Lunes, 24 de junio de 2024

Metrovía: Sobrecupo y largas esperas persisten a tres semanas de la crisis en la Troncal 2 

Autor:

Alexander García

Actualizada:

6 Abr 2024 - 5:59

Según la ATM, un centenar de buses de la Metrovía circulaba sin revisión técnica vehicular. En un recorrido por la Troncal 2, PRIMICIAS constató que las deficiencias del servicio persisten tras tres semanas de crisis en el sistema de transporte masivo.

Los buses articulados se tardan en hora pico casi media hora en pasar en la Troncal 2 de la Metrovía y el sobrecupo es tal que a los usuarios se les dificulta ingresar a las unidades.

Autor: Alexander García

Actualizada:

6 Abr 2024 - 5:59

Los buses articulados se tardan en hora pico casi media hora en pasar en la Troncal 2 de la Metrovía y el sobrecupo es tal que a los usuarios se les dificulta ingresar a las unidades. - Foto: PRIMICIAS

Según la ATM, un centenar de buses de la Metrovía circulaba sin revisión técnica vehicular. En un recorrido por la Troncal 2, PRIMICIAS constató que las deficiencias del servicio persisten tras tres semanas de crisis en el sistema de transporte masivo.

En las horas pico, los tiempos de espera de los usuarios de la Troncal 2 de la Metrovía se alargan hasta por 24 minutos. Eso significa una mejora de solo seis minutos respecto al 19 de marzo, cuando estalló la crisis del sistema en el sur de Guayaquil.

La espera se alarga entre cinco y seis veces más de lo recomendado, pues lo óptimo es que los buses articulados arriben a las paradas cada cuatro o cinco minutos, según los estándares internacionales y de la propia Agencia de Tránsito y Movilidad (ATM). 

La incineración de dos buses por falta de mantenimiento provocó que el Municipio de Guayaquil termine el contrato de forma unilateral con el consorcio MetroExpress, a cargo de la Troncal. Y con ello, todas las unidades pasaron a revisión técnica. 

Tres semanas después, las deficiencias del servicio persisten y la contrariedad de los usuarios va en aumento, según comprobó PRIMICIAS en un recorrido este viernes 5 de abril de 2024. 

A la larga espera por un articulado en el sistema troncalizado (autobús de tránsito rápido en carril exclusivo) se suman unidades abarrotadas a las que se dificulta ingresar. Además se torna riesgoso el abordaje para niños y personas de la tercera edad. 

Carlos Tuba, de 75 años, dijo que, ante el excesivo número de pasajeros y los problemas con el cierre de las puertas de las unidades y de las puertas corredizas de las paradas, ha terminado golpeado. 

Niños y adultos mayores corren el riesgo de caer entre la multitud o de la propia estación, dijo Tuba, usuario habitual de la Troncal 2. “Te ahogas de calor entre tanta gente”, añadió. 

Según la ATM, un centenar de buses con los que cuenta la Metrovía circulaba sin revisión técnica vehicular, lo que propició la incineración de tres articulados en ocho meses. 

Buses sin revisión técnica

José Franco, gerente general de la Empresa Pública Municipal de Tránsito y Movilidad de Guayaquil, a cargo de la ATM, informó que con el traslado de 20 buses articulados de la Troncal 1 y 3 se mitiga la crisis de la Troncal 2. 

También se suman unidades que estaban en mantenimiento. De acuerdo con el funcionario, se ha llegado a reducir los tiempos de espera a entre siete y 16 minutos. 

PRIMICIAS comprobó que se extienden hasta por casi media hora entre las 08:00 y 09:00, en estaciones de la avenida 25 de Julio. Aunque sobre las 09:30, cuando comienza a declinar la hora pico, la espera por un bus puede reducirse hasta los 10 minutos. 

El Municipio de Guayaquil estudia el alza de pasajes de buses urbanos y de la Metrovía de USD 0,30 a USD 0,45, según una propuesta técnica de la ATM. 

El objetivo es mitigar la crisis de sostenibilidad del transporte público y mejorar el servicio con la instalación de climatización e Internet. Pero el alcalde Aquiles Alvarez adelantó que se prevé subsidiar el incremento de la tarifa, a fin de no afectar el bolsillo de los usuarios. 

A la crisis se suma la que la Troncal 2 se quedó sin buses alimentadores. Y los usuarios deben pagar doble pasaje, usando buses o tricimotos que los acerquen a las estaciones, cuando se trata de un servicio que suele estar incluido en la tarifa de Metrovía. 

Rosa García, de 33 años y moradora de La Floresta, dice que ahora toma una tricimoto por USD 0,25 adicionales para llegar a la estación Valdivia, al sur de la ciudad. 

“Con un aumento del pasaje, más la tricimoto, yo buscaría otra opción, porque la Metrovía tarda mucho y las unidades llegan muy llenas”, dijo García. Las taxirrutas cobran USD 1,25 al centro, explicó.