Ambiente confirma irregularidades en el manejo de desechos de Quito

Sociedad

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

26 Ago 2021 - 0:05

Vista de una de las piscinas del relleno sanitario El Inga, el 7 de julio de 2021. - Foto: Primicias

Ambiente confirma irregularidades en el manejo de desechos de Quito

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

26 Ago 2021 - 0:05

Malos olores, una piscina de almacenamiento de lixiviados sin autorización y filtraciones son algunas de las irregularidades que el Ministerio del Ambiente encontró en dos recorridos por el relleno sanitario de Quito.

Un informe de 30 páginas elaborado por el Ministerio del Ambiente (MAE), el 11 de agosto de 2021, confirma irregularidades en el manejo de los desechos en el relleno sanitario de Quito. Específicamente de los líquidos que produce la descomposición de la basura, conocidos como lixiviados.

Durante dos recorridos, realizados el 12 y el 29 de julio, dos funcionarios del Ministerio, acompañados por trabajadores de la Empresa Metropolitana de Gestión de Residuos Sólidos (Emgirs), constataron que “en las piscinas (en las que se encuentran los lixiviados) y en las áreas cercanas al relleno sanitario de El Inga se percibieron olores fuertes”, sin que hasta el día de la elaboración del informe la entidad municipal tomara acciones de mitigación.

A esto se suma que la Emgirs construyó una piscina para el almacenamiento de más lixiviados sin autorización del MAE, lo que constituye una violación al Código Orgánico de Ambiente.

Los problemas más graves fueron descubiertos cuando los funcionarios del MAE llegaron hasta las piscinas del relleno sanitario.

“En las piscinas 2, 3, 5, 6, 10, 16, 17 y 20, además de la piscina de Ultrafiltración, no se observó medidores de caudal para el control de los volúmenes de lixiviados”, dice el informe. Y añade que esto constituye “un incumplimiento reiterativo a las medidas establecidas en los Planes de Acción” de la Emgirs.

Leonel Ramírez, dirigente de las comunidades aledañas al relleno sanitario, dice que el problema de los malos olores data desde hace más de 18 años:

“En este tiempo, la salud de más de 10.000 personas que viven en los alrededores de El Inga ha estado en constante peligro”.

¿Filtración de lixiviados?

Durante el recorrido realizado el 29 de julio, los funcionarios del MAE comprobaron una denuncia que las comunidades han realizado desde 2019: “una filtración de un líquido oscuro con olor fuerte, el cual se presume que corresponde a los lixiviados”.

Esta filtración fue descubierta junto a la “presencia de espuma color oscuro, presumiblemente, de lixiviado”, detalla el informe.

Pero, eso no es todo. Unos pocos metros más adelante “se observó un tubo de concreto del que salía una descarga líquida oscura, no tratada, posiblemente de lixiviado”.

El informe agrega que “en los bordes del tubo donde se observó la descarga, el suelo presentaba un color oscuro. Dicha descarga se encuentra ubicada en la quebrada que tiene dirección al río Inga”.

Para el dirigente Leonel Ramírez, los hallazgos del ministerio “solo comprueban las denuncias que hemos hecho desde hace varios años. El Municipio no hace un correcto tratamiento de los lixiviados y los descarga al río”.

Ambiente concluye que plan de acción para el tratamiento de lixiviados presentado por la Emgirs “no cumple con los requisitos técnicos y legales exigidos por la normativa ambiental”.

Emgirs tenía plazo hasta ayer, 25 de agosto de 2021, para presentar:

  • Las medidas técnicas ambientales para disminuir y mitigar los olores.
  • Los estudios técnicos y permisos ambientales correspondientes a la implementación de la nueva piscina.
  • La implementación de los medidores de caudal que deben encontrarse operativos en todas las piscinas.
  • Los justificativos técnicos respecto a:
    • Filtración de un líquido oscuro con olor fuerte, posiblemente de lixiviado.
    • Presencia de espuma color oscuro en las cercanías de la piscina 20.
    • Presencia de un tubo de concreto, en el que se observó una descarga líquida oscura, no tratada.

PRIMICIAS buscó la versión de la Emgirs, pero hasta el cierre de esta edición no obtuvo respuesta.

En la sesión del Concejo Metropolitano del 24 de agosto de 2021, la concejala Andrea Hidalgo solicitó al alcalde Jorge Yunda que convoque a una sesión extraordinaria para conocer la situación que atraviesa el relleno sanitario.

Hidalgo confirmó que la sesión se realizará el 26 de agosto a las 16:00 en la sala de sesiones del Concejo Metropolitano. Se tiene previsto que asista la gerenta de la Emgirs, Gabriela Dávila.


También le puede interesar:

Noticias relacionadas