Infidelidad política: al menos 37 ‘camisetazos’ en las candidaturas

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

23 Ene 2021 - 0:03

Los consejeros del CNE hicieron un recorrido para verificar la impresión de papeletas, este 13 de enero de 2021. - Foto: Daniel Molineros / API

Infidelidad política: al menos 37 ‘camisetazos’ en las candidaturas

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

24 Ene 2021 - 6:48

Los candidatos a la Asamblea Nacional en 2021, en su mayoría, no tienen un pasado político. Los que sí, vienen de todo tipo de tiendas políticas. Los cambios de movimiento o partido son una costumbre en la política ecuatoriana.

La publicación de las listas oficiales de candidatos a la Asamblea Nacional para los comicios del 7 de febrero trajo sorpresas. Entre los postulantes, se pueden encontrar caras conocidas de la política que se han mudado de partido o movimiento político.

Los llamados ‘camisetazos’ son típicos en la política ecuatoriana. Se dan cuando un político decide abandonar la tienda política en la que militaba y para pasar a otra, aunque a veces su ideología sea opuesta.

El caso más claro para estas elecciones es el de los seguidores del expresidente Rafael Correa, que se separaron de Alianza PAIS y ahora se presentan como postulantes de la alianza Centro Democrático-Fuerza Compromiso Social. En total, 23 exmilitantes de AP empezaron a usar esta nueva camiseta.

Pero no son los únicos. De hecho hay siete asambleístas (además de los correístas) que llegaron al Legislativo en 2017 por un partido y ahora buscan la reelección por otro.

Casi todas las organizaciones políticas nacionales han recibido en estas elecciones a un ‘camisetero’, que es apelativo con el que se conoce a quienes acostumbran a cambiar de organización política.

¿Por qué se dan los ‘camisetazos’?

La mayoría de los 37 candidatos que han cambiado su tienda política para estas elecciones ya abandonó su anterior partido hace tiempo. En el caso de los asambleístas las rupturas han sido fuertes y públicas.

El rompimiento del correísmo con Alianza PAIS es el más claro. Pero el abandono de Lourdes Cuesta de Creo, la expulsión de Boris Estupiñán del PSC y la militancia de Rosa Verdezoto por Podemos son casos también conocidos.

Pero en los “fichajes” sí hay sorpresas, como el de la misma Cuesta por el PSC, pues ella no siempre vota en la Asamblea con el mismo criterio de su nuevo partido.

El acercamiento de Carla Cevallos a Podemos también es sorpresivo, después de que la exconcejala por SUMA fuera una de las más cercanas al exalcalde Mauricio Rodas, aunque se desafilió al terminar su período.

Fernando Villavicencio y Carlos Figueroa fueron figuras fuertes de Pachakutik después de su exilio en Sarayaku por un juicio planteado por Rafael Correa. Pero ahora aparecen como candidatos de la alianza Honestidad (Concertación-Partido Socialista). Aunque Villavicencio ya intentó en 2017 ser candidato por Creo.

Lo que evidencian estos ‘camisetazos’ es la debilidad de las organizaciones políticas. Ningún bloque de la Asamblea actual se mantiene tal como llegó en 2017, en una demostración de que la militancia no es su fuerte.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas