Jueves, 29 de febrero de 2024

Guayaquil: Nuevo alcalde revisará el costo de pasajes de buses urbanos

Autor:

Alexander García

Actualizada:

10 May 2023 - 16:42

El alcalde electo de Guayaquil propone 90 días de mesas de diálogo para revisar la tarifa del pasaje de los buses urbanos, pero "sin afectar el bolsillo de los guayaquileños". Los transportistas piden un incremento de USD 0,30 a USD 0,40.

El servicio de transporte público se suspendió en Guayaquil la tarde del 21 de mayo de 2021.

Autor: Alexander García

Actualizada:

10 May 2023 - 16:42

El servicio de transporte público se suspendió en Guayaquil la tarde del 21 de mayo de 2021. - Foto: API

El alcalde electo de Guayaquil propone 90 días de mesas de diálogo para revisar la tarifa del pasaje de los buses urbanos, pero "sin afectar el bolsillo de los guayaquileños". Los transportistas piden un incremento de USD 0,30 a USD 0,40.

Una revisión del costo de los pasajes de los buses urbanos, pero sin que el incremento recaiga necesariamente en los usuarios es lo que propone el alcalde electo de Guayaquil, Aquiles Álvarez, para resolver el pedido de los transportistas de aumentar la tarifa.

El nuevo alcalde asumirá el cargo el 14 de mayo de 2023. Este martes 9 de mayo recibió las credenciales del Consejo Nacional Electoral (CNE) y ratificó que trabajará primero en una reestructuración del presupuesto del año del Municipio de Guayaquil. 

Los transportistas solicitan un incremento de USD 0,30 a USD 0,40. El alcalde electo inició con ellos un proceso de diálogo, a inicios de abril pasado. 

El gremio de la transportación urbana aceptó su propuesta: las partes se sentarán durante los primeros 90 días para definir un aumento del pasaje.  

“La esencia de buscar este diálogo es revisar la tarifa”, reconoció Álvarez. “Pero el guayaquileño tiene que estar tranquilo porque su bolsillo no va a ser afectado, después profundizaremos en ello”.

¿Compensar a los transportistas?

Aunque el nuevo funcionario evitó profundizar en el tema, en la práctica se abre la puerta a estudiar mecanismos de compensación a los transportistas. De hecho, Álvarez ratificó en su momento que se requiere primero "reorganizar las finanzas del municipio".

Según la administración de la alcaldesa saliente Cynthia Viteri, Álvarez asumirá con un presupuesto de USD 587,6 millones. Es decir, con el 78% de fondos por ejecutar.

El alcalde electo de Guayaquil, Aquiles Álvarez, durante la entrega de credenciales en el Palacio de Cristal, el 9 de mayo de 2023.

El alcalde electo de Guayaquil, Aquiles Álvarez, durante la entrega de credenciales en el Palacio de Cristal, el 9 de mayo de 2023.  API

El alcalde electo no refutó esas cifras este martes 9 de mayo, al recibir las credenciales oficiales del CNE, pero dijo que emitirán un informe de la situación de las cuentas del Municipio una vez en el cargo. 

“Sería fácil para mí decir que nos peleamos con los transportistas, porque la ley dice que si ellos se paralizan van presos, como se ha hecho estos últimos años. Nosotros tenemos otra visión. Queremos un transporte digno en la ciudad”, agregó el alcalde electo. 

La nueva administración también le hará exigencias al gremio de transportistas. No solo en materia de mejora sus unidades y servicios, sino también en nuevas rutas, pues Álvarez propuso en campaña una reorganización de parroquias y distritos en Guayaquil.

Transportistas, abiertos al diálogo

La Federación de Transportistas Urbanos de Guayas (Fetug) felicitó la apertura al diálogo con la nueva administración, a pesar de malas experiencias con sistemas de compensación. 

Además, se comprometieron a no paralizar el servicio hasta que concluyan las mesas técnicas. Pero está pendiente la resolución de una acción de protección por el aumento de pasajes. La audiencia se reinstalará el jueves 11 de mayo de 2023.   

“Queremos que el juez nos conceda medidas cautelares para poder fijar una tarifa que nos alivie, con la que se pueda sustentar el servicio, hasta que se realice un estudio técnico”, señaló Christian Sarmiento, presidente de la Fetug.

Aunque les concedan la acción de protección, los trasportistas prevén continuar en las mesas con el nuevo alcalde. Los equipos técnicos han mantenido reuniones previas a su posesión. Y la Federación está abierta a mecanismos de compensación.

Desde junio de 2021, la Fetug paralizó, de forma parcial y por tres ocasiones, el servicio de buses urbanos como medida de hecho ante la falta de atención a sus reclamos por parte la Municipalidad. 

En el gremio se declararon defraudados por las medidas de compensación que planteó en 2020 el gobierno del expresidente Lenín Moreno.

Se preveía una reducción de aranceles en llantas y repuestos, ante el aumento del precio del diésel, pero "eso nunca funcionó" para los transportistas.

Los reclamos siguieron con la presidencia de Guillermo Lasso y, luego, ante el Municipio, que tiene la competencia de fijar los precios de los pasajes del transporte público. 

El presidente de la Fetug sostuvo que las tarifas están congeladas desde 2016, cuando se aumentó en USD 0,05 el precio del pasaje. Y señaló que la reducción de pasajeros durante la pandemia golpeó también los ingresos del sector. 

“Tenemos compañeros a los que les faltaban tres años para pagar las unidades, han tenido que reestructurar la deuda por 15 años más”, indicó Sarmiento. Los problemas económicos del sector comprometen incluso el mantenimiento de las unidades, advirtió.

El sistema de transporte municipal, Metrovía, ha sido cuestionado por varios candidatos a la Alcaldía de Guayaquil en sus propuestas de movilidad.

El sistema de transporte municipal, Metrovía, ha sido cuestionado por varios candidatos a la Alcaldía de Guayaquil en sus propuestas de movilidad. ATM

Fondos de salvataje

La administración de la alcaldesa Viteri entregó fondos de compensación por casi USD 13 millones a la Metrovía, ante la caída de usuarios y la crisis por la pandemia. 

El Municipio construyó el sistema de autobuses de tránsito rápido con carriles exclusivos, pero este es operado por transportistas privados.

Viteri justificó los salvatajes para “evitar un golpe al bolsillo” de los usuarios. Es decir, para evitar el aumento del valor de los pasajes

El primer salvataje a los operadores privados de las tres troncales del sistema ascendió a USD 992.000, en febrero de 2021. El segundo, por USD 3,5 millones, se entregó en julio de 2022.

Mientras, un tercero por USD 8,3 millones se aprobó en marzo de 2023, pues el sistema inició este año operando con casi la mitad de sus buses y de los usuarios de pre-pandemia. 

“La Metrovía está prácticamente quebrada, si alguien no lo dice por temor, se acabó el temor”, señaló Sarmiento en una reunión con Álvarez. 

“Los transportistas invirtieron en los vehículos. Pero como aportantes de las cooperativas no hemos recibido la rentabilidad indicada desde hace más de siete años”, agregó el dirigente.