Costo de la vida, la mayor preocupación de millennials y generación Z

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

18 Jun 2022 - 0:05

Dos hombres caminan en el Centro Histórico de Quito, el 19 de enero de 2022. - Foto: API

Costo de la vida, la mayor preocupación de millennials y generación Z

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

18 Jun 2022 - 0:05

El desasosiego sobre el costo de la vida se ha ahondado en las dos generaciones por la crisis actual, debido al aumento de la inflación, según un informe global de Deloitte.

Los millennials y de la generación Z, personas que tienen entre 22 y 40 años, están profundamente preocupados por el costo de la vida.

Eso se debe a que la mitad de personas de ambos grupos poblacionales admite que vive al día. Por lo tanto, su capacidad de ahorro es limitada o nula.

Así lo sostiene un reporte global de la consultora internacional Deloitte, publicado en junio de 2022. Para realizar el estudio se encuestaron a más de 23.000 personas de esos grupos etarios en 46 países.

El desasosiego sobre el costo de la vida se ha ahondado en ambas generaciones por la crisis actual, debido a la inflación.

La inflación anual en Ecuador llegó a 3,38% en mayo de 2022, con lo que el precio de la canasta básica subió a USD 735,15.

El aumento del precio de la canasta básica ha hecho que el poder adquisitivo de las personas disminuya.

Los productos que más han incidido en la inflación anual de Ecuador son los productos alimenticios. Entre ellos, el aceite (con un aumento del 39%), el pan (9%), los huevos (6%) y la leche (4%).

Generaciones desempleadas

La falta de empleo es otro de los factores que influye en que los jóvenes tengan una mayor preocupación sobre el costo de la vida.

En Ecuador, el 64% de desempleados corresponde a personas de entre 15 y 34 años, según la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo (Enemdu) de abril de 2022.

Eso significa que más de 256.000 jóvenes buscan trabajo en el país.

El desempleo entre la población de millennials y generación Z se debe, en parte, a la alta demanda de experiencia laboral en las empresas, explica la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

En ese entorno, para obtener ingresos, los jóvenes aceptan empleos informales, en condiciones precarias, agrega la OIT.

Ansiedad financiera

La pérdida de poder adquisitivo, la falta de empleo y las deudas por préstamos estudiantiles han hecho que la capacidad de ahorro de los jóvenes sea limitada o nula, afirma Deloitte.

Por eso, el 76% de las personas de entre 18 y 24 años dice que sus ingresos solo alcanzan para arrendar un inmueble y no para comprarlo, según un estudio del portal inmobiliario Properati.

Incluso, hay jóvenes que han decidido quedarse a vivir con sus padres.

Ese es el caso de Lucía, de 32 años, quien tuvo que regresar a vivir con sus padres en Quito, tras la finalización de su contrato laboral en otra ciudad. Lleva tres meses en la búsqueda de una nueva oportunidad de trabajo.

La preocupación sobre el costo de la vida también ha hecho que tres de cada 10 jóvenes consideren que cuando envejezcan no podrán acceder a una jubilación que cubra sus gastos, dice Deloitte.

La preocupación sobre el costo de la vida ha desembocado, además, en mayor ansiedad financiera entre millennials y generación Z, lo que impacta en su desempeño laboral.

Casi la mitad de los encuestados ha registrado episodios de ‘burnout’ o síndrome de agotamiento, el cual eleva la deserción laboral, afirma Deloitte.

“Los líderes empresariales deben desempeñar un papel destacado para lograr una mejor salud mental en el trabajo y mitigar las causas del estrés y el agotamiento”, dice Michele Parmelee, directora del programa People and Purpose en Deloitte.

Noticias relacionadas