Jugada

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

27 Oct 2021 - 0:05

Vista de una de las tribunas del estadio Banco Guayaquil, de Independiente del Valle, en octubre de 2021. - Foto: Primicias

El estadio de Independiente del Valle, una obra funcional y elegante

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

27 Oct 2021 - 0:05

Zona de hospitalidad, 57 suites, red de conectividad, luminarias LED, marcador electrónico, bares y locales comerciales forman parte del estadio Banco Guayaquil, propiedad de Independiente del Valle, que fue inaugurado el 20 de marzo de 2021.

Los estadios del futuro son una pieza clave a la hora de atraer recursos para los equipos de fútbol. Hacia allá apunta el negocio del deporte.

Muchos clubes en el mundo apuestan a que sus hinchas vivan una experiencia completa en los escenarios deportivos, más allá de presenciar el partido.

Por ejemplo, el nuevo Santiago Bernabéu, propiedad del Real Madrid, generará unos USD 150 millones en ingresos adicionales para el club.

En el caso del Levi’s Stadium, de los San Francisco 49ers (fútbol americano), cuenta con una aplicación que permite a los asistentes pedir comida desde su asiento en el momento que ellos deseen. Como estar en el cine o en la sala de su casa.

Otro ejemplo es el de los Dallas Cowboys en el AT&T Stadium. En la temporada 2019, el club y la empresa de telefonía estrenaron pose with the pros (posa con los profesionales), una máquina que, mediante realidad virtual, permite a los hinchas tomarse una foto con los jugadores de su club, la cual después es enviada a los celulares de los hinchas.

En 2018, el Bayern Múnich anunció un convenio con la cadena hotelera Courtyard by Marriot. ¿Qué se hizo? Se instaló un palco ejecutivo de primer nivel, amoblado con una cama, un bar con cócteles de autor y comida.

Más allá de las actividades dentro de los estadios, varios equipos de fútbol también han dado prioridad a realizar eventos extra futbolísticos, como reuniones corporativas, conciertos y festejos familiares.

A todo eso apunta Independiente del Valle con su flamante obra. Pequeña pero distinguida y elegante. A la altura de cualquier estadio de la región. Cuenta con tecnología de punta y la intención es imitar actividades de estadios europeos o norteamericanos.

El estadio Banco Guayaquil tiene capacidad para 12.000 personas y recibió una inversión privada de unos USD 15 millones. La obra se levantó en ocho meses y un total de 600 personas trabajaron en la construcción.

“Está en un 95% terminado. Estamos puliendo detalles en los bares, suites y zona del hospitalidad. Aspiramos que de aquí a un mes esté en un 100% entregada y operando el estadio con todos los ambientes terminados”, explica Jorge Kaslin, administrador del escenario deportivo.

La premisa de Independiente es que los aficionados vivan una experiencia nunca antes vista en el país. Para eso trabajan, por ejemplo, en el lanzamiento de una aplicación, en donde los hinchas podrán comprar sus entradas o pedir comida a sus asientos.

Además, el estadio tendrá una “zona de activación de marca” con canchas sintéticas y actividades para niños. Mientras que en el hospitality, los propietarios de suites contarán con zonas de recreación.

Independiente del Valle no busca que el hincha vaya a su estadio apenas unos minutos antes del inicio del partido. El desafío es se aprovechen todos los ambientes del escenario y que los partidos se vuelva un atractivo familiar, como en décadas pasadas.

Pero el club de Sangolquí no solo piensa en su gente. También en la delegación rival. Por eso, para brindarles todas las comodidades a sus visitantes, en IDV tienen un proyecto ambicioso: construir un hotel en la tribuna oriental.

“Servirá para que los clubes que llegan desde otras ciudades se hospeden y que ocupen nuestras canchas alternas. Todo a un costo accesible, pero con las comodidades de un hotel de cuatro o cinco estrellas. Queremos cristalizar la idea en un futuro”, reveló Kaslin.

También se enfocarán en atraer otros eventos más allá del fútbol, como ferias o conciertos. Por eso, una vez que el proyecto esté completamente operativo, funcionará los 365 días del año.

El estadio Banco Guayaquil cuenta con una red completa de conectividad y luminarias LED de última tecnología. En poco tiempo, ya albergó partidos por torneos Conmebol y fechas FIFA.

Es así que en la actualidad, Independiente cuenta con el estadio más moderno del país. Butacas en todas las localidades. Baterías sanitarias modernas. Amplios corredores. Señalización en todo el reducto y pequeños detalles como portavasos en cada asiento de las suites. Y aún tiene mucho por crecer.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas