Nemonte Nenquimo: mi abuelo me enseñó a luchar por la naturaleza

Sociedad

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

4 Dic 2020 - 0:03

La lideresa huaorani, Nemonte Nenquimo, en la provincia de Pastaza. - Foto: Amazon Frontlines

Nemonte Nenquimo: mi abuelo me enseñó a luchar por la naturaleza

Autor:

Jonathan Machado

Actualizada:

4 Dic 2020 - 10:15

La lideresa amazónica fue reconocida como una de las 100 personas más influyentes del mundo por la revista estadounidense Time. Además, ganó el premio Goldman, conocido como el ‘nobel’ del medioambiente.

Nemonte Nequimo es la cara visible de la lucha por la conservación de la naturaleza. Sobre todo de su hogar: la Amazonía ecuatoriana.

La lideresa waorani ganó notoriedad mundial en 2019 después de que encabezara una campaña indígena que terminó en una sentencia de la Corte Constitucional para evitar la extracción petrolera en 500.000 hectáreas de la selva amazónica.

Esta lucha le sirvió para ser reconocida como una de las 100 personas más influyentes del mundo por la revista estadounidense Time. Además, el 30 de noviembre de 2020 recibió el premio Goldman, conocido como el ‘Nobel’ del medioambiente.

Desde su casa en la provincia de Pastaza, Nenquimo conversó con PRIMICIAS sobre su motivación para defender la naturaleza y los efectos que ha ocasionado la pandemia en su comunidad.

Nenquimo dice que desde que tenía cinco años veía a su abuelo que luchaba contra tribus que invadían su territorio. Ese fue el principal ejemplo que tuvo para cuidar la naturaleza.

Todo lo que hago es por el amor a la naturaleza, para que mi hija pueda disfrutar de la selva cuando sea mayor.

Nemonte Nequimo, lideresa waorani

¿Cuál es la importancia que tiene la naturaleza para las comunidades amazónicas?

Es la vida y el hogar que nos ha dado todo. Es una parte fundamental para nuestras familias. Aquí tenemos libertad y alegría. Desde siempre, la selva ha sido nuestra protectora y ahora nosotros queremos protegerla.

Los abuelos nos enseñaron el valor de la selva. Ellos sabían que la naturaleza nos ha dado la vida. Ese legado lo seguimos nosotros para evitar que el cambio climático destruya lo que nuestros antepasados nos dejaron.

¿Qué significado tiene el reconocimiento de la revista Time y el premio Goldman?

Es un reconocimiento para toda la comunidad, no solo para mí. El premio llegó por la lucha que hemos tenido para proteger la naturaleza y evitar que nuestras familias se queden sin hogar.

Ser parte de las personas más influyentes del mundo ha visibilizado los problemas que tienen nuestras comunidades. Ahora el mundo sabe de dónde venimos y las causas por las que luchamos: salvar la Amazonía y su riqueza. Eso no es negociable.

La lideresa indígena, Nemonte Nenquimo, (segunda de la derecha), junto a miembros de la comunidad Waorani

La lideresa indígena, Nemonte Nenquimo, (segunda de la derecha), junto a miembros de la comunidad Waorani Amazon Frontlines

¿Qué es lo que piden las comunidades?

Exigimos que el mundo respete nuestra cultura y nuestro hogar. Que las personas escuchen las necesidades que tenemos para evitar que nuestra cultura muera.

A las nuevas autoridades que gobernarán el país solo les pedimos que respeten nuestra casa y nuestra vida. Hemos permanecido por muchos años en estos territorios y los hemos cuidado porque son parte de nosotros.

¿Cuál es el papel de las mujeres en la defensa de la naturaleza?

Las mujeres hemos demostrado que podemos ser liderar diferentes procesos sociales. Hemos demostrado que somos capaces transformar la forma de ver la vida.

Esta fortaleza viene desde que somos pequeñas. En nuestras comunidades, las mujeres tradicionalmente han sido lideresas y eso nos ha ayudado a enfrentar la vida

¿Cuál ha sido el efecto de la pandemia en las comunidades?

Hemos sufrido mucho. Al ser una nueva enfermedad no sabíamos como combatirla. En las comunidades hubo muchos contagios. Muchas personas tuvieron síntomas muy fuertes que no les permitían caminar para ir a cazar y alimentar a sus familias.

Tampoco hubo medicinas occidentales y nos curamos con nuestras plantas nativas. Yo, por ejemplo, tuve dolores de cabeza muy fuertes. No podía levantarme de la cama. Hay momentos que no recuerdo. Gracias a los cuidados de mi madre me recuperé

Ahora, la mayor preocupación que tenemos son los adultos mayores. Ellos son quienes transmiten nuestra cultura porque no hemos desarrollado la escritura. Si ellos mueren, nuestra cultura corre un grave riesgo.

Noticias relacionadas