Lunes, 24 de junio de 2024

Pagos en efectivo superiores a USD 500 no aplicarán para deducción de impuestos

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

21 Dic 2023 - 10:30

Las personas podrán seguir pagando en efectivo siempre y cuando no requieran deducir gastos personales o solicitar crédito tributario.

Imagen referencial de pagos con tarjeta de crédito.

Autor: Redacción Primicias

Actualizada:

21 Dic 2023 - 10:30

Imagen referencial de pagos con tarjeta de crédito. - Foto: Pixabay

Las personas podrán seguir pagando en efectivo siempre y cuando no requieran deducir gastos personales o solicitar crédito tributario.

La reforma tributaria promulgada por el presidente Daniel Noboa está en vigencia desde el 20 de diciembre de 2023. Entre los cambios aprobados está la forma de pago para las operaciones con montos superiores a USD 500 y que tengan efectos tributarios.

El artículo 23 de la reforma establece que en las operaciones de más de USD 500, gravadas con impuestos, se vuelve obligatorio utilizar cualquier institución del sistema financiero para realizar los pagos.

Napoleón Santamaría, abogado tributario, explica a PRIMICIAS que la disposición de la reforma tributaria solo rige para efectos tributarios.

Es decir, si las personas quieren utilizar las compras de más de USD 500 para la deducción de gastos personales para el pago del Impuesto a la Renta o para solicitar crédito tributario por IVA pagado.

Los mecanismos válidos de pago para acceder a los beneficios tributarios son: giros, transferencias de fondos, tarjetas de crédito y débito, cheques o cualquier otro medio de pago electrónico.

La reforma no prohíbe los pagos en efectivo

"Es un desincentivo para el uso de efectivo y eso está bien, pero de ninguna manera la ley prohíbe pagos", explica el abogado Santamaría.

Además, recuerda que esta disposición ya existía en la Ley de Régimen Tributario Interno, pero el monto permitido para los pagos en efectivo era USD 1.000.

Santamaría considera que la norma es positiva y tiene como objetivos luchar contra el lavado de activos y bancarizar a la población.

El abogado añade que se podría incluso mejorar el control incorporando la obligatoriedad de que los comercios reporten las compras de más de USD 500 a la Unidad de Análisis Financiero (UAFE).