Jueves, 25 de abril de 2024

Manabí, 'nicho' de narcoturismo y 'business center' del crimen organizado

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

9 Oct 2023 - 6:00

Puerto López, en Manabí, es considerado nicho de narcoturismo.

Autor: Redacción Primicias

Actualizada:

9 Oct 2023 - 6:00

Puerto López, en Manabí, es considerado nicho de narcoturismo. - Foto: PRIMICIAS

Manabí se ha convertido en el lugar 'favorito' para realizar acciones de narcotráfico, corrupción, tráfico de armas, lavado de activos y narcoturismo.

También hay otros delitos que están relacionados, como la trata de personas, y que se evidencian especialmente en zonas olvidadas por el Estado. La lista la integran Canoa y Pedernales.

A continuación, PRIMICIAS explica cómo funciona y hasta dónde podrían llegar las principales expresiones del crimen organizado en Manabí.

Según el informe del Observatorio Ecuatoriano de Crimen Organizado (OECO), publicado en septiembre de 2023, en las playas de Puerto Cayo (Jipijapa), Puerto López y Ayampe, ubicadas al sur de Manabí, existe un nicho de "narcoturismo o turismo de drogas recreativas".

Ayampe, playa ubicada al sur de Manabí, es considerada como un nicho del narcoturismo.

Ayampe, playa ubicada al sur de Manabí, es considerada como un nicho del narcoturismo. PRIMICIAS

La situación no solo es local, porque la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNDOT) precisa que el turismo de drogas se ha instalado en países como Colombia, Perú, Ecuador, Bolivia y Tailandia.

Además, para el criminólogo, sociólogo y antropólogo, Daniel Castro, en el caso de Ecuador, en toda la zona costera "funciona el narcoturismo", pero Santa Elena y Esmeraldas, "compiten" con la situación que atraviesa Manabí.

Castro explica que al narcoturismo o turismo de drogas no solamente se lo debe entender como visitar un determinado lugar para consumir, sino "también como inversión turística o aprovechamiento de lavado de activos".

Significa que 'contribuye' al desarrollo turístico y conlleva a crear una base de simpatía económica para el narcotráfico.

El experto cree que es necesario controlar segmentos del problema para abrir camino hacia la legalidad "pero la verdad, es que no podemos seguir creyendo que haciendo lo mismo podemos obtener resultados diferentes".

Como argumento, OECO puntualiza que, en el caso de la comuna ancestral de Ayampe, del cantón Puerto López, se manifestó la proliferación de nuevas sustancias psicoactivas como 2C-B (tucibí), metanfetaminas y éxtasis.

Bajo costo y sin restricciones

Los turistas tienen un rol significativo, porque ellos deciden qué tipo de servicios consumen al no encontrar restricciones; no encuentran trabas, porque existe poco control del Estado.

La dinámica es la siguiente: Los viajeros se hospedan en zonas de bajo costo, en donde los anfitriones les ofrecen el consumo de drogas como un producto más de la 'carta'.

Pero el narcoturismo no solo incluye la oferta del consumo de drogas, porque también contiene viajes que se hacen a las casas de los narcotraficantes o a laboratorios de sustancias estupefacientes.

Al menudeo

En relación al microtráfico, el Observatorio Ecuatoriano de Crimen Organizado detalla que se ha convertido en un sustento de familias que se encuentran en situación de pobreza.

Sobre esto último, en el informe se argumenta que incidió la falta de oportunidades económicas que se "acentuaron" con la pandemia del Covid-19, donde la clase media baja profundizó su situación de pobreza y extrema pobreza.

Se añade que esta realidad se concentró especialmente en los barrios portuarios periféricos de la costa ecuatoriana que fue "aprovechado por organizaciones criminales para reclutar a jóvenes y niños a los eslabones más débiles de la cadena de valor del narcotráfico".

Imagen referencial. Una persona enseña metanfetaminas en un saco.

Imagen referencial. Una persona enseña metanfetaminas en un saco. AFP

El documento establece un lado oscuro que se identificó en Manta y Guayaquil: "La utilización de niños y mujeres embarazadas para la comercialización de drogas".

Por último, en la Costa, según el informe, hay un crecimiento concentrado de consumo de la droga tipo "H", un derivado de la heroína.

Conjuntamente, las drogas de mayor circulación en el mercado local son la marihuana, la cocaína, la pasta base, la "H" y el surgimiento de consumo de nuevas sustancias psicoactivas.

En su mayoría consumidas por niños y jóvenes de entre 10 y 20 años, revela el estudio.

'Business center' del crimen organizado

Otra expresión de la criminalidad acentuada en Manabí, y específicamente en Manta, es el lavado de activos, por ser una ciudad altamente representativa, según el Observatorio.

De hecho, en el informe de OECO se denomina a Manta como el "business center del crimen organizado".

Esto último es atribuido a los negocios que organizaciones criminales locales y transnacionales, así como "ciertos políticos establecen para insertar sus ingresos ilícitos en el sistema económico formal".

Y se puntualiza que en la ciudad se denota una fuerte inversión en el sector inmobiliario, gastronómico, industrial de la pesca y un mercado atractivo de apuestas deportivas que se perciben como actividades proclives a lavado de activos.

Además, para el criminólogo, la ciudad puerto es una plaza importante del narcotráfico.