Sociedad civil busca ser incluida en operativos de seguridad

Sociedad

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

26 Oct 2021 - 0:04

Militares en operativos contra la delincuencia en Guayaquil, durante el estado de excepción decretado por el Gobierno en octubre de 2021. - Foto: API

Sociedad civil busca ser incluida en operativos de seguridad

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

26 Oct 2021 - 0:04

En sectores de Guayaquil, como Voluntad de Dios, la sociedad civil hace bingos para comprar 18 alarmas comunitarias que funcionarán en 16 manzanas. La Policía de la zona se comprometió a instalarlas.

La sociedad civil de Guayas trabaja en propuestas para involucrarse en la lucha contra la inseguridad que afecta a los 25 cantones de la provincia considerada como la más violenta de Ecuador.

El incremento de delitos en el país provocó que militares y policías salieran a las calles un día después de que el presidente Guillermo Lasso decretó el estado de excepción por conmoción interna, debido al repunte de la delincuencia.

El decreto, firmado el 18 de octubre, tiene vigencia de 60 días.

“Por mi barrio, no los he visto”, dice María Guale, dirigente de una cooperativa de Durán, al referirse a los operativos de seguridad que realizan la Policía Nacional y Fuerzas Armadas desde hace una semana.

“En esta zona hay microtráfico, ladrones”, añade esta mujer, que vive en uno de los barrios que deben ser controlados por el subcircuito Divino Niño.

Desde la sociedad civil, las organizaciones barriales de Guayaquil han tomado acciones para mejorar la seguridad en sectores considerados como peligrosos.

En Voluntad de Dios, una de las 50 cooperativas del noroeste de Guayaquil que forman parte del populoso sector de Monte Sinaí, viven 350.000 personas.

Los habitantes del sector El Tesorito se organizan para adquirir 18 alarmas en 16 manzanas del sector donde viven 480 familias. María Moreno, presidenta del Comité, indica que realizarán bingos para comprar los dispositivos, que cuestan entre USD 18 y USD 20.

Según ella, los policías del sector se comprometieron a instalarlas una vez que las tengan, con el fin de mejorar los controles en la cooperativa, donde operan delincuentes y microtraficantes de droga.

“Estamos organizándonos para colaborar con la Policía en los controles. Cuando ocurra un hecho delictivo, accionamos las alarmas para que los moradores controlen la situación hasta que lleguen los patrulleros”, dice Moreno.

Mientras consiguen fondos para las alarmas comunitarias, cinco comités barriales trabajan en estrategias para optimizar los operativos en sectores peligrosos.

Para Manuel Macías, director del Observatorio de Políticas Públicas de Guayaquil, la iniciativa es positiva, pero limitada. El problema de fondo, dice, es la delincuencia organizada y no la común, por lo que es preciso mejorar los tiempos de respuesta de la Policía.

La participación de las brigadas barriales, señala Macías, es fundamental para brindar información a las mesas de seguridad sobre los peligros que existen en los sectores.

“Esto ayudará a las labores de inteligencia de la Policía. Su participación es importante”, agrega el director.

Más de 9 mil operativos

Según datos de la Gobernación del Guayas, entre el 19 y el 23 de octubre se han realizado 9.045 operativos, en los que se han detenido a 203 personas.

“Aunque en el corto plazo puede generar una percepción de seguridad en la sociedad, esta medida no ataca a la raíz de la violencia criminal”, señala en un informe el investigador y docente de la Universidad Centra, Luis Córdova.

Solamente en la Zona 8, que comprende Guayaquil, Durán y Samborondón, se realizaron 7.428 operativos. Este distrito es considerado el más peligroso del país.

“En Durán los he visto en la Lapenti (la vía que une a este cantón con Samborondón y Guayaquil), pero más adentro, donde pasan las cosas, no”, insiste Guale.

Por eso es necesario que los ciudadanos alerten a los uniformados sobre los sectores que más requieren su atención.

El lunes 25 de octubre se reunieron por separado la Alcaldía de Guayaquil, la Prefectura del Guayas y la Gobernación, el tema era común: la seguridad.

La propuesta de la Prefectura de la provincia es involucrar a las juntas parroquiales para enfrentar a la delincuencia, identificando a los sectores conflictivos, donde la Policía deberá actuar.

A la sesión extraordinaria del Consejo asistió Yilda Rivera, presidenta del Consejo Nacional de Gobiernos Parroquiales Rurales de Ecuador, para analizar alternativas.

El 19 de octubre, una banda asaltó un almacén de una importante cadena comercial, al sur de Guayaquil, y se robó USD 80.000.

El viernes 22, el atleta Alex Quiñónez fue asesinado a tiros, junto a un cantante, en un ataque de sicarios en las calles de Guayaquil.

Noticias relacionadas