SNAI busca proveedor para alimentar a presos por USD 2,50 al día

Sociedad

Autor:

Mario Alexis González

Actualizada:

29 Feb - 0:05

Imagen referencial de una comida especial en la Cárcel de Latacunga, en 2015, por la graduación de bachillerato de personas detenidas. - Foto: Ministerio de Educación

SNAI busca proveedor para alimentar a presos por USD 2,50 al día

Autor:

Mario Alexis González

Actualizada:

29 Feb - 0:05

Una de las prioridades del Gobierno para superar la crisis carcelaria es mejorar el servicio de alimentación. Un nuevo proveedor debería ser contratado hasta el 6 de marzo de 2020.

El proceso fue lanzado el 28 de enero de 2020. El Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de Libertad y a Adolescentes Infractores (SNAI) busca contratar alimentación para los presos del país.

Según la resolución de inicio del proceso, el presupuesto destinado es de USD 24,4 millones y el servicio deberá ejecutarse durante 236 días contados a partir de la firma del contrato, es decir, durante casi ocho meses.

En el Informe de Necesidad, el SNAI indica que el servicio debe brindarse todos los días en tres tiempos (desayuno, almuerzo y merienda), para adultos; y en cinco tiempos (desayuno, almuerzo, merienda y dos refrigerios) para adolescentes infractores.

El presupuesto diario por persona es de USD 2,50, incluyendo los dos refrigerios para los menores. El SNAI está presupuestado comida para unos 41.494 presos.

Sobrepoblación

En diciembre de 2019, los 52 centros carcelarios del país terminaron con una población interna de 39.954 personas.

Según el Comité Permanente por la Defensa de los Derechos Humanos (CDH), la capacidad carcelaria ecuatoriana es para 28.500 personas. Es decir, que el sistema cerró el año pasado con una sobrepoblación de 40,19%.

Y de llegar a completarse la población de 41.494 presos que se proyecta en el proceso de contratación de alimentación, el hacinamiento llegaría al 45,59%.

Para el desarrollo de los términos de referencia del proceso, el SNAI realizó un estudio de mercado con dos proformas de diferentes empresas.

Sin embargo, las dos son superiores al presupuesto referencial establecido. Una es de USD 34,5 millones y la otra de USD 27,4 millones.

Dieta especial

En los documentos que forman parte del proceso de compras públicas, el SNAI especifica que la empresa que se adjudique el contrato deberá disponer de un menú de dieta para personas con problemas de salud.

El listado de dietas será establecido por el Ministerio de Salud Pública. Uno de estos casos es el del exvicepresidente Jorge Glas, quien paga una condena de seis años en la cárcel de Latacunga, por el caso Odebrecht.

Otra especificación, es que en Navidad, en Año Nuevo, en el Día de la Persona Privada de la Libertad, en el Día del Padre y en el Día de la Madre el almuerzo normal sea reemplazado por una comida especial.

En las propuestas, que el SNAI recibirá hasta el 2 de marzo de 2020, las empresas interesadas deben presentar un menú “variado y equilibrado en cantidad y calidad” para 30 días.

El requerimiento debe incluir:

  • 12% de proteínas.
  • 30% de grasas.
  • 58% de carbohidratos.

El objetivo es que entre la población carcelaria no haya sobrepeso y obesidad y no aumente el riesgo de enfermedades como la diabetes, la hipertensión arterial, problemas cardiovasculares y cerebrovasculares.

La cocina del Centro de Rehabilitación Social de Guayaquil.

La cocina del Centro de Rehabilitación Social de Guayaquil. Presidencia

Además, el SNAI ha establecido varios parámetros para evaluar la calidad de los alimentos. Estos son:

  • Color.
  • Textura.
  • Sabor.
  • Aroma.
  • Presentación.
  • Plenitud digestiva.
  • Meteorismo (manifestación de intolerancias).
  • Adecuada tolerancia del sistema digestivo.

Un servicio polémico

En 2018, el ya desaparecido Ministerio de Justicia reveló que el contrato de alimentación de las cárceles sería sometido a una auditoría especial, pues la misma empresa había estado a cargo del servicio durante siete años.

Y en varios centros carcelarios del país, los detenidos y sus familiares se habían quejado formalmente por las porciones de alimentos que recibían. Aseguraron que eran mínimas.

En esa época, según el exministro de Justicia, Ernesto Pazmiño, Ecuador gastaba USD 36 millones al año en alimentación.

Es decir, que en el presupuesto referencial para el nuevo proceso hay un incremento de USD 1,8 millones. Lo cual está dentro de los parámetros considerando el incremento del número de presos.

Sin embargo, la auditoría no encontró una solución definitiva.

Rebelión por mala comida

En julio de 2019, cuando estalló la crisis carcelaria, el tema de la alimentación volvió a la palestra pública. El 22 de julio un amotinamiento en la Cárcel de Latacunga terminó en la muerte de dos reos y un policía fue herido.

Los familiares de los detenidos dijeron que las causas del amotinamiento fueron la suspensión de las visitas, la mala calidad de la comida y la falta de agua potable.

Esto sucedió bajo la administración de Edmundo Moncayo, quien desde junio de 2019 está al frente del SNAI.

Durante su gestión al frente del SNAI, Moncayo ha visitado la mayoría de las 52 cárceles del país. Y ha inspeccionado los sitios de preparación y expendio de alimentos.

Además, en agosto del mismo año, Moncayo aseguró que las prioridades en las que se trabajaría para salir de la crisis carcelaria incluían mejorar la alimentación, la infraestructura y la seguridad.

Desde el 11 de diciembre de 2019, PRIMICIAS ha hecho reiterados pedidos de entrevista con Moncayo para conocer el avance en estos temas. Pero no ha obtenido respuesta.

Noticias relacionadas