Japón y Canadá, mercados con mucho potencial para productos nacionales

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

15 Feb - 0:05

Terminales marítimas y aéreas son empleadas para exportar productos desde Ecuador. - Foto: DP World Posorja

Japón y Canadá, mercados con mucho potencial para productos nacionales

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

15 Feb - 0:05

En cuatro mercados de Asia y Norteamérica el sector exportador ecuatoriano tiene la oportunidad de crecer, ya sea por volumen o por diferenciación.

Su ubicación geográfica, población e ingresos per cápita hacen que Japón, México, Canadá y Arabia Saudita sean los cuatro destinos con mayor potencial para las exportaciones de Ecuador en 2020.

En estos países las conservas de frutas, las barras de chocolate y los productos de pesca ecuatorianos son apetecidos.

Tenemos conversaciones y hemos identificado esquemas de cooperación y de negociación”, dice a PRIMICIAS Cristian Espinosa, viceministro de Relaciones Exteriores.

Espinosa agrega que “no solo hay que pensar en comercio de bienes, sino también en encadenamiento productivo e inversiones” con estas cuatro naciones.

Por el momento solo uno de los cuatro países está entre los 10 principales destinos de las exportaciones ecuatorianas: Japón.

Qué pasa con Japón

Japón es el décimo destino al que Ecuador más exporta. En 2019 las exportaciones a ese mercado alcanzaron los USD 349,5 millones.

Ecuador exporta a Japón 140 tipos de productos, de los cuales el petróleo, el banano y las frutas y verduras en conserva son los más demandados, según el Ministerio de Comercio Exterior.

El sector exportador ecuatoriano considera que Japón es uno de los destinos con mayor potencial porque está en la Cuenca del Pacífico.

Hay que profundizar la estrategia de inversión en Asia. Con China hay un despunte gracias al camarón, pero debemos llegar con otros productos a través de otros mercados”, afirma Xavier Rosero, gerente técnico de la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor).

La diferenciación entre Japón y otros mercados asiáticos está en el tamaño de la población. Japón tiene 127 millones de habitantes y un PIB per cápita de USD 39.305, casi un 400% mayor que el de Ecuador.

Los ingresos per cápita, una medida del poder adquisitivo de un país, hacen que “los japoneses sean consumidores con altos estándares, sobre todo, en cuanto a seguridad alimentaria, lo que es una oportunidad para Ecuador”, dice Rosero.

El 80% de las exportaciones ecuatorianas a Japón corresponde a bienes tradicionales, a lo que se debe sumar que la gran mayoría de ellas tienen certificaciones de calidad, lo que es un valor agregado.

Aunque la participación de Ecuador en el mercado japonés tiene potencial, según Rosero, el crecimiento será mayor cuando las empresas nacionales ofrezcan productos finales y procesados.

El consumidor japonés busca comidas prácticamente listas. Por eso las frutas en conserva o en forma de pulpa se venden más”, afirma Rosero.

México aumenta la demanda

México también resulta un mercado atractivo para Ecuador porque su población es siete veces mayor que la ecuatoriana, con 126 millones de habitantes, y duplica los ingreso per cápita.

En 2019 las exportaciones ecuatorianas a ese país ascendieron a USD 132,4 millones, según datos del Banco Central.

El cacao, los derivados de petróleo y los enlatados de pescado son los productos ecuatorianos más demandados por México.

“Las posibilidades de consumo del mercado mexicano son amplias e importantes no solo para el sector primario, sino también para los bienes intermedios”, afirma Rosero.

Por ejemplo, Fedexpor encontró que los tableros de madera ecuatorianos tienen potencial porque pueden incorporarse dentro de la cadena de valor de la industria mexicana.

Otros bienes que el país debe explotar en esta economía son los aceites vegetales y las tabletas de chocolate.

En la relación comercial con México no solo las exportaciones son importantes, sino también las importaciones, que en 2019 llegaron a significar USD 700,2 millones.

Actualmente los dos países tienen negociaciones para llegar a un acuerdo comercial, que es un requisito para que Ecuador sea parte de la Alianza del Pacífico, bloque comercial conformado por México, Colombia, Chile y Perú.

Canadá exige calidad

A diferencia de Japón y México, donde el sector exportador puede crecer por volumen, en Canadá la oportunidad se encuentra en los nichos de mercado.

“Este mercado norteamericano tiene segmentos de consumidores marcados, lo que hace que las personas estén dispuesta a pagar más por productos de calidad, es decir que sean sostenibles, saludables o que sigan normas internacionales”, dice Rosero.

“Mientras Colombia y Perú se han destacado por el valor agregado que dan a sus productos en Canadá, sobre todo del sector agroalimentario, Ecuador se ha quedado atrás”, sostiene Raúl Luna, docente de Negocios Internacionales de la Universidad de las Américas (UDLA).

Por ejemplo, en 2018 las exportaciones de flores colombianas a Canadá representaron USD 1.460 millones, mientras que las exportaciones ecuatorianas llegaron apenas a USD 18 millones.

“Esto se debió a que Colombia envía las flores en forma de bouquets, lo que es un paso adicional en la cadena de valor”, explica Rosero.

El gerente técnico de Fedexpor agrega que “Ecuador debe generar valor y estrechar el comercio con Canadá porque así se reforzará la estrategia comercial en Norteamérica, que podrían significar un crecimiento importante para las exportaciones no petroleras”.

Arabia Saudita quiere cambio

Aunque son pocos los productos ecuatorianos que se exportan a Arabia Saudita, apenas 40, la relación comercial entre ambos mercados ha crecido.

En ocho años, de 2012 a 2019, las exportaciones crecieron más de 500%, hasta llegar a USD 104 millones, según datos del Ministerio de Comercio Exterior.

La mayoría de exportaciones ecuatorianas a este destino son de bienes primarios.

En 2019 el banano, el plátano y las flores naturales fueron los tres productos ecuatorianos más demandados en Arabia Saudita.

En los últimos años este mercado se ha convertido en una oportunidad para Ecuador por el aumento de la población joven, las personas entre 15 y 24 años representan el 18,9% de sus habitantes.

La presencia de consumidores jóvenes significa demanda de nuevos sabores, como la maracuyá que se produce en Ecuador, según Fedexpor.

Además, la mayor capacidad de consumo que hay en Arabia Saudita, cuyo PIB per cápita es de USD 23.339, significa que las personas están dispuestas a pagar más por bienes y servicios innovadores y de calidad.

Pero, “el tema logístico para las exportaciones a ese país aún es un desafío en el que debe trabajar el sector comercial“, sostiene Rosero.

Apertura comercial

El aumento de las exportaciones ecuatorianas no dependen solo de las oportunidades de los mercados, sino también de acuerdos que abran al país al comercio internacional.

“Asia se ha transformado en un destino clave para nuestra oferta exportable; sin embargo, nos estamos quedando atrás sin acuerdos comerciales que mejorns nuestra situación arancelaria“, dice José Antonio Camposanto, presidente Ejecutivo de la Cámara Nacional de Acuacultura.

Raúl Luna coincide en la necesidad de acuerdos para lograr que Ecuador sea competitivo en el comercio exterior.

“Mientras Colombia y Perú tienen tratados con México, Japón y Canadá, Ecuador está rezagado, y por lo tanto está perdiendo mercado”, dice Luna.

Noticias relacionadas