A diez años de la misión “suicida”, la NASA quiere volver a la Luna para buscar agua

Tecnociencia

Autor:

Reuters / Redacción Primicias

Actualizada:

15 Oct 2019 - 0:05

Satélite de observación y detección de cráteres lunares. - Foto: Nasa

A diez años de la misión “suicida”, la NASA quiere volver a la Luna para buscar agua

Autor:

Reuters / Redacción Primicias

Actualizada:

12 Feb 2020 - 13:40

Una década después de que se ejecutara la misión LCROSS, al polo sur de la luna, la agencia espacial estadounidense quiere retomar su proyecto. Los científicos dicen que se podría extraer agua desde la Luna y separarla en sus principales componentes, hidrógeno y oxígeno, lo que convertiría a la Luna en un depósito de combustible.

El 9 de octubre de 2019 se cumplieron 10 años de la misión LCROSS. Este hecho se convirtió en todo un hito en la carrera espacial porque la NASA encontró agua en la luna.

“La misión LCROSS cambió el juego”, dijo el jefe de la NASA, Jim Bridenstine. Según él, cuando se halló agua, Estados Unidos “como país debió cambiar de inmediato su dirección hacia la Luna para resolver cómo utilizarla”.

La NASA ahora tiene la opción de continuar con la misión. En marzo, el vicepresidente estadounidense, Mike Pence, ordenó asegurar las condiciones para que la vida humana sea posible en la superficie lunar para 2024.

Con este anuncio aceleró la meta de colonizar el satélite como base de preparación para eventuales misiones a Marte.

Bridenstine dice que la Luna tiene miles de millones de toneladas de hielo, aunque sigue sin saberse la cantidad exacta y si está presente en grandes trozos o combinado con el suelo lunar.

“Lo próximo que necesitamos es llegar a la superficie con un explorador para buscar agua, perforar y determinar si es apta para su extracción”.

Jack Burns, director de la Red para Exploración y Ciencia Espacial de la Universidad de Colorado.

En lugar de lanzar costosos cargamentos de combustible desde la Tierra, los científicos dicen que se podría extraer agua desde la Luna y separarla en sus principales componentes, hidrógeno y oxígeno, lo que potencialmente convertiría a la Luna en un depósito de combustible para misiones a otras partes del Sistema Solar.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas