Viernes, 12 de julio de 2024

Clausuran una vulcanizadora por vender mariscos, en el norte de Quito

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

20 Jun 2024 - 15:37

La AMC clausuró una vulcanizadora en el sector de Calderón, en el norte de Quito. Dos personas fueron sancionadas por vender mariscos sin normas de higiene.

Policías y funcionarios de la AMC clausuran una vulcanizadora en el sector de Calderón, en el norte de Quito, el 19 de junio de 2024.

Autor: Redacción Primicias

Actualizada:

20 Jun 2024 - 15:37

Policías y funcionarios de la AMC clausuran una vulcanizadora en el sector de Calderón, en el norte de Quito, el 19 de junio de 2024. - Foto: AMC

La AMC clausuró una vulcanizadora en el sector de Calderón, en el norte de Quito. Dos personas fueron sancionadas por vender mariscos sin normas de higiene.

La Agencia Metropolitana de Control (AMC) clausuró una vulcanizadora en la que se vendía pescado y camarón, en la parroquia de Calderón, ubicada en el norte de Quito.

Durante un operativo, las autoridades sancionaron a un ciudadano que se encontraba vendiendo los mariscos en gavetas, almacenadas en el taller y expuestas a la contaminación de la calle.

El coordinador de operativos de la AMC, Pablo Osorio, dijo que "todos los jueves, desde tempranas horas, varios camiones ingresaban a la vulcanizadora para vender mariscos sin normas de higiene"

Además, la AMC entregó otro proceso de sanción a un comerciante que vendía estos mariscos a pocos metros de vulcanizadora clausurada.

"Ambos ciudadanos infractores transportaban los mariscos en cajones enfriados únicamente con una capa de hielo dentro de los automotores", agregó la entidad de control capitalina.

Y explicó que los mariscos que no reciben una adecuada refrigeración y tratamiento pueden causar intoxicación en las personas que los consumen.

Según el Código Municipal, el establecimiento comercial que no cuente con una licencia de funcionamiento puede recibir una multa de entre uno y cuatro salarios básicos. Es decir, desde los USD 460 a los USD 1.840.

En cuanto a las personas que usen el espacio público para cualquier actividad económica y no cuente con la autorización municipal, enfrentarán una multa de USD 230.