SUMA, primer movimiento en transformarse en partido político

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

24 Sep 2020 - 0:01

El Pleno del Consejo Nacional Electoral (CNE), en una sesión del 23 de septiembre de 2020. - Foto: Cortesía CNE

SUMA, primer movimiento en transformarse en partido político

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

27 Sep 2020 - 19:28

Una sentencia del TCE de marzo de 2020 estableció la obligatoriedad de que los movimientos se conviertan en partidos políticos, un mandato que no se había cumplido a pesar de estar determinada en la Constitución. Apenas uno, de los tres que estarían obligados a hacerlo, lo ha concretado.

Luego de más de 10 años después de la aprobación del Código de la Democracia, una de las reglas allí marcadas sigue sin cumplirse: la transformación de los movimientos políticos en partidos.

Tanto las autoridades como las organizaciones políticas han pospuesto esta decisión todo este tiempo.

Pero finalmente, a puertas de las elecciones de 2021, un movimiento concretó su conversión. El 23 de septiembre de 2020, el Consejo Nacional Electoral (CNE) aprobó la transformación de Sociedad Unida Más Acción (SUMA), que de ahora en adelante será un partido político.

Con esto, SUMA participará en las elecciones de 2021 como partido. Así, asegura que seguirá recibiendo fondo partidario, los recursos públicos que el Estado entrega para su funcionamiento.

Mientras, queda pendiente la transformación de otros dos movimientos políticos grandes: Creo y Alianza PAIS. Esas organizaciones han venido recibiendo fondo partidario, pero no han cumplido con las obligaciones establecidas en la ley.

Una sentencia apuró la transformación

El Código de la Democracia establece que los movimientos que obtengan el 5% de votos válidos en dos elecciones tienen los mismos derechos que los partidos, es decir, pueden recibir el fondo partidario.

Este dinero es asignado por el Estado para que lo utilicen en actividades de formación, publicaciones, capacitación e investigación.

Pero con los mismos derechos vienen las mismas obligaciones. Es por eso que los movimientos que reciban este dinero, deben transformarse en partidos políticos. Y los partidos tienen más obligaciones, como llevar fichas de sus afiliados y tener más oficinas en todo el país.

Hasta inicios de 2020 nadie lo había cumplido. Es por eso que el Tribunal Contencioso Electoral (TCE) ordenó al CNE en marzo de 2020 que cree la reglamentación para que esta conversión pueda concretarse.

Según la sentencia del TCE, el espíritu de la ley era que haya más partidos que movimientos, cosa que de momento no sucede.

El reglamento para la transformación de movimientos en partidos se aprobó en mayo de 2020.

¿Merecen una sanción?

El mismo artículo de la ley electoral establece que en caso de incumplimiento de esta transformación, el movimiento perdería sus beneficios. Sin embargo, a pesar de no haber concretado esta conversión por años, nadie ha sido sancionado.

Por esa razón, el consejero Luis Verdesoto y el vicepresidente del CNE, Enrique Pita, votaron en contra de la resolución que convirtió a SUMA en partido. Verdesoto señaló que el informe tenía errores, pues no observa este incumplimiento que se mantuvo por años.

Los nuevos movimientos, por el mismo camino

Las organizaciones políticas que se crearon antes de las seccionales de 2019 y que participaron en ellas deberán también cumplir con esta transformación si aspiran a recibir recursos públicos.

Podrán hacerlo solo si obtuvieron más del 5% en 2019, y sacan mínimo ese porcentaje en 2021.

Estos movimientos son: Ecuatoriano Unido y Democracia Sí. Libertad es Pueblo y Justicia Social también participaron por primera vez en 2019, pero están en proceso de eliminación en el CNE.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas