Ecuador, Chile, Perú y Brasil, las economías más vulnerables ante el coronavirus

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

13 Mar - 0:05

En 2018, por el puerto de Guayaquil salieron 3,8 millones de toneladas métricas por concepto de exportaciones. - Foto: Autoridad Portuaria de Guayaquil/Facebook

Ecuador, Chile, Perú y Brasil, las economías más vulnerables ante el coronavirus

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

13 Mar - 0:05

En 2019 Latinoamérica sufrió la tercera contracción comercial de la última década. Ahora la nueva pandemia podría causar una nueva crisis comercial y económica en la región.

Chile, Perú, Ecuador y Brasil son las economías latinoamericanas más vulnerables frente al coronavirus, según informes del banco de inversiones Goldman Sachs y de la multinacional de servicios financieros Citibank.

El coronavirus ha hecho que las autoridades del mundo tomen medidas para contener la ahora ya declarada pandemia y algunas de estas provisiones afectan el comercio.

Medidas que incluyen el cierre de fronteras, la prohibición de exportaciones de ciertos insumos y la cuarentena en ciudades enteras.

La pandemia, que comenzó en China, provocó la caída de la demanda de commodities o bienes primarios desde el país asiático, que es la segunda economía mundial.

Un golpe directo a los paíse que dependen de la exportación de materias primas a China y a otros países, como Italia, que se han declarado en aislamiento.

“Latinoamérica es una región que ya venía de una recesión a causa de la baja generalizada de los precios y de las exportaciones de commodities, que se ahonda con el virus que comenzó en uno de sus principales mercados”, dice Paolo Giordano, principal economista del Sector de Integración y Comercio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

El Índice de Vulnerabilidad frente al Coronavirus, de Citibank, estableció que en la región los países más vulnerables en este escenario son Ecuador, Perú, Chile y Brasil.

El indicador toma en cuenta variables como el crecimiento económico, las cadenas de suministro, las materias primas y los riesgos de volatilidad en el mercado externo.

En esto coincide Goldman Sachs, que precisó que la dependencia de los commodities hace que estos países sean vulnerables a una demanda más débil por parte de China, el mayor comprador mundial de commodities y donde el coronavirus ha matado a más de 3.000 personas.

Ecuador, país primario

La vulnerabilidad de la economía ecuatoriana frente a la pandemia responde a su dependencia del petróleo y de las exportaciones de materias primas.

El 12 de marzo, el barril del crudo tipo West Texas Intermediate (WTI), de referencia para Ecuador, cerró en USD 31,50. En dos meses su precio cayó 50% o el equivalente a USD 29,56.

En 2019 Ecuador exportó 383.058 barriles diarios, que representaron ingresos por USD 7.731 millones, según datos del Banco Central.

Pero, no solo la caída de petróleo está golpeando la economía ecuatoriana, la baja en las exportaciones y en los precios de banano y camarón también preocupan.

El cierre de mercados como el chino, el italiano y los países de Oriente Medio, principales destinos de estos productos, ha hecho que estos commodities se acumulen en los puertos y sean redirigido a otros mercados, pero a precios más bajos.

Para el BID “la pandemia debería hacer que las economías emergentes, como la de Ecuador, se diversifiquen y no dependan tanto de los commodities“.

Pérdidas instantáneas

Aunque Latinoamérica es considerada una región primario exportadora, los servicios han cobrado mucha fuerza en los últimos años.

El 40% de las exportaciones de la región vienen del sector de servicios, que sentirá pérdidas instantáneas por el coronavirus”, dice Giordano.

Giordano explica que esto se debe a que “pocas veces los servicios son demandados nuevamente”. Por ejemplo, si una persona tiene un viaje y lo cancela es difícil que lo reprograme.

En el caso de los servicios profesionales o de transporte el impacto del coronavirus será indirecto. “Una caída en las exportaciones significa menos producción, lo que desemboca en una reducción de los envíos”, concluye Giordano.

Noticias relacionadas