Estas son las causas que llevaron a un nuevo confinamiento en Ecuador

Sociedad

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

22 Abr 2021 - 0:04

Un hombre espera en los exteriores del Hospital Bicentenario, en Guayaquil, el 20 de abril de 2021. - Foto: API

Estas son las causas que llevaron a un nuevo confinamiento en Ecuador

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

22 Abr 2021 - 8:11

La decisión de un confinamiento selectivo en 16 provincias llega cuando el sistema hospitalario está colapsado y hay listas de espera para una cama en cuidados intensivos.

En los primeros 21 días de abril de 2021, en Ecuador 32.455 personas dieron positivo para Covid-19, según el boletín epidemiológico del Ministerio de Salud. Es decir, son las que ahora mismo enfrentan la enfermedad con un diagnóstico confirmado.

En esos mismos días del año pasado -cuando Ecuador atravesaba el pico más grave de la pandemia- el reporte de contagios fue de 7.640, aunque la realización de pruebas de diagnóstico era marginal.

Desde enero hasta el 21 de abril de 2021, el Ministerio de Salud registra 3.745 muertes entre confirmadas y sospechosas de Covid-19. “La tasa de letalidad sobrepasa a la de 2020 en 16 provincias”, advirtió Camilo Salinas, ministro de Salud. 

El total de muertes desde el inicio de la pandemia, con data actualizada al 21 de abril de 2021, alcanza las 17.804, de las cuales 12.795 tienen diagnóstico confirmado de Covid-19. Lo que significa que entre enero y abril de este año ocurrió el 21% del total de fallecimientos reportados por el Ministerio de Salud.

No todas las muertes ocasionadas por Covid-19 se registran como tales. El impacto de la pandemia se puede evidenciar también en el número total de muertes inscritas en el Registro Civil.

En marzo de 2021 -último mes completo de este año para el cual hay datos- el Registro Civil inscribió 10.800 decesos, algo más de los 10.091 registrados en marzo de 2020 (al inicio de la pandemia). Y un 40% más que en marzo de 2019, cuando apenas se inscribieron 6.512 fallecimientos y no había una pandemia.

Las cifras del Registro Civil incluyen todos los decesos reportados sin diferenciar las causas.

Estos indicadores han motivado que, desde hace más de un mes, los diferentes gremios de la salud plantearan la necesidad de un nuevo confinamiento.

Estos profesionales advirtieron el aumento de casos graves en las salas de hospitales y de la aparición de tres nuevas variantes del virus, más contagiosas y que ya tienen transmisión comunitaria. Es decir, que ya no se pueden contener con cercos epidemiológicos.

La suma de estos factores ha provocado que en promedio haya 200 personas en lista de espera por una cama de cuidados intensivos en los distintos hospitales del país, según el ministro de Salud, Camilo Salinas.

Las unidades de cuidados intensivos están llenas en un 99% y la ocupación en las salas de hospitalización hace dos semanas “era de 63,7% y desde entonces ha aumentado un punto por día”, añadió Salinas.

Por eso, desde el punto de vista médico las medidas de restricción tienen sentido.

Para el médico Francisco Plaza, contra el virus hay medidas efectivas: “la primera y más importante es la inmovilidad, esto va a permitir bajar la curva, disminuir la carga viral y nos va a permitir controlar en gran medida la situación”, explica. 

A escala local, los municipios lo han entendido así y en las últimas semanas 17 cantones han decidido regresar a semáforo rojo, para aplicar restricciones e intentar contener los contagios.

¿Cómo llegamos a esto?

Existen tres nuevas variantes del SARS-CoV-2 que circulan comunitariamente en el país y que tienen una transmisibilidad de entre el 50% y 70% más alta que el virus original:

  • La inglesa B.1.1.7
  • La de Nueva York B.1.526
  • La brasileña P.1

A las nuevas variantes se suma que la ciudadanía relajó las medidas de bioseguridad, como el uso correcto de la mascarilla, el lavado de manos y el distanciamiento social. 

Por si eso no fuera suficiente, la Policía denuncia una enorme indisciplina ciudadana se ha evidenciado en la detección de 198.927 aglomeraciones y 62.234 fiestas clandestinas, la detención de 418.231 personas que bebían en las calles y la atención de 366.151 escándalos en la vía pública.

Ahora el Gobierno decrata un estado de excepción durará 28 días, a partir del viernes 23 de abril, en 16 provincias. Ningún COE cantonal podrá emitir resoluciones contrapuestas a las que ha decidido el COE nacional:

  • Azuay 
  • Imbabura 
  • Loja 
  • Manabí
  • Santo Domingo de los Tsáchilas 
  • Guayas 
  • Pichincha 
  • Los Ríos 
  • Esmeraldas 
  • Santa Elena 
  • Tungurahua 
  • Carchi 
  • Cotopaxi
  • Zamora Chinchipe 
  • El Oro 
  • Sucumbíos.

 

Noticias relacionadas