Trabajadores ecuatorianos sienten el impacto de las medidas en España

Sociedad

Autor:

Gabriela Paz y Miño

Actualizada:

16 Mar - 0:05

Hosteleros ecuatorianos en España, marzo de 2020. - Foto: Primicias

Trabajadores ecuatorianos sienten el impacto de las medidas en España

Autor:

Gabriela Paz y Miño

Actualizada:

16 Mar - 0:05

Empleados y trabajadores autónomos prevén importantes pérdidas por las medidas decretadas por el Gobierno para contener el avance del coronavirus: todo tipo de negocio o servicio que no esté relacionado con la venta de productos de primera necesidad y de medicinas, fue cerrado.

El estado de alarma, decretado en España para frenar el contagio de coronavirus, empieza a pasar factura a empresarios, especialmente a los más pequeños, que viven de sus ventas diarias y no tienen grandes márgenes de ganancia.

Pese a las medidas para compensar el impacto económico, anunciadas ayer domingo por el presidente español, Pedro Sánchez, la incertidumbre se agudiza en este sector de la economía.

Las restricciones del estado de alarma incluyen la limitación de los desplazamientos que no sean de fuerza mayor, la posibilidad de intervenir empresas para garantizar suministros y el cierre de todo tipo de negocio o servicio que no esté relacionado con la venta de productos de primera necesidad y de medicinas.

Los pequeños y medianos empresarios ecuatorianos también sienten el impacto de estas medidas, explicadas como necesarias para contener la curva de contagio y evitar que se saturen los sistemas sanitarios.

Según Miguel Méndez, presidente de la Asociación de Empresarios, Cocineros, Hosteleros Ecuatorianos en España (Asoechees), solo en Madrid hay alrededor de 150 restaurantes ecuatorianos, que dan trabajo a unas 600 personas. En toda España, asegura, superan los 200.

“Un cierre de un día implica, como media, una pérdida de 1.000 euros. En fin de semana, eso puede llegar a 5.000”.

Miguel Méndez

Y explica que de los ingresos, hay que deducir todos los gastos: alquiler, pago del IRPF, el IVA, servicios, pago de la cuota de autónomo, seguridad social y sueldos. “Si los negocios se cierran quince días, por el estado de alarma, tendremos un impacto tremendo. Pero si se alarga todavía más, es posible que muchos no sobrevivan a esta crisis”, asegura.

Los testimonios de las pérdidas

Además de la hostelería, existen pequeños emprendedores ecuatorianos en otros sectores.

Soledad Villa, la diseñadora gualaceña que ha empezado a ganar un nombre en Madrid, está desesperada.

En su caso, el ‘bajón’ de clientes se siente desde la semana pasada, “sobre todo en el caso de los mayores”. Villa teme que también perderá la inversión de 5.000 euros que ha hecho en material para bodas, comuniones y otros eventos, porque “todo se ha cancelado”. Por el momento, no tiene plan B.

Los trabajadores por cuenta ajena también se ven afectados. Ximena Alvarado, una ambateña que trabaja como camarera en uno de los hoteles de la marca Eurostar, en Madrid, regresaba ayer a su casa del último día de su contrato por “fin de obra”.

“Llevo cinco años con este contrato, hecho por una externalizadora. Nunca había dejado de trabajar, hoy nos dijeron que el hotel se cierra mañana y que nos acojamos al paro. No sé cómo lo voy a hacer si ni siquiera se puede pedir cita. El sistema está saturado. Debe haber miles de personas tratando de hacer el trámite: trabajadores de fábricas, hoteles, bares… de todo”.

Ximena Alvarado

Su esposo, también ecuatoriano, es empleado fijo en una empresa de transportes. “Todavía tiene su sueldo, pero en los últimos días casi no ha hecho viajes. Antes entregaban fruta en colegios, guarderías, institutos. Ahora todo está cerrado, al menos por quince días, pero yo creo que será más”, dice.

Ella es madre de dos niños y que aún no saber cómo pagará los servicios, el arriendo y la comida, con la subvención del paro, que espera sea de alrededor de 700 euros.

Las ayudas

El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó ayer las medidas de compensación anunciadas por Pedro Sánchez. Estas incluyen:

  • Créditos extraordinarios,
  • Préstamos al sector turístico,
  • Bonificaciones a ciertos tipos de contratos,
  • Posibilidad de fijar precios de medicamentos y productos sanitarios,
  • Adelanto de las entregas a cuenta a las comunidades autónomas,
  • Aplazamiento del pago de impuestos para autónomos y pymes afectados.

Sin embargo, la información de cómo acceder a ellos aún no ha llegado a los posibles beneficiarios.

La banca española, por su parte, ha anunciado que pondrá 100.000 millones para créditos rápidos a pymes y autónomos afectados.

Miguel Méndez, de Asoechees, ha empezado a comunicarse con los miembros de su gremio para dar información sobre cómo acceder a créditos blandos que concede el Instituto de Crédito Oficial. “El mínimo es de 30.000 euros. Esto nos permitirá cubrir el hueco por un tiempo”, asegura.

En España hay alrededor de tres millones de autónomos. No existe una cifra específica sobre empresarios ecuatorianos, pues ellos, como todos los autónomos, solo se registran ante el Ministerio de Comercio e Industrias de este país.

Tampoco la Embajada Ecuatoriana tiene un listado, porque no hay ningún trámite relacionado específicamente con este grupo.

Autónomos en España (por sectores)

• Agricultura: 11,5 %.
• Industria: 4,4%.
• Construcción: 10,9%.
• Servicios: 73,2%.


También le puede interesar:

Noticias relacionadas