Compra de medicinas e insumos se retrasa, pese a la emergencia

Sociedad

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

5 Jul 2022 - 0:04

Imagen referencial de medicamentos en las bodegas del Hospital de Guayaquil, enero de 2022. - Foto: Redacción Primicias

Compra de medicinas e insumos se retrasa, pese a la emergencia

Autor:

Carolina Mella

Actualizada:

5 Jul 2022 - 0:04

El Gobierno destinó el año pasado USD 20 millones para la compra de medicinas, pero el desabastecimiento en los hospitales continúa.

Corren los 60 días de emergencia en la salud, decretada por el Presidente de la República el 17 de junio de 2022, para abastecer en un 90% de medicinas e insumos a los centros y hospitales de salud pública, del IESS y del ISSFA.

Se van a cumplir tres semanas desde la disposición del Ejecutivo y los pacientes y personal médico no ven resultados ante la emergencia del sector de la salud, a la que suma el cambio de autoridades con la salida de Ximena Garzón del ministerio.

“En diciembre de 2021 se asignaron USD 20 millones para el abastecimiento; es decir, para marzo ya debíamos estar abastecidos en por lo menos un 80%, pero hasta el momento no se han asignado los recursos”, dice Héctor Rosero, secretario de la Federación Médica Ecuatoriana.

Según la evaluación que sustenta la declaratoria de emergencia, hasta el 31 de mayo, la disponibilidad promedio mayor a un mes de medicamentos fue de 69% y 71% de dispositivos médicos. 

Pero se necesita como mínimo el 90% para evitar la ruptura de stock; es decir que no se queden sin el producto y continúe así el desabastecimiento permanente.

La coordinación zonal 1, que contempla las provincias de Carchi, Esmeraldas y Sucumbíos, es la más afectada, ya que tiene solo 53% de abastecimiento de medicamentos.

Le sigue la zona 8, conformada por Guayaquil, Durán y Samborondón, con el 61%.

Respecto a los insumos médicos, la zona 8 está por debajo del 54% de abastecimiento, seguida de la zona 4 (Manabí y Santo Domingo) con el 65%.

El Ministerio de Salud, en memorando del 27 de junio, estableció que se destinarán USD 19.919.639 para la compra de medicinas para las nueve zonas en las que está dividido el territorio para la atención del Ministerio de Salud.

Aunque la compra se realiza por emergencia, hay procesos que deben seguirse, según los lineamientos de la contratación pública, por lo que se han establecido dos formas, según explica el documento.

Las coordinaciones zonales deberán comprar las medicinas que se encuentran en el catálogo electrónico, a un costo de USD 8.953.485, que servirán para abastecer a los hospitales durante ocho meses.

Las listas de proveedores ya fueron certificadas por el Servicio de Contratación Pública, (Sercop).

Este es el procedimiento más rápido, explica Stalin Andino, experto en contratación pública, porque “básicamente seleccionan las medicinas y llegarían en el tiempo establecido con el que se contrató a ese proveedor”. 

Las listas de proveedores

Hay tres listas de proveedores que se han creado en 2011, 2016 y 2022, que se elaboraron para la compra corporativa de medicamentos en el que participan todos los subsistemas de salud del país.

Es decir los del Ministerio de Salud, del IESS, ISSFA e ISSPOL, cuyo objetivo es hacer compras masivas y abaratar precios.

Pero por ejemplo, en la lista de 2022, solo hay 44 medicamentos en el catálogo y el MSP reconoce que hubo una salida progresiva de medicamentos de los catálogos anteriores.

Esto ha generado procesos de compra pública poco eficientes, que muchas veces se han tenido que declarar desiertos, afectando los inventarios.

La otra forma definida por el MSP para comprar los medicamentos e insumos "no catalogados" por el decreto de emergencia, es a través de la subasta inversa electrónica, por USD 10.966.153  y para un abastecimiento de tres meses.

“Una subasta inversa institucional se lleva a cabo cuando no está en el catálogo y se lo hace de manera individual. Así sea por 10 paracetamol, esto demora mínimo un mes, ahí empieza el desabastecimiento”, explica Andino. 

Y para la situación actual de las bodegas y farmacias de hospitales, la compra por subasta inversa “supera el tiempo de riesgo de ruptura de stock, por lo que en menos de 90 días, dichos ítems no se encontrarán disponibles”, dice el documento del MSP. 

Un ejemplo es lo que ocurrió con la declaratoria de emergencia de septiembre de 2021, en la cual de 123 ítems se adjudicaron solo 42. 

Y bajo el régimen especial de contratación se adquirieron 149 fármacos de 299 necesarios, de los que se ha entregado únicamente el 73% del contrato hasta la fecha. 

“Esta es la segunda declaratoria de emergencia. Si ya tenían el diagnóstico, por qué debemos seguir esperando”, cuestiona Gustavo Dávila, representante de la Alianza Nacional por la Salud.

Pacientes con enfermedades catastróficas, los más afectados

La situación es aún más grave para los pacientes con enfermedades catastróficas, raras y huérfanas.

Muchos de sus fármacos ni siquiera constan en el cuadro básico de medicamentos aprobados por el sistema de salud para su compra en el país, por lo que han demandado al Estado, pero aún con sentencias favorables, no tienen acceso a los medicamentos.

"Los pacientes siguen mendigando en el sistema de salud, están desesperados, lo peor está en el IESS".

Gustavo Dávila

PRIMICIAS solicitó información al IESS, pero no respondieron a la solicitud para saber si habían declarado o no la emergencia, como dispone el decreto, y cómo avanza la compra de medicamentos e insumos.

Como parte de la declaratoria de emergencia, se designó al vicepresidente de la República, Alfredo Borrero, para que presida el Gabinete Sectorial de la Salud, que ya ha tenido una primera reunión con todos los sectores.

"Hace un año hicimos un diagnóstico en 65 hospitales y fui enfático al decir que la salud estaba enferma", dijo Borrero. Sin embargo, las competencias de ejecución de los cambios las tenía el Ministerio de Salud Pública.

Noticias relacionadas