Solo 224 personas podrán ingresar a cada partido de la LigaPro

Jugada

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

15 Ago 2020 - 0:05

Los jugadores suplentes de Barcelona miran el partido frente a Guayaquil City desde las gradas, el 22 de julio de 2020. - Foto: API

Solo 224 personas podrán ingresar a cada partido de la LigaPro

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

15 Ago 2020 - 0:05

El protocolo de bioseguridad, desarrollado por la LigaPro y admitido por el COE nacional, establece que cada club podrá contar con 45 personas por encuentro, entre jugadores, cuerpo técnico, cuerpo médico médico, utileros, directivos y personal técnico. Todos tendrán que presentar test anticuerpos para ingresar a los estadios.

Los equipos de la LigaPro tendrán que mostrar las pruebas 24 horas antes del partido. En caso de no ser así, toda la delegación se someterá a los test el mismo día del encuentro, en el área médica de cada estadio.

Asimismo, la Liga Profesional cubrirá los costos de las pruebas de Covid-19 para 23 futbolistas, ocho miembros del cuerpo técnico, dos utileros y dos médicos de cada equipo.

De la misma manera, los oficiales de partido y los árbitros tendrán que presentar sus pruebas negativas, las cuales también serán cubiertas por la LigaPro.

Para cada encuentro, el comisario del partido tendrá que llegar cuatro horas antes del inicio. Una de sus funciones será inspeccionar que los camerinos (y las zonas cercanas), bancos de suplentes, mesa de control, área de prensa, pasillos y accesorios que se utilizan en la cancha se encuentren desinfectados.

Uso de camerinos

De acuerdo a las medidas de prevención, en los camerinos de cada equipo y de los árbitros estará disponible una “bandeja de desinfección”, para que los jugadores dejen todo el material de bioseguridad.

Los vestuarios deberán contar con dispensadores de alcohol en gel y entre los puestos de cada futbolista se deberá respetar el distanciamiento social. Según David Constante, director de competiciones de LigaPro, las duchas sí estarán habilitadas, sin embargo, dependerá de cada equipo si desea utilizarlas o no.

El protocolo post competición establece que los planteles deberán abandonar el estadio una hora después de haber terminado el encuentro. “También dependerá de la estructura de cada escenario y la cantidad de duchas disponibles”, explicó Constante.

En el caso de Liga de Quito, sí se permitirá que los deportistas se duchen una vez finalizado el partido. Julio Álvarez, administrador del estadio Rodrigo Paz Delgado, le contó a PRIMICIAS que en Casa Blanca se habilitarán dos vestuarios para el plantel, uno principal y otro alterno.

“El aforo máximo será de 15 personas, incluidos jugadores y cuerpo técnico. Dentro de los vestuarios van a estar distanciados y solo estarán disponibles cuatro de las ocho duchas. Lo mismo con los baños y los lavamanos”, mencionó Álvarez.

Ceremonia del encuentro

Para mantener el distanciamiento social, primero saldrán los árbitros, posteriormente el club visitante y al último el equipo local. Todos por el mismo túnel que conduce al campo.

Además, durante la formación y el himno de la LigaPro, cada deportista deberá mantener mínimo un metro de distancia y no se permitirá la presencia de niños o familiares de los futbolistas.

Durante el partido

Todos los colaboradores técnicos, cuerpo médico, utileros y jugadores suplentes deberán portar una credencial y un chaleco. También será obligatorio el uso de mascarilla y usar constantemente alcohol en gel.

En el caso de los suplentes, verán el partido desde la tribuna principal del estadio, como se observó en el partido simulacro entre Barcelona y Guayaquil City, disputado el pasado 22 de julio.

Por su parte, los titulares de ambos equipos no podrán saludarse con beso o abrazo y tampoco se permitirá ingerir alimentos en cancha o en el borde del campo. Para eso, en caso de requerirlo, habrá un minuto de hidratación en cada tiempo. Cada futbolista tendrá su propia botella de bebida.

Post partido

El protocolo establece que está restringido el intercambio de camisetas una vez concluido el partido. Ya en el vestuario, los jugadores “deben cambiarse y colocar su uniforme e implementos de juego en una bolsa plástica correspondiente“.

Por otra parte, los futbolistas no podrán abandonar el estadio de manera individual y tampoco podrán tener contacto con familiares o cualquier persona que no se encuentre en la lista oficial habilitada por LigaPro.

Según Julio Álvarez, el plantel de Liga utilizará dos buses para trasladarse desde y hacia los estadios. El directivo detalló que el club cuenta con un bus que tiene capacidad para 42 personas y otro para 38. En cada uno podrán ir 15 personas, incluido el chofer, por eso se ocuparía un 40% de la capacidad.

Finalmente, la Liga Profesional estableció un régimen sancionador, aplicable a todas las personas que serán parte de los encuentros, en caso de no cumplir las normativas expuestas en el protocolo.

En el documento se incluyen infracciones leves (castigados con una multa de USD 400), infracciones graves (multa de USD 800) e infracciones muy graves (multa de USD 1.200). Esto, para garantizar el cumplimiento de las medidas de bioseguridad y evitar contagios entre todos los actores que componen el fútbol ecuatoriano.

Además, el fixture para el retorno de la LigaPro no permitirá traslados de larga distancia. De esa manera, los directivos pretenden evitar el uso de aviones, al menos por las primeras fechas, hasta que se estabilice la emergencia sanitaria en el país.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas