Jorge Wated: Yo también quiero saber si hay más listas ‘vip’

Política

Autor:

Adriana Noboa

Actualizada:

27 Mar 2021 - 0:05

Jorge Wated, en una foto de archivo del Seguro Social. 26 de marzo de 2021. - Foto: Seguro Social

Jorge Wated: Yo también quiero saber si hay más listas ‘vip’

Autor:

Adriana Noboa

Actualizada:

28 Mar 2021 - 9:38

El secretario de Gabinete, Jorge Wated, dice que determinar qué sucedió en el Ministerio de Salud con el plan de vacunación está solo en manos de la Fiscalía.

Jorge Wated, desde su tercer cargo en el Ejecutivo, explica el trabajo del Gobierno para ejecutar el plan de vacunación contra el covid-19, que ha tenido problemas técnicos y escándalos de posible corrupción.

Como nuevo secretario de Gabinete, el funcionario analiza también los motivos por los que se han dado tantos cambios en las secretarías y ministerios en estas últimas semanas. Y cuenta a PRIMICIAS cómo avanza el plan de transición del Ejecutivo, para entregar el poder el 24 de mayo.

¿Los ecuatorianos cuentan con un plan de vacunación?

Dependiendo de qué momento y qué tipo de plan estemos hablando. Existían lineamientos generales que se llamaban ‘plan de vacunación’, que han servido para negociar las vacunas y comenzar a implementar fases.

Pero, un plan aterrizado que no permita la discrecionalidad, es lo que carecía el Ministerio de Salud. Es lo que se ha intentado construir, mejorar, de una forma que no se puedan generar estas dudas de a quién vacunar y quién no. Y aterrizar al detalle qué hacer con cada una de las vacunas.

El problema fue la discrecionalidad.

Vacunar contra el covid-19 es totalmente nuevo, no ha pasado en el mundo en 100 años. Y el Ecuador no estaba preparado para esto, ni para recibir la ola de covid-19. El mundo no estaba preparado.

La dificultad de todo esto es saber en cada pasito, de acuerdo a cada fase, qué es lo que tienes que hacer con relación a cada vacuna, que es un bien público.

Cuando abres un paquete de vacunas como las de Pfizer, que vienen en un paquete de seis, pero tienes cinco personas para vacunar -porque hay mucho ausentismo y gente que no se quiere vacunar por más de que se los convoca- ¿qué haces con esa última vacuna, a quién se la pones?

¿Tiene que ser una persona de la fase 1 o si no hay nadie se lo pones a alguien de la fase 2? Son pequeños detalles que no estaban escritos, había que definirlos y se los definió; hay que seguirlos construyendo en todos los casos.

Primero, lo más fácil sería convocar multitudinariamente, pero no se tiene 20 millones de vacunas para hacerlo. Segundo, si a usted le vacuno con Pfizer, su segunda dosis tiene que ser de Pfizer, no le puedo colocar una vacuna que no sea Pfizer.

Y el destiempo con el que se están entregando las vacunas hace que este plan sea extremadamente riguroso y tiene que ser muy detallado. Y es lo que se pidió a este ministro de Salud (Mauro Falconí) que haga en el menor tiempo posible.

Las declaraciones del presidente (Moreno) sí suenan a que no existía un plan, un plan incompleto no es un plan.

Entonces ¿ya se definió el protocolo en casos de discrecionalidad?

Por ahora (si sobran vacunas de un proceso) se las va a aplicar a personas de la misma fase.

Pero, además de eso, tienes que tener toda una base metida en un solo registro, para saber de alguna manera si te toca vacunar a alguien o no.

Por ejemplo, ayer (jueves) se convocó a 572 personas en un solo punto. Hubo un 30% 35% de ausentismo. Pero, cuando la gente se enteró de que estaban vacunando, fue mucha gente de la tercera edad al lugar. ¿Los vacuna o no los vacuna? Los vacuna.

Pero hay que meter esa gente al registro, que tiene que estar conectado con la base central, para que sepas que a esa persona ya no la tienes que volver a llamar, sino 21 días después. Estructurar todo eso ha tomado tiempo, ir ajustando todas esas piezas. Es un ajuste de todos los días.

¿El sistema para consolidar toda esta información ya existe?

No solamente eso. Porque también hay otros casos. Por ejemplo, en la fase 1 están los bomberos. ¿Cómo haces con los bomberos? ¿Les pides que te envíen los listados o les pides que se inscriban en una página? ¿Ahí como sabes que es bombero o no es?

Entonces, tienes que agarrar un ‘cluster’, que es el listado de los bomberos, y los puedes vacunar sin una plataforma. Lo mismo sucede con los policías, los educadores, los militares, los médicos.

Pero, al ciudadano común tienes que vacunarlo con una plataforma. Para no generar la discrecionalidad de que voy a vacunar en un club. ¿En dónde los buscas? ¿En un medio de comunicación, en un centro médico, en un club, empresa por empresa? ¿Cómo los ubicamos y les damos un orden que no genere discriminación?

Eso se hace con un registro y es lo que se abrió y se está intentando manejar de la mejor manera.

¿Qué pasa con este registro cuando todavía hay quejas sobre la plataforma para vacunarse? Pese a que aún se trata solo de las personas de la tercera edad.

Hoy persona que se registra recibe su mensaje. Lo que se está terminando de consolidar son las plataformas del MIES y del IESS, donde hay mucha información que tampoco está actualizada.

Por eso se abrió el 171, para que la persona llame a decir que no le ha llegado el mensaje, identificarlos y actualizar la información, para hacerle llegar el mensaje.

De los listados del IESS hubo un porcentaje importante al que tuvimos que salir a buscar los teléfonos a través de toda la red telefónica del país. Y aun así te va a quedar gente que no tenga información actualizada, porque se jubiló y cambió de número de teléfono. ¿Cómo ubicas a esa persona?

Siempre te va a aparecer una persona que te dice: a mí no me ha llegado el mensaje. Si buscamos perfección, no la vamos a lograr en un día. Hay que tener un poquito de tolerancia y paciencia. Y sin duda vamos a llegar a todos.

¿Qué pasa con esas personas que no tienen forma de contacto o que no pueden hacerlo?

Sin duda va a haber rezagados. Pero se los va a ir buscando. Ya tenemos brigadas de médicos del barrio y manuelas que han identificado a 80.000 personas que sabemos que tenemos que ir a vacunar en sus casas. Los tenemos identificados.

Pero esto es una logística difícil. No se crean que esto es de armar filas. Además, que todavía no hay vacunas para todo el mundo.

Esa persona a la que no llega el mensaje aún ¿a dónde debe dirigirse?

Si son jubilados del IESS o beneficiario del bono, llame al 171 y diga: a mí no me ha llegado el mensaje. Dan el número de teléfono, porque el operador crea un registro para que se complete esa información y le llegue el mensaje para registrarlo y ubicarlo.

Se necesita corresponsabilidad.

¿Qué pasa con las listas de vacunación ‘vip’? ¿Cuántas hay?

Agarrar un listado, en el cual se deriva una historia clínica, para publicarlo como ha hecho un medio digital, eso es ilegal. La acción mía (publicar la lista de miembros del gabinete vacunados) fue una solicitud para que los ministros comuniquen voluntariamente y ellos contestaron y lo pude transparentar.

Si me pregunta quiénes son los vacunados, no se lo puedo decir. No es porque no lo quiera, yo también quiero saber quién ha sido vacunado, donde han metido la pata, a quién vacunaron que no tenían que vacunar, a quién vacunaron fuera de una base.

Cuando yo era presidente del IESS, cuando vacunaron a alguien que no estaba en el orden que tenía que estar, pusimos la denuncia porque no podíamos permitir que nadie se salte la fila.

Pero es muy difícil que yo diga en este momento quién se vacunó cuando no lo sé, cuando yo no puedo llamar y pedir una lista para empezarlo a publicar. Ni me atrevería a decirlo.

Por eso la orden fue entregar toda la información a la Fiscalía y que haga todas las investigaciones que sean. Si existen más listas ‘vip’, no lo sé. Pero por supuesto que lo quiero saber.

El Ejecutivo no sabe cuáles son las listas. ¿No debería tenerlas el Ministerio?

Claro, tiene que tenerla el Ministerio de Salud. Y nuestra presión fue al Ministerio de Salud para que la entregue a la Fiscalía. Ya había una información abierta, no escondan un solo documento.

Pero la Fiscalía hizo un allanamiento porque no se entregó la información completa. ¿Qué pasa en el Ejecutivo?

Por supuesto, porque los listados no aparecían. No nos equivoquemos. Hay dos personas del Ministerio huidas y si tenían o no tenían relación con esa información y si registraban o no registraban.

Si yo soy fiscal y, por más que el presidente y el gobierno le ordene al MSP, del Ministerio no quieren entregar la información sus funcionarios, yo allano. Creo que se hizo lo correcto.

El Ministerio de Salud no estaba entregando porque no encontraron la información completa. ¿Por qué? ¿Por qué no estaba levantada la información en el Ministerio de Salud? Esas son cosas que no debían haber pasado.

Y hay que ayudar a la Fiscalía para que encuentre la información. Pero no es que el gobierno o el Presidente esté escondiendo la información. El Presidente no está ordenando a quién vacunar.

¿Dentro del MSP se están llevando procesos internos de investigación?

Siempre se hace esto y ya está en manos de autoridades. Y la Contraloría también está ya investigando. Al final del camino se va a saber la verdad.

¿Cuál es ese final de camino, el del Ejecutivo o de la Fiscalía?

Hay que preguntarle a la Fiscal. Yo no soy fiscal, sé cuándo empezó, pero no sé cuándo va a terminar. Todos quisiéramos saber, en todos los casos, yo también soy un ciudadano común. Pero la Fiscalía tiene sus tiempos.

Esperemos que este no sea el caso de John F. Kenedy, que no se sabe quién lo mató.

Aspiramos y esperamos que la Fiscalía actúe rápidamente.

¿Todo queda en manos de la Fiscalía, desde el Ejecutivo ya no se puede hacer más?

Ningún gobierno, así sea el de mi querido y adorado Papa Francisco, va a estar exento de problemas y de situaciones como estas. Siempre vas a tener alguien que cometa errores y grandes errores, a todo nivel. Eso es una ley de la vida.

Nuestra posición, y sobre todo la del Presidente, es de tomar las medidas que sean necesarias para corregir lo que se tenga que corregir y de no defender lo indefendible.

En medio de todo esto, los ministros abandonan el gabinete a dos meses del fin del periodo ¿qué sucede en el gobierno?

Si me pregunta a mí por qué la gente se quiere ir o por qué la gente se va, hay que preguntarles a ellos. El Presidente nunca les va a decir: no te vayas. Él les da la libertad a sus ministros de decidir hasta cuándo son parte del Gobierno, así como él tiene la libertad de decidir hasta cuándo ellos también puedan estar.

Y el Presidente tiene la libertad de cambiar su gabinete hasta el 24 de mayo en la mañana. Que no se acostumbra, que no es lo correcto, que no es lo normal, es otra cosa. Pero la Constitución es clara, él gobierna hasta el 24 de mayo.

¿Son normales tantos cambios con tan poco tiempo por delante?

No, no. A ver. Creo que estamos simplemente viendo las cosas al día de hoy, en función del 2021. Haga una revisión del 2017, 2013, 2009, 2006 y todos los ministros han ido saliendo en algún momento.

Tampoco es que el presidente está pensando en cambiar personas todos los días, esto no funciona así. Esto es la suma de varias cosas. De decisiones que han sido personales del Presidente y de funcionarios que se decidieron retirar.

Suena casi a crisis de gabinete, pero son coincidencias por decisiones que se fueron tomando.

¿En medio de este escenario, siguen trabajando en el plan de transición gubernamental?

Tenemos un evento la próxima semana con Naciones Unidas y el PNUD, de todo lo que es el programa para hacer la transición. Se va a hacer la entrega formal del programa para seguirlo trabajando estos dos meses. Es muy probable que vaya el Presidente.

En medio de ir cerrando todos estos temas, que son extremadamente prioritarios como el programa de vacunación, los ministros deben dejar todo ordenado, para hacer una transición como corresponde. Independientemente de quien gane.

La disposición del Presidente de la República es dejar todo ordenado y bien documentado, para que el siguiente presidente agarre el timón del barco y le dé la dirección que ellos vean que sea la adecuada.

Mire aquí la entrevista completa:

Noticias relacionadas