La pandemia beneficiaría la salida de jugadores ecuatorianos al extranjero

Jugada

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

16 Jul 2020 - 0:05

Alan Franco, durante un partido por Copa Sudamericana con Independiente del Valle, en 2019. - Foto: EFE

La pandemia beneficiaría la salida de jugadores ecuatorianos al extranjero

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

16 Jul 2020 - 0:05

A pesar de que el fútbol en el país se detuvo en marzo por la pandemia del Covid-19, el movimiento de fichajes e intercambios de futbolistas no ha parado. Ecuador es considerado un mercado barato en comparación al resto de países de la región. Por eso, esta crisis podría generar una oportunidad para que los clubes puedan vender.

La pandemia del Covid-19 ha provocado que los clubes busquen recursos de distintas maneras. Una solución ha sido la venta de jugadores para paliar la crisis. Sin embargo, los equipos han tenido que reducir sueldos de su plantel o negociar las formas de pago hasta que se reactive la industria.

Pablo López, representante de Legal Sports, señala que los salarios se van a reducir considerablemente, sobre todo en la ‘clase trabajadora’ del fútbol, es decir, jugadores que no tienen renombre. “Los futbolistas que no son top se van a tener que adaptar a lo que les ofrezcan los equipos“.

En lo mismo coincide Luis Reyes, agente de futbolistas, quien asegura que la crisis se ha sentido en los salarios, que en su mayoría fueron renegociados. “Tuvimos que hacer un sacrificio y demostrar empatía con los equipos que no tienen liquidez“.

Sin embargo, tres agencias que representan a futbolistas (Legal Sports, Kancha y Agente Reyes) concretaron fichajes durante la cuarentena. Es el caso, por ejemplo, de Alan Franco, que pasó de Independiente del Valle al Atlético Minero de Brasil, el 3 de junio de 2020.

Según Pablo Rivera, miembro de la agencia Kancha, que representa a Franco, la pandemia brindó más tiempo para negociar y pulir la oferta por el ecuatoriano de 21 años. En este caso, la cuarentena favoreció a la agencia para alcanzar su segunda transferencia internacional (la primera fue la de Billy Arce a Inglaterra).

“Tuvimos la ventaja de tener el mercado ‘congelado’ para concretar negociaciones a favor del club y del representado. La pandemia nos dio el impulso para cerrar la negociación“, reconoce Rivera.

Luis Reyes también menciona que durante la cuarentena su agencia llevó a cabo transacciones en el mercado local. Incluso, asegura que, una vez reiniciada la LigaPro, hay tres futbolistas que están a “un paso” de fichar por clubes del extranjero.

Por su parte, Andrés Báez, gerente de Aucas, dice que el club no pudo vender jugadores en medio de la crisis sanitaria. El equipo tenía negociaciones avanzadas por jugadores como Alexander Alvarado, pero se pausaron en marzo cuando la LigaPro fue suspendida.

A pesar de eso, Báez está seguro de que el mercado se normalizará y los equipos volverán a interesarse, sobre todo por Alvarado, a quien el directivo mira como una promesa por su corta edad y su amplio recorrido en Primera División y selecciones juveniles.

¿Devaluación de futbolistas en la pandemia?

Según Pablo López, el valor de los futbolistas en el mercado no se devaluará por la pandemia, porque los futbolistas ecuatorianos tienen muy buena acogida, sobre todo en México y en Brasil.

Los tres agentes coinciden en que el futbolista ecuatoriano no se va a ver afectado en futuras transferencias. Sin embargo, reconocen que será difícil analizar propuestas que sean beneficiosas a largo plazo y que sean favorables en el extranjero.

Pablo Rivera tampoco cree que los jugadores se han devaluado, pero insiste en que sí ha cortado procesos. Es el caso de uno de sus representados, Moisés Caicedo. El jugador de 18 años tuvo un muy buen arranque de año; salió campeón de la Copa Libertadores Sub 20 en Paraguay y debutó en la primera categoría del Independiente del Valle.

“Venía con un ritmo que nos ilusionaba como agencia, mucha gente ya preguntaba por él. La pandemia cortó eso. Para Moisés este tiempo ha sido difícil porque entiende que en estos meses pudo haber despuntado en su nivel para conseguir ofertas formales“, dijo el representante de Kancha.

¿Va a ser más difícil vender?

Según López, va a ser más difícil vender jugadores al precio al que el equipo quería vender. Asimismo, cree que va a ser más complicada la negociación para obtener el máximo beneficio para el club dueño de los derechos deportivos de los jugadores.

También mencionó que los representantes y los clubes tendrán que reinventarse para negociar la salida o llegada de un futbolista. López insistió en la posibilidad que en un fútbol post pandemia se incrementen los trueques entre deportistas, sesiones y préstamos con opción a compra.

De esta forma, los agentes de futbolistas ecuatorianos tienen aspiraciones a vender a algunos de sus representados después de la crisis del coronavirus. Son optimistas en que los mercados fuertes económicamente de la región se van a fijar en el ecuatoriano y así construir proyectos a largo plazo.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas