Los ‘nuevos’ actores políticos de Guayas se concentran en Guayaquil

Política

Autor:

Juan Manuel Yépez

Actualizada:

16 Jun 2021 - 0:04

El exvicepresidente ecuatoriano Otto Sonnenholzner mira su futuro político y no descarta una candidatura para la Alcaldía de Guayaquil en 2023. - Foto: Juan Manuel Yépez

Los ‘nuevos’ actores políticos de Guayas se concentran en Guayaquil

Autor:

Juan Manuel Yépez

Actualizada:

16 Jun 2021 - 17:59

Nuevos actores emergen en la escena política ecuatoriana pensando en las elecciones seccionales de 2023. El exvicepresidente Otto Sonnenholzner alista una propuesta política.

Los partidos y movimientos políticos se concentran en las elecciones seccionales de 2023. En este contexto, nuevos actores emergen en Guayas con trabajo en territorio y la elaboración de propuestas enfocadas en la salud, educación y desarrollo comunitario.

El desgaste de las organizaciones tradicionales, reflejado en los comicios presidenciales de 2021, es una oportunidad que personajes como Otto Sonnenholzner Sper no están dispuestos a desaprovechar.

Para el exvicepresidente de la República, su paso por el gobierno le dejó dos lecciones: no ser tan confiado y preferir los objetivos a las ideologías.

A sus 38 años, el empresario guayaquileño ha aprendido a surfear las olas de la política nacional, en la cual logró entre el 50 y 60% de aprobación ciudadana, cuando dejó el gobierno, tras un año y medio de gestión.

Ese capital político lo motiva para preparar su regreso a la escena nacional, esta vez como potencial candidato a la Alcaldía de Guayaquil, luego de rechazar una postulación presidencial en las elecciones de 2021, pese a contar con una intención de voto del 24%.

Calcula cada palabra que pronuncia ante la grabadora para evitar confrontaciones. Por eso no da nombres de quienes lo veían como una amenaza para la imagen del exmandatario Lenín Moreno por la popularidad conseguida en los primeros meses de pandemia, visitando hospitales y recorriendo las calles de Guayaquil, acechadas por la muerte.

¿Qué errores cometió? Muchos, responde, porque “soy una persona que confía en el ser humano y esto puede traer decepciones”.

Por eso bosqueja un proyecto junto a académicos, analistas políticos y economistas, con el respaldo de colaboradores como el exgobernador del Guayas, Pedro Pablo Duart.

Otto Sonnenholzner y Pedro Pablo Duart, en uno de sus recorridos por el país.

Otto Sonnenholzner y Pedro Pablo Duart, en uno de sus recorridos por el país.  Cortesía Pedro Pablo Duart

También está dispuesto a conversar con Gabriel Martínez o Gabriel Arroba, exministros de Moreno, cuya experiencia en el sector público es valorada por Sonnenholzner.

La estrategia de este tanque de pensamiento consiste en no lanzar un nuevo movimiento, sino en unificar dos partidos tradicionales, cuyos caciques estén dispuestos a jubilarse y entregar las armas a los jóvenes profesionales.

“Primero construyo la estructura para ganar las seccionales, luego las nacionales y ocuparé el rol que mejor sirva a ese propósito”.

Otto Sonnenholzner

Sonnenholzner no quiere saturar la larga lista de partidos y movimientos aprobados por el Consejo Nacional Electoral (CNE), que participaron con 16 candidatos presidenciales, muchos de los cuales no consiguieron ni el 2% de votos.

Su propuesta era conseguir un postulante de consenso con ocho organizaciones políticas, incluso con Creo, pero la candidatura de Guillermo Lasso era indeclinable, así que decidió hacer un camino propio pensando ya en las seccionales de 2023.

Actualmente, Sonnenholzner recorre el país haciendo labor social con Yo Siembro, una organización sin fines de lucro que lidera junto a su esposa Claudia Salem y la fundación Progresa, de Duart.

Planes sociales y brigadas médicas

Sonnenholzner y Duart trabajan en tres ejes: salud, alimentación y educación. En Guayaquil, específicamente, uno de los territorios escogidos es Monte Sinaí, un sector popular de 300.000 habitantes, donde habilitaron un lugar para alimentar a 180 niños con la ayuda de sus madres.

El objetivo es mejorar el nivel nutricional de los infantes, con la guía de expertos de la Escuela Politécnica del Litoral (Espol). En lo educativo, el empresario apoya el proyecto de huertos pedagógicos para aprender a sembrar en casa.

Pedro Pablo Duart le sigue los pasos, pero aún no ha decidido lanzar su candidatura a la Prefectura del Guayas. Por el momento, trabaja en la formación de una escuela de liderazgo, convencido de que la política necesita de una cambio generacional.

Su prioridad es trabajar con brigadas médicas para atender a la población de los guasmos, Mapasingue, Monte Sinaí, entre otras, realizando pruebas de glucemia y optimizando la nutrición infantil con desayunos comunitarios.

Sonnenholzner tiene previsto presentar su propuesta máximo a fin de año. Mientras tanto, trabaja en su empresa constructora, alejado de la radio, una pasión que abandonó por culpa de la política.

Noticias relacionadas