede ser de manera presencial -en un espacio físico cedido por el Banco Mundial- pero sí de forma digital.

A través de ella, 48 obras -entre pictóricas, collage, mixtas, de teatro, danza y música– de 88 estudiantes tienen una vitrina de exposición importante.

Y si bien se había definido que la temática de este año tocaría a la “inclusión” como eje, resultó inevitable que la pandemia y el confinamiento se filtraran ahí. Como lo explica Edison Vaca, docente de Facultad de Artes.

Un arte con objetivo

El proceso de desarrollo, así como el curatorial, se mantuvo con un sentido de absoluta libertad. Todo bajo el criterio de utilizar los materiales que cada participante tuviera a la mano.

“Ser recursivos”, dice Edison Vaca, “se trata de cómo sacar provecho de las circunstancias“.

Y esto permitió la apertura a varias manifestaciones artísticas, lo que aumentó el número de postulaciones: para esta cuarta edición recibieron 196. De ellas se escogieron las 48 de la muestra.

De esta forma, Arte desde la Academia se convierte también en testimonio de cómo ese espacio está siendo reconocido al interior de la Facultad – que tiene 700 estudiantes, con un promedio de edad entre los 18 y 23 años-, inclusive como un espacio para vender las obras.

Algo que ha sucedido en las ediciones anteriores y que tiene su utilidad, como lo cuenta Vaca.

La muestra, que incluye temas de “género, cultura local, nacionalidades y pueblos indígenas y afroecuatorianos” estará abierta hasta el próximo 28 de diciembre.

Se puede ingresar haciendo clic aquí.

Noticias relacionadas