Golpe de billetera: las funciones del Estado reclaman más dinero

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

16 Ene - 0:05

El ministro de Finanzas, Richard Martínez, durante el tratamiento de la Proforma Presupuestaria 2020 en la Asamblea, el 18 de noviembre de 2019. - Foto: Asamblea

Golpe de billetera: las funciones del Estado reclaman más dinero

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

16 Ene - 0:05

Los recortes presupuestarios que se hicieron para 2020 ya provocan las primeras quejas. Hay apenas cuatro instituciones, de 24 que no forman parte del Ejecutivo, que recibirán más dinero que en 2019.

Hacer lo mismo pero con menos recursos: ese es el reto que las instituciones públicas enfrentan en 2020 ante las reducciones de los recursos asignados para este año, en medio del plan de austeridad del Gobierno para equilibrar las finanzas públicas.

Y las instituciones que no pertenecen a la Función Ejecutiva son las que más reducciones tendrán que apechugar.

El recorte en el presupuesto del Ejecutivo es de 3,19%, mientras que para la Función Electoral, por ejemplo, es de 59%.

Apenas cuatro instituciones que no pertenecen a la Función Ejecutiva tuvieron un aumento en su presupuesto para 2020.

Los incrementos son mínimos, pero contrastan con las 20 entidades públicas que pertenecen a estas funciones que afrontan reducciones presupuestarias.

La función más ‘pobre’

El mayor recorte de todas las funciones del Estado es para la Electoral, que recibió en 2020 un 59% menos recursos que en 2019 -dejando por fuera los presupuestos electorales-.

Estos ajustes, de cara a las elecciones presidenciales y legislativas de 2021, causa preocupación entre las autoridades electorales.

La presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Diana Atamaint, explicó públicamente que necesita al menos USD 6 millones adicionales para fortalecer el sistema de conteo y transmisión de resultados, que han recibido duras críticas por parte de la Contraloría.

Por lo menos USD 1 millón adicional necesita el CNE para fortalecer otras áreas informáticas.

El Tribunal Contencioso Electoral (TCE) anticipa problemas en las elecciones a causa del recorte. Su presidente, Arturo Cabrera, señaló que durante 2019 -en las elecciones seccionales- Finanzas les redujo el 30% de su presupuesto.

“El TCE estuvo a punto de verse imposibilitado de ejercer sus funciones”, dijo durante su rendición de cuentas en la Asamblea.

Cabrera señaló que pidieron a Finanzas un presupuesto de USD 4,4 millones para 2020, pero apenas se les asignaron USD 3,07 millones.

Función Judicial se queja

El presupuesto de la Función Judicial es la que menos reducción sufrió para 2020 -apenas 2,28%-. Todas las instituciones que la conforman vieron su presupuesto disminuido, a excepción de la Defensoría del Pueblo.

La presidenta del Consejo de la Judicatura, María del Carmen Maldonado, expresó su preocupación por los recortes presupuestarios. En una rueda de prensa, sostuvo que la reducción es de alrededor de USD 12 millones.

La austeridad, para la Judicatura, no permitirá que se realice un nuevo concurso para notarios, por lo que 265 de los que actualmente están en funciones -nombrados en el tiempo de Gustavo Jalkh- deberán ser prorrogados en funciones.

Maldonado señaló que se han priorizado los concursos de la Corte Nacional y para la carrera fiscal.

El defensor público, Ángel Torres, también solicitó más recursos, pese a que la institución que dirige es la única de la Función Judicial que tiene previsto recibir más presupuesto que en 2019.

Torres señaló que tiene partidas para 733 defensores públicos, pero lo ideal sería tener 876. Dijo que el dinero asignado es un “monto insuficiente para la atención ciudadana y el cumplimiento de la misión social institucional”.

Transparencia pide más 

Dos instituciones de la Función de Transparencia y Control Social recibirán más dinero que en 2019: la Agencia de Control y Regulación de las Telecomunicaciones (Arcotel) y el Consejo de Regulación de la Comunicación (Cordicom).

En el segundo caso, con la eliminación de la Superintendencia de Comunicación (Supercom), el Cordicom pasó a tener más atribuciones y nuevas funciones.

Christian Cruz, presidente del Consejo de Participación Ciudadana, expresó su preocupación por la falta de dinero. Señaló incluso que “si el Ministerio de Finanzas no entrega los recursos necesarios, los consejeros del CPCCS auto financiaremos las gestiones”.

Esa institución recibirá en 2020 más de USD 1 millón menos de lo asignado el período anterior. Durante este año, está previsto que realice el proceso de selección de la nueva autoridad de la Superintendencia de Ordenamiento Territorial.

Una Legislativo ‘chiro’

La Función Legislativa es una de las instituciones con menor recorte. Su presupuesto se redujo en apenas 4,34%. Mientras que el del Parlamento Andino bajó en 7,23%.

La Asamblea tenía previsto pedir más dinero, para concretar la construcción del fallido Complejo Legislativo. Sin embargo, la inversión no fue contemplada y el presidente del Legislativo, César Litardo, anunció que el pedido de esos recursos ni siquiera fue enviado.

Noticias relacionadas