Panorama Global
Jóvenes, hagan política por favor
Matías Abad Merchán

Matías Abad Merchán

Máster en Estudios Latinoamericanos por la Universidad de Salamanca. Es profesor titular de Estudios Globales en la Universidad del Azuay.

Actualizada:

18 Ago 2020 - 19:01

Los jóvenes están decepcionados de la política. Y tienen todas las razones posibles para estarlo. La insoportable corrupción, los malos gobiernos y el débil sistema de partidos han ahuyentado su interés por acercarse a esta doctrina.

Por supuesto, no es menos cierto que desde el activismo son los jóvenes quienes enarbolan mayoritariamente las causas medioambientales, animalistas y de defensa de derechos. Sin embargo, el natural paso a la política electoral lo ven distante y poco deseado, a pesar de ser ahí donde se toman las decisiones.

Lamentablemente, esta apatía provoca que los jóvenes tampoco se involucren en la realidad de su ciudad, provincia y país; y es este mismo desencanto el que mantiene a los mismos políticos de siempre tomando las decisiones importantes.

Sin embargo, emerge un nuevo escenario. El avance de la tecnología, la nueva visión de lo sostenible, así como todo aquello que el Covid-19 ha redefinido en la sociedad, son factores que exhortan a los jóvenes a que asuman el reto de dirigir los destinos del mundo y, nuevamente, ser los forjadores de los grandes cambios sociales.

La política es el vehículo para alcanzar el poder, y solo con poder se pueden generar los cambios que hacen falta para mejorar el entorno, reafirmar derechos y consolidar libertades. Así mismo, participar en política es una de las mejores formas de ser dueños de nuestra vida y de nuestro futuro.

Por otra parte, es un error creer que la única forma de hacer política es siendo candidato. Existen muchos otros espacios y roles. Hacemos política cuando aportamos al debate sobre el futuro del país, cuando criticamos el sistema o cuando proponemos acciones para mejorar la vida de todos.

También cuando nos juntamos con otras personas con quienes compartimos un interés común y nos asociamos para defender ciertos principios y valores comunes.

Finalmente, en su dimensión más conocida, hacemos política cuando militamos en una organización y con el tiempo somos candidatos para, eventualmente, llegar a ser autoridades de un gobierno y representantes de los ciudadanos.

A las puertas de una nueva contienda electoral, en este contexto es oportuno compartir con los jóvenes las palabras del poeta español Antonio Machado: “haced política, porque si no la hacéis, alguien la hará por vosotros y probablemente contra vosotros”.

Noticias relacionadas