Gobierno reconoce daños ambientales por rotura de oleoductos y poliducto

Economía

Autor:

Wilmer Torres

Actualizada:

9 Abr - 0:05

Personal de OCP realizó este 8 de abril una inspección en el río Coca para conocer los alcances de la ruptura del oleoducto. - Foto: OCP

Gobierno reconoce daños ambientales por rotura de oleoductos y poliducto

Autor:

Wilmer Torres

Actualizada:

9 Abr - 13:49

El Oleoducto de Crudos Pesados (OCP) dijo que instalará nueva tubería en una ruta alterna y que trabaja en forma coordinada con las autoridades. El ministro del Ambiente, Juan DeHowitt, anunció la creación de un comité de Emergencias y Contingencias.

Noticia actualizada con información de Petroecuador y Petroamazonas a las 13:50 del 9 de abril.

Ministerio de Ambiente ha dispuesto el inicio de los planes de remediación en los sitios afectados por el derrame de petróleo que ha seguido a la rotura de los dos oleoductos de Ecuador, la noche del 7 de abril.

El desastre ocurrió en el sector de San Rafael, en los límites entre las provincias de Sucumbíos y Napo.

Fue un deslave de grandes proporciones a lo largo de las márgenes del río Coca, que arrastró consigo parte de las tuberías del Oleoducto Transecuatoriano (SOTE), del Oleoducto de Crudos Pesados (OCP) y del Poliducto Shushufindi-Quito.

Como lo muestra el siguiente video:

El terreno se ve inestable, por lo que OCP ya anunció que instalará la nueva tubería en una ruta alterna. Y el ministro de Energía, René Ortiz, habla de la construcción de una variante para poder seguir transportando petróleo.

El oleoducto SOTE tiene capacidad para transportar 360.000 barriles diarios de petróleo y generalmente opera a tope, el OCP tiene capacidad para transportar 450.000 barriles al día, pero opera con una carga de 180.000 barriles por día.

Mapa del recorrido del oleoducto SOTE de Petroecuador.

Mapa del recorrido del oleoducto SOTE de Petroecuador. Orfaith Rivera/PRIMICIAS

Y el Poliducto Shushufindi-Quito, que tiene una extensión de 305,3 kilómetros y una capacidad de transporte de 9.600 barriles diarios de combustible, especialmente de GLP producido en la refinería de Shushufindi (Amazonas).

Mapa del recorrido del OCP.

Mapa del recorrido del OCP. Orfaith Rivera/PRIMICIAS

El ministro de Ambiente, Juan DeHowitt, dispuso la creación del Comité de Emergencias y Contingencias para “establecer acciones inmediatas de control e implementación de planes de remediación en los sitios afectados”, especialmente el río Coca.

En una primera evaluación, Ambiente verificó que no se vieron afectadas por el derrame de petróleo y combustible las captaciones de agua potable para el Municipio de Gonzalo Pizarro, en Sucumbíos.

Sin embargo, hubo contaminación en el río Coca. Al respecto, las autoridades harán una adecuación para captar agua desde el cercano río Payamino.

El Comité de Emergencias estará integrado por los ministerios de Ambiente y de Energía, por la Secretaría Técnica de Circunscripción Territorial Amazónica, por Petroecuador y por la empresa OCP.

La petrolera estatal Petroecuador es la dueña y operadora del SOTE y del Poliducto Shushufindi-Quito, mientras que el consorcio OCP es el dueño del Oleoducto de Crudos Pesados.

Según un comunicado del Ministerio de Ambiente, las operadoras suspendieron el bombeo una vez que se reportó la ruptura de las tuberías.

Los trabajos de reparación del SOTE, OCP y del poliducto tomarán unas tres semanas, es decir, hasta finales de abril, según el Ministerio de Energía.

En riesgo el río Napo

Un grupo de habitantes de las comunidades aledañas al río Coca, en la provincia de Sucumbíos, expresó su preocupación por la contaminación de las aguas.

Personal de Petroecuador y de la petrolera estatal Petroamazonas se movilizó a la ciudad de El Coca para trabajar en un sistema provisional de captación de agua y la instalación de una segunda bomba de agua potable para el abastecimiento de esa ciudad.

El río Coca abastece de agua a varias comunidades de Sucumbíos y de la provincia de Orellana.

El agricultor del cantón Gonzalo Pizarro, Manuel Conde, dijo a PRIMICIAS vía telefónica que muchas comunidades, como San Pedro del Coca, El Madero y San Salvador están viendo los efectos en la flora y la fauna.

Los moradores de estas localidades toman el agua del río Coca para la agricultura y para el consumo humano.

En Sucumbíos, el alcalde de Gonzalo Pizarro, Segundo Jaramillo, afirmó que tras una inspección por el río se comprobó que otras comunidades, como Panduyacu, registran puntos de contaminación. Mientras que el presidente de Gobierno Parroquial de El Reventador, Richard Enríquez, dice que hay muerte de peces en el río Coca.

La rotura de los ductos también amenaza al río Napo, el principal de la Amazonía ecuatoriana, ya que el río Coca es uno de sus afluentes. Ambos se unen en la ciudad de Puerto Francisco de Orellana.

Al punto que el Municipio de Aguarico, en Orellana, suspendió la captación de agua del río Napo.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas