Ana Vivar, la campeona nacional que no quería subirse a una bicicleta

Jugada

Autor:

Felipe Núñez

Actualizada:

17 Abr 2022 - 9:33

Ana Vivar, del Movistar-Best PC, entrenando con su bicicleta. - Foto: Cortesía

Ana Vivar, la campeona nacional que no quería subirse a una bicicleta

Autor:

Felipe Núñez

Actualizada:

17 Abr 2022 - 9:33

De niña, no quería saber nada de la bicicleta. Ahora, con 18 años, la corredora del Movistar-Best PC es una de las máximas referentes del ciclismo nacional y sueña con llegar a un equipo europeo de primer nivel.

El Campeonato Nacional de Ruta, en febrero de este año, sacó a la luz varias historias cautivadoras, como la de Esther Galarza, que fue campeona nacional tras un año sin competir, o Richard Huera, que ganó la medalla de oro superando a Richard Carapaz en el sprint final.

Sin embargo, una de las sorpresas más interesantes fue la de Ana Vivar, quien con 18 años dominó las pruebas de ruta y contrarreloj en la categoría Sub 23.

La cuencana no solo se llevó esas medallas, sino que demostró estar al mismo nivel que las ciclistas de la categoría Élite.

Fue mi primer Nacional en la categoría Sub 23. Lo disfruté de principio a fin. Me había preparado bastante, sufrí mucho entrenando, pero al final valió la pena”, recordó Ana en una entrevista con PRIMICIAS.

Fue un fin de semana inolvidable. La ciclista cuenta que se quedó impactada al pasar cerca del Monumento de la Mitad del Mundo en la contrarreloj y que sufrió mucho en la subida al estadio Olímpico Atahualpa, en la prueba de ruta.

Pero lo que más le impresionó fue el masivo apoyo del pueblo quiteño. “Fue genial sentir cómo tanta gente nos gritaba y alentaba. ¡Qué chévere ver cómo el ciclismo está creciendo en nuestro país!”.

La bicicleta: del odio al amor

Los primeros recuerdos de Ana con el ciclismo no son los más gratos. Ella tenía 12 años y su papá le obligó a subirse a una bicicleta.

Yo no quería saber nada de la bicicleta“, recuerda riéndose. “Mi papá me dijo que me suba, pero le dije que no y me puse a llorar y patalear”.

Su odio fue tal que un día llegó a botarse a propósito en media calle, donde casi se rompió una costilla. “No sirvió de nada, solo me hablaron”, se goza.

Pero, con el paso del tiempo, el rechazo se convirtió en cariño. “Después me empezó a gustar y ahora ya no hay quién me baje de la bicicleta. De chiste en chiste, ya llevo seis años pedaleando“.

Ana Vivar, con las medallas conseguidas en los Juegos Nacionales Juveniles, el 13 de noviembre de 2021.

Ana Vivar, con las medallas conseguidas en los Juegos Nacionales Juveniles, el 13 de noviembre de 2021. @anavivartorres

Su primera competencia oficial fue en un Campeonato Nacional en Guayaquil, en la categoría Infantil. Tuvo que realizar pruebas de destreza, balanceándose en medio de conos, pero fue en la ruta donde encontró su verdadera pasión.

“Desde ese Nacional creció ese ‘bichito’ de seguir entrenando, de prepararme para que en la próxima edición me vaya mejor. Y así continué durante los siguientes años”.

La joven pedalista considera que la bicicleta cambió su vida para siempre. “Este deporte me ha aportado todo lo que soy ahora. Todo mi carácter y mi personalidad es gracias al ciclismo“.

Ana también practica en el ciclismo de pista. Fue en esta disciplina donde viajó a su primera competencia internacional, en el Panamericano en México 2019.

La cuencana obtuvo tres medallas de bronce en la categoría Prejuvenil en las pruebas de persecución por equipos, carrera por puntos y scratch.

“Intento alternar entre el ciclismo de ruta y de pista. Solo hago esas dos disciplinas, porque estoy peleada con la montaña“, confiesa con una sonrisa.

Ana Vivar, en el podio del Panamericano de Pista en México, el 8 de julio de 2019.

Ana Vivar, en el podio del Panamericano de Pista en México, el 8 de julio de 2019. @anavivartorres

La selección nacional: un objetivo cumplido

Después de varios años demostrando su buen nivel, Ana logró integrarse a la selección nacional. En septiembre de 2021, la cuencana fue parte de la delegación ecuatoriana que compitió en el Mundial de Ciclismo en Flandes, Bélgica.

“Desde muy pequeña mi meta fue ser parte de la selección nacional. Fue un sueño cumplido“, recuerda con ilusión.

A sus 17 años, ella fue la única mujer de la delegación Tricolor en el Mundial, que llevó a 12 ciclistas, entre los que estuvieron Martín López, Byron Guamá, Santiago Montenegro, Steven Haro, Joel Burbano y Nixon Rosero.

“Sí, fui la única mujer, pero fue una experiencia increíble. Todos los hombres fueron muy respetuosos, es más, sentía que me cuidaban mucho“.

Ana Vivar, con la selección ecuatoriana en el Mundial de Flandes, el 23 de septiembre de 2021.

Ana Vivar, con la selección ecuatoriana en el Mundial de Flandes, el 23 de septiembre de 2021. @anavivartorres

Ana compitió en la prueba de ruta de Damas Junior y terminó en la posición 49, a seis minutos de la campeona, la británica Zoe Backstedt.

El resultado me dejó con más ‘pica‘. Me propuse seguir entrenando más duro para poder ir a futuros Mundiales”.

A finales de 2021, Ana también representó al Ecuador en los Juegos Panamericanos Junior de Cali. Sus mejores resultados fueron en las pruebas de pista, donde se ubicó cuarta en el Ómnium y en la velocidad por equipos.

Ana Vivar, en la prueba de ruta del Panamericano Junior de Cali, el 2 de diciembre de 2021.

Ana Vivar, en la prueba de ruta del Panamericano Junior de Cali, el 2 de diciembre de 2021. @anavivartorres

El sueño: correr en Europa

Desde inicios de 2022, Ana compite por el Movistar-Best PC. “Es un equipo muy lindo, desde el primer día me han hecho sentir cómoda, es una familia“.

Ahí comparte vestuario con Marcela Peñafiel, quien también obtuvo medallas en el Nacional de Ruta y a quien considera “una muy buena amiga”.

“Con ella tengo una excelente relación, la conocía de antes porque estábamos en la Selección. La quiero y admiro mucho, porque también entrena un montón”.

Los resultados de Ana en su nuevo equipo demuestran que es una de las mejores ciclistas del país. Después de ser campeona nacional Sub 23, la pedalista compitió en las dos primeras válidas de la Copa Nacional organizada por la Federación Ecuatoriana de Ciclismo.

En la Clásica de Huaca, la cuencana terminó en tercera posición, mientras que en la Clásica de Tulcán, se ubicó en el segundo lugar. Ambos resultados fueron en la categoría Élite, ante rivales de todas las edades.

Ana Vivar, después de la primera etapa de la Clásica 'Tulcán Capital del Ciclismo', el 7 de abril de 2022.

Ana Vivar, después de la primera etapa de la Clásica ‘Tulcán Capital del Ciclismo’, el 7 de abril de 2022. FB Tulcán Capital del Ciclismo

Son logros muy importantes para una ciclista de 18 años que aún ni acaba el colegio. “Y ni sé si me gradúe este año, porque ha sido un lío organizar mis entrenamientos y los horarios del colegio”, explica entre risas.

Aún así, los estudios son importantes para Ana, quien ya piensa en ingresar a la universidad y estudiar la carrera de derecho.

“En mi casa me dicen que soy muy peleona, que soy picada, entonces capaz por eso me vaya bien en derecho. También me gusta un montón la lectura, así que eso ayuda”.

Y en cuanto a lo deportivo, Ana también tiene planteado su próximo gran objetivo. “Como todo ciclista, mi principal sueño es llegar a un equipo europeo de las grandes ligas”.

Para llegar a este objetivo, la pedalista se basa en sus principales referentes: Miryam Núñez, quien se está recuperando de su accidente, y Richard Carapaz, con quien compartió espacio durante la rueda de prensa del Nacional de Ruta.

“Ellos tienen esa hambre de victoria, de seguir adelante. Son esas ganas, la motivación de continuar creciendo, que los hace campeones“.

Inspirada en estos modelos a seguir, Ana Vivar espera darle muchas más alegrías al país. Con todo un futuro por delante, la joven cuencana es una de las mayores promesas del ciclismo nacional.

Ana Vivar, en la meta del Nacional de Ruta, el 20 de febrero de 2022.

Ana Vivar, en la meta del Nacional de Ruta, el 20 de febrero de 2022. Cortesía

También le puede interesar:

Noticias relacionadas