Las ventas del sector productivo caen 4% en junio por el paro

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

12 Jul 2022 - 0:04

Militares recorren La Bahía, en Guayaquil, por riesgos de saqueos, en medio del paro nacional, el 14 de junio de 2022. - Foto: API

Las ventas del sector productivo caen 4% en junio por el paro

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

12 Jul 2022 - 0:04

Las ventas internas disminuyeron por los bloqueos de vías, la escasez de productos, la menor circulación de personas y el cierre de los locales comerciales.

El paro nacional, liderado por la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), significó una caída de 4,22% de las ventas internas proyectadas para junio de 2022 o el equivalente a USD 792 millones.

La proyección es parte de un estudio de la consultora económica Oikonomics, que hizo el cálculo con base en información del Servicio de Rentas Internas (SRI).

Antes del paro nacional, que se extendió por 18 días, se preveía que las ventas internas, que excluyen a las exportaciones, ascienda a USD 18.758 millones en junio. Ahora se espera que la facturacióm lleguen a USD 17.965 millones en ese mes.

Las ventas de los negocios se vieron afectadas por los bloqueos de las vías, la escasez de productos, la menor circulación de personas y el cierre de locales comerciales ante la violencia y las amenazas de saqueos.

El sector indígena exigía 10 demandas al Gobierno, como la reducción el precio de las gasolinas Extra y Ecopaís y del diésel.

Mal mes para las celebraciones

Después de diciembre, junio es el mes más importante para el sector productivo desde el punto de vista de ventas, debido al Día del Padre.

“La paralización impidió el abastecimiento de productos para el fin de semana del Día del Padre, el cual representa entre 40% y 50% del total de ventas de junio y un valor similar en el sector de servicios”, sostiene la Cámara de Comercio de Quito (CCQ).

Además, hay un mayor consumo por las celebraciones del fin del año lectivo y el inicio de las vacaciones escolares en las regiones de la Sierra y de la Amazonía.

Sin embargo, el paro frenó esos festejos y las ventas cayeron.

“Nuestros ingresos cayeron entre 50% y 70% por el paro”, afirma Fernando López, dueño del restaurante Rincón Latino, ubicado en el Centro Histórico.

Incluso, hay negocios que tuvieron que cerrar definitivamente en esta zona de Quito.

Menos turistas nacionales y extranjeros circularon por el Centro Histórico debido a la suspensión del sistema público de transporte en la zona. A eso se suma la presencia de vallas metálicas en las calles, para resguardar al Palacio de Carondelet, a donde los manifestantes quisieron dirigirse en algunas ocasiones.

Con el fin del paro, las personas reactivaron las visitas y compras en el Centro Histórico, afirma López, quien añade que las actividades comercial y de servicios se han normalizado en lo que va de julio.

A diferencia de octubre de 2019, los negocios de esa zona no registraron daños a la propiedad, aunque sí fueron amenazados por algunos manifestantes.

Los más golpeados

Durante las manifestaciones, la caída de ventas se sintió más en cinco sectores económicos, sostiene Oikonomics.

Las actividades más perjudicadas fueron las de comercio, con una baja de su facturación de USD 333 millones en junio.

Los otros sectores con grandes pérdidas en sus ventas durante el mes pasado, según Oikonomics, son:

  • Manufactura, con una baja de USD 106 millones
  • Agricultura, con una caída de USD 81 millones.
  • Transporte, con una disminución de USD 56 millones.
  • Alojamiento y servicio de comida, con una reducción de USD 15 millones.

El paro también redujo los ingresos de la actividad exportadora del país. Solo el sector exportador no petrolero dejó de percibir USD 90 millones en junio.

La Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor) prevé un ajuste en las metas de desempeño económico de este sector para 2022 como consecuencia de las manifestaciones.

Noticias relacionadas