El microcrédito y el crédito comercial crecen en Ecuador

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

12 Abr 2021 - 0:05

Un hombre es atendido en una de las agencias de la Cooperativa de Ahorro y Crédito Andalucía, en Ecuador, en 2021. - Foto: Cortesía Cooperativa de Ahorro y Crédito Andalucía

El microcrédito y el crédito comercial crecen en Ecuador

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

12 Abr 2021 - 9:26

La cartera de crédito comercial aumenta en la banca privada gracias a la recuperación económica que registra el país.

En marzo de 2021 la cartera bruta de crédito de la banca privada ascendió a USD 29.916 millones.

Fue así que en ese mes, dos de los cuatro segmentos que componen la cartera de préstamos presentaron crecimiento en términos interanuales: el microcrédito y el crédito comercial. Los datos pertenecen a la Asociación de Bancos Privados de Ecuador (Asobanca).

La cartera de microcrédito alcanzó los USD 2.065 millones en marzo de 2021. Esto representa un crecimiento del 2,38% en comparación con el mismo mes de 2020 cuando llegó a USD 2.017 millones.

El microcrédito es un tipo de crédito que se otorga a personas naturales o jurídicas con un nivel de ventas anuales inferior o igual a USD 100.000, para financiar actividades de producción y comercialización en pequeña escala.

Otro segmento que también subió fue el crédito comercial, que es de carácter productivo. En marzo de 2021 esa cartera sumaba USD 13.622 millones en la banca privada. Es decir 2,34% más que el año pasado cuando llegaba a USD 13.310 millones.

El alza en ambos rubros responde a la reactivación económica que experimenta el país, justo a un año de la emergencia sanitaria por el Covid-19.

“La evolución refleja que el crédito se mantiene en la senda de la recuperación en 2021, luego de un año en el que se registró la más fuerte recesión económica que ha vivido el país”, explica Asobanca.

Otros créditos disminuyen

Sin embargo, entre marzo de 2020 y el mismo mes de 2021, las carteras de consumo y vivienda se han contraído en 3,70% y 1,42%, respectivamente.

En su último informe el Banco Central indicó que las operaciones de crédito de consumo, otorgadas por los sistemas financieros privado y de la economía popular y solidaria, cayeron 23,4% en 2020.

La baja en segmentos como consumo y vivienda se debe al deterioro del mercado laboral, que en 2020 desembocó en una caída del consumo de los hogares del 7%.

En Ecuador las dos terceras partes de la población económicamente activa (PEA) tenían un empleo inadecuado o estaban desempleadas, según el último reporte del Instituto de Estadística y Censos (INEC) de marzo de 2021.

El crédito en las cooperativas

La cartera de crédito del Sistema Financiero Popular y Solidario (SFPS) fue de USD 12.527 millones en febrero de 2021. Así lo detalla el último reporte de la Superintendencia de Economía Popular y Solidaria (SEPS).

La SFPS agrupa a las cooperativas de ahorro y crédito y a las mutualistas.

A diferencia de lo que ocurrió con la cartera de crédito de la banca privada, en la del SFPS solo uno de sus cinco segmentos se ha elevado en el último año. Se trata del microcrédito.

Entre febrero de 2020 y el mismo mes de 2021 la cartera de microcrédito de la SFPS se elevó 8,91% o lo que es igual a USD 371 millones.

En cambio las carteras de préstamos de consumo, comercio, educación y vivienda se contrajeron.

Repensar el crédito

La crisis económica, el deterioro del mercado laboral y los cambios hábitos de consumo por la pandemia llevan a los ecuatorianos a demandar cierto tipo de créditos por encima de otros.

En ese contexto, Belén Luzón, jefa de negocios de Cooperativa Andalucía, destaca aspectos que deben tener en cuenta las personas que busquen un crédito:

Definir el objetivo

Definir el objetivo

Antes de solicitar un crédito se debe determinar cuál será el destino del dinero: pago de deudas, educación, vivienda, salud, inversión o consumo.

“Por ley las entidades financieras clasifican la cartera de crédito de acuerdo con las condiciones del producto que el cliente va a solicitar”, dice Luzón.

Revisar las finanzas

Revisar las finanzas

Las personas deben analizar sus ingresos y egresos para conocer su capacidad real de pago. Se recomienda destinar el 50% de sus ingresos al pago de gastos básicos, el 40% para cubrir préstamos o tarjetas de crédito y 10% para el ahorro.

 

Analizar la oferta

Analizar la oferta

Antes de solicitar un préstamo se deben revisar las opciones del mercado para así conocer montos, tasa de interés y plazos de pago.

También se recomienda verificar en las superintendencias de Bancos y de Economía Popular y Solidaria que las entidades financieras estén autorizadas.

Condiciones de pago

Condiciones de pago

Las personas deben tener presente el monto del crédito y los abonos mensuales que se deben hacer con el objetivo de ordenar las finanzas y cumplir con las obligaciones adquiridas.

Evitar el sobreendeudamiento

Evitar el sobreendeudamiento

Además se sugiere a los clientes organizar sus finanzas para que los gastos no superen a los ingresos. De esta manera se evita caer en morosidad. 

Noticias relacionadas