Petróleo: erosión en río Coca lleva a Ecuador a declarar fuerza mayor

Economía

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

4 Jun 2020 - 12:28

Técnicos trabajan en la reparación del Sistema de Oleoducto Transecuatoriano (SOTE), en el sector San Rafael, el 13 de abril de 2020. - Foto: Petroecuador

Petróleo: erosión en río Coca lleva a Ecuador a declarar fuerza mayor

Autor:

Redacción Primicias

Actualizada:

4 Jun 2020 - 12:29

Por tercera vez en un año Ecuador declara fuerza mayor sobre sus exportaciones de petróleo, en esta ocasión por el avance de la erosión en las márgenes del río Coca, que amenaza con romper los oleoductos de nuevo.

El Ministerio de Energía declaró el 4 de junio la fuerza mayor en las actividades de exploración y explotación de hidrocarburos.

Esta cláusula quiere decir que el país condiciona el cumplimiento de sus contratos de producción de petróleo y sus exportaciones por la ocurrencia de un evento fortuito.

La decisión responde a la paralización del Sistema de Oleoducto Transecuatoriano (SOTE) desde el 3 de junio.

El SOTE, que pertenece a la petrolera estatal Petroecuador, tiene capacidad para transportar 360.000 barriles diarios pero se encuentra amenazado por masivos derrumbes de tierra en las márgenes del río Coca, que sufre un proceso de erosión regresiva.

Este video muestra la erosión en las margenes del río:

“Las exportaciones petroleras del país no se verán afectadas, por el stock de crudo existente en (los tanques de almacenamiento) la Terminal de Balao” en Esmeraldas, según el ministerio.

La erosión no para

Para salvaguardar al SOTE, los técnicos de Petroecuador están construyendo dos variantes de tubería de 380 y 690 metros de longitud, tras la formación de un nuevo socavón en el sector de San Rafael, entre las provincias de Napo y Sucumbíos.

Ya el 7 de abril, un deslave de grandes proporciones rompió las tuberías del SOTE, del privado Oleoducto de Crudos Pesados (OCP) y del poliducto Shushufindi-Quito en el mismo sector.

Lo que llevó a Ecuador a declarar la fuerza mayor en sus exportaciones de petróleo el 10 de abril y provocó una fuerte caída de la producción petrolera en campos de la Amazonía.

La caída se puede apreciar en el siguiente gráfico interactivo:

Los trabajos de construcción a cargo de Petroecuador pueden tomar cinco días y buscan alejar alrededor de 230 metros al oleoducto y a la infraestructura petrolera de las márgenes inestables del río (también conocido en un trayecto como río Quijos), dijo el ministro de Energía, René Ortiz.

Además, el Ministerio resolvió que Petroecuador coordine con Petroamazonas y con las empresas privadas usuarias del servicio de transporte del SOTE, y de ser necesario con OCP, para optimizar la capacidad de almacenamiento existente mientras dure la emergencia.

El 9 de octubre de 2019, Ecuador también tuvo que declarar fuerza mayor debido a actos de vandalismo en al menos 20 campos petroleros en medio de un violento paro nacional promovido por sectores sociales y sindicatos que se oponían a una liberación de los precios de la gasolina Extra y el diésel.

Noticias relacionadas