104 entidades no autorizadas ofrecen créditos e inversiones en Ecuador

Economía

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

25 Nov 2020 - 0:03

Imagen referencial de entidades financieras falsas que estafan en Ecuador. - Foto: Orfaith Rivera / PRIMICIAS

104 entidades no autorizadas ofrecen créditos e inversiones en Ecuador

Autor:

Gabriela Coba

Actualizada:

25 Nov 2020 - 0:03

PRIMICIAS presenta una guía para identificar a las entidades que no están autorizadas por la Superintendencia de Bancos y que, sin embargo, ofrecen créditos en Ecuador.

En los primeros 10 meses de 2020, la Superintendencia de Bancos identificó 104 entidades no autorizadas que ofrecían créditos e inversiones. Esa cifra representa un 44% más frente al mismo período de 2019.

Solo en octubre de 2020, la entidad de control registró 43 nuevas entidades no autorizadas; en septiembre se detectaron 30. Eso quiere decir que en un mes el número de ‘financieras falsas’ creció 43%.

“El número de entidades no autorizadas se ha elevado por la crisis y por la pandemia de Covid-19”, reconoce la superintendenta de Bancos, Ruth Arregui.

La Superintendencia ha identificado el nombre de la mayoría de las instituciones no autorizadas que engañan a los clientes.

Muchos de esos nombres se asemejan a los de entidades financieras reales, pero no tienen ninguna relación con ellas:

Miguel Vergara, analista de producto de Educación Financiera de la Fundación Bien-Estar, recomienda revisar los nombres de las entidades legales en los catastros y portales de las autoridades de control antes de optar por un servicio financiero:

Estos son:

Modus operandi

PRIMICIAS le presenta una guía para identificar a estas “financieras falsas” y así evitar ser estafado:

Contacto

Contacto

Las personas son contactadas y reciben información sobre créditos o inversiones de las entidades no autorizadas a través de llamadas telefónicas, mensajes de texto o de WhastApp, redes sociales y hasta con la creación de páginas web. 

Las entidades falsas suplantan la identidad de instituciones bancarias reales al utilizar su logo o colores.

Según la Superintendencia de Bancos, por lo menos, 17 entidades han suplantado la identidad de bancos, cooperativas de créditos y casas de valores autorizadas.  

Solicitud de información

Solicitud de información

Las entidades falsas piden a las personas información privada como el número de la cédula de identidad, rol de pagos, planilla de servicios básicos. 

“La entrega de información personal puede desembocar en robos en los domicilios o suplantación de su identidad para cometer otros delitos”, sostiene Arregui.

Concesión del

Concesión del “crédito”

Con la información personal, la entidad falsa realiza un supuesto análisis financiero para determinar la concesión o no de un crédito.

En la mayoría de casos, estas instituciones no autorizadas ofrecen tasas de interés inferiores, no piden garante y ofrecen cualquier monto de crédito. 

“En el segmento que más se ve este tipo de estafa es en los microcréditos de consumo que, normalmente, no requieren garante”, dice Vergara.

Captación de dinero

Captación de dinero

En este punto las entidades no autorizadas emiten certificados falsos a nombre de la Superintendencia de Bancos en los que establecen que “para que el valor del crédito sea desbloqueado” se debe depositar una suma de dinero a un “supuesto asesor o responsable de la entidad”.

Cierre de cuentas

Cierre de cuentas

Después de captar los depósitos, estas entidades falsas cierran las cuentas bancarias y cancelan las líneas telefónicas, afirma Arregui. 

Insistencia

Insistencia

En algunos casos, cuando la persona no realiza ningún depósito, los estafadores insisten y continúan ofreciendo productos crediticios en más de una ocasión.

Ilustraciones de Genially

Los más vulnerables

Este tipo de estafas normalmente están dirigidas a las personas que tienen un historial crediticio negativo, por lo que es más difícil para ellas acceder a nuevos préstamos en entidades autorizadas.

El historial crediticio se deteriora, entre otras cosas, por el atraso en el pago de los créditos en las instituciones financieras.

“Las entidades no autorizadas se presentan como una nueva empresa que otorga créditos y que no toma en cuenta el historial crediticio o que incluso lo va a borrar, lo que es imposible por ley”, explica Vergara.

¿Cómo denunciar?

La Superintendencia de Bancos recibe denuncias sobre la operación de estas entidades no autorizadas, a través de su la Dirección Nacional de Atención y Educación al Ciudadano (DNAE). 

Los canales para hacer denuncias son:

  • Whastapp institucional: 0984863621
  • Correo electrónico: [email protected]
  • Redes sociales: Twitter @superbancosEC y Facebook @SuperintendenciadeBancosEc

Para hacer denuncias sobre entidades falsas, a través de la DNAE, se solicita la entrega de la siguiente información:

  • Denuncia firmada por parte del usuario financiero.
  • Copia de la cédula de identidad del denunciante.
  • Copia de los comprobantes de depósito (en caso de haber llegado a depositar dinero en la cuenta de la supuesta entidad financiera).
  • Copias de los certificados falsos que hayan remitido estas entidades.
  • Capturas de pantalla de conversaciones con la supuesta empresa.
  • Capturas de las llamadas telefónicas.
  • Fotos o copias de la publicidad engañosa.

“El expediente se remite a la Fiscalía General del Estado, que es la entidad encargada de investigar los delitos de estafa”, concluye la superintendenta de Bancos, Ruth Arregui.

Noticias relacionadas