Consumo de hogares está impulsado por créditos y remesas

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

7 Ene 2020 - 0:05

Consumo de hogares está impulsado por créditos y remesas

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

7 Ene 2020 - 0:05

En el tercer trimestre de 2019, mientras el gasto del Gobierno se redujo, creció el gasto de consumo en los hogares, lo que ayudó a que la economía del país, medida por el PIB, no se encogiera aún más.

El Producto Interno Bruto o PIB cayó 0,1% en el tercer trimestre del año anterior comparado con el mismo periodo de 2018, según el último informe del BCE, presentado el 2 de enero de 2020.

Mientras que el consumo final de los hogares creció 1,1% en el mismo periodo, el problema es que estuvo financiado, en buena parte, por créditos de consumo y remesas de dinero del exterior, según cifras del Banco Central (BCE).

De acuerdo con el BCE, el gasto de los hogares también alimentó las importaciones de bienes de consumo, es decir, de aquellos productos que no sirven para incrementar la producción, como materias primas o maquinarias para la industria.

El incremento del gasto en consumo de los hogares estuvo por detrás del “crecimiento de 7,1% en el volumen de las importaciones de bienes de consumo“, dice el BCE.

Y este consumo fue alentado por el “desempeño positivo de 17,1% del número de operaciones de crédito de consumo y el aumento de 10,1% de las remesas recibidas, alcanzando los USD 845,58 millones en el trimestre analizado”, según el BCE.

“Si bien el crédito financia el consumo, endeudarse mucho puede implicar riesgos de no pago en el futuro. Mientras haya flujo de caja las personas y los países pueden endeudarse y cancelar toda la deuda que tienen”, explica Segundo Camino, director nacional de investigación y estudios de la Superintendencia de Compañías.

El problema viene cuando quienes se endeudan para consumir no cuentan con los ingresos suficientes para saldar sus obligaciones.

Remesas crecen, pero no como antes

En el año 2000 las remesas de dinero desde el exterior llegaron a representar el 7,2% del PIB.

Pero con el transcurso de los años, y el retorno de los ciudadanos que abandonaron el país tras la crisis de 1999, los envíos de dinero de los ecuatorianos en el exterior se han reducido.

Aunque las remesas crecieron a un ritmo de dos dígitos en el tercer trimestre de 2019, representan actualmente solo el 2,9% del PIB.

El Gobierno consume menos

La disminución del PIB, que se vio en el tercer trimestre de 2019, responde a una menor inversión pública y privada y a una baja en el consumo final del Gobierno, así como al incremento de 0,3% en las importaciones de bienes y servicios, sostiene el BCE.

Que el consumo final del Gobierno se haya reducido es positivo, según Camino, pues obedece al plan de austeridad en las finanzas públicas y al objetivo de que sea “el sector privado el que impulse el crecimiento“.

Para que el PIB pueda crecer de manera más sostenida, “el Gobierno debería prestar atención al sector manufacturero, que creció en el tercer trimestre de 2019″, dice.

Esto es importante porque la actividad manufacturera está directamente relacionada con la capacidad de la economía para generar empleo, sostiene Camino.

Las industrias manufactureras de mayor dinamismo entre julio y septiembre de 2019 fueron:

  • El procesamiento y conservación de pescado.
  • El procesamiento y conservación de camarón.
  • La elaboración de productos de cacao, chocolate y productos de confitería.
  • La fabricación de sustancias y de productos químicos.
Noticias relacionadas