La guerra de bandas pasó de las cárceles a las calles de Guayaquil

Sociedad

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

20 Mar 2021 - 0:05

Sector conocido como 'Punta Arrecha', en el Guasmo Sur de Guayaquil. - Foto: Carolina Mella / PRIMICIAS

La guerra de bandas pasó de las cárceles a las calles de Guayaquil

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

20 Mar 2021 - 0:05

Los presos amenazaron con trasladar la violencia de las cárceles a las calles. Solo en febrero se produjeron 70 asesinatos en Guayaquil, una cifra inédita.

La noche del 23 de febrero, el día de la masacre en cuatro cárceles de Ecuador, un grupo de privados de libertad advirtieron en un video que pasarían la guerra de las cárceles a las calles. 

Solo en febrero, en Guayaquil se produjeron 70 crímenes, casi tres veces más si se compara con el mismo mes de 2020, cuando se reportaron 25.

Esta cantidad de asesinatos en un mes no se había registrado antes, por lo menos desde 2010, según los datos estadísticos del Ministerio de Gobierno.

Los asesinatos de las últimas semanas tienen características aún más crueles que el sicariato, que por décadas ha golpeado a la ciudad.

Las víctimas han sido torturadas y decapitadas, como lo hacen los cárteles mexicanos.

La madrugada del 19 de marzo, en el barrio Los Esteros, en el sur de Guayaquil, ‘Luis’, un guardia de seguridad, alertó a la Policía sobre la presencia de dos sacos de yute en medio de la calle. 

Según el comandante de la Policía de la Zona 8, César Zapata, se trataba de un cuerpo decapitado que fue encontrado “con las manos atadas por la espalda”.

Se presume que “el crimen lo cometieron en otro sitio y lo dejaron en ese sector”, dice el jefe policial, quien asegura que los agentes concentran sus esfuerzos para controlar la violencia en el lugar.

“El cuerpo fue trasladado al Departamento Médico Legal para su identificación y se verificará qué otro tipo de información podemos obtener que tenga relación con algún tipo de organización delictiva”, explicó el Zapata. 

El mensaje es claro, están vengando las muertes ocurridas en las cárceles, dice otra fuente policial, y que tienen relación con las amenazas que se hicieron entre las bandas.

Quedaron deudas pendientes, dice, y “mantener el liderazgo va a traer este tipo de muertes, porque quien llega a ser elegido como líder, va a tener que demostrar su poder”. 

En Guayas se han producido 89 asesinatos en los primeros tres meses de 2021, lo que significa un incremento de la violencia de casi 200% respecto a 2020.