IESS tiene menos afiliados, pero los jubilados crecen en 24.412 personas

Economía

Autor:

Wilmer Torres

Actualizada:

29 Ene 2021 - 0:05

El director del IESS Pichincha, Mauricio Flores, junto a un grupo de jubilados, durante un recorrido de las instalaciones del edificio matriz, en Quito, el 20 de enero de 2021. - Foto: Cortesía IESS Pichincha

IESS tiene menos afiliados, pero los jubilados crecen en 24.412 personas

Autor:

Wilmer Torres

Actualizada:

29 Ene 2021 - 0:05

Entre diciembre de 2019 y diciembre de 2020, el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) se quedó sin 269.478 afiliados.

El número de jubilados del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) pasó de 423.412 personas a 447.824 entre diciembre de 2019 y diciembre de 2020. En un año se registraron 24.412 nuevos jubilados.

De ese total, 409.016 de los trabajadores retirados o el equivalente al 91,3%, corresponde a jubilados por vejez, según el IESS.

También hay 29.120 personas jubiladas por invalidez hasta diciembre de 2020. Y, otros 9.688 jubilados por discapacidad.

El IESS destinó USD 4.433 millones en 2020 para pagar las prestaciones a los jubilados, eso significa USD 320 millones más que en 2019.

Solo en diciembre de 2020, el IESS tuvo que desembolsar USD 584,3 millones para el pago de pensiones.

Pero, cada año los gastos en prestaciones continúan creciendo y 2021 no será la excepción, por eso preocupa la reducción del número de aportantes.

Según el presupuesto del IESS, los afiliados aportarán USD 2.784 millones al seguro de pensiones en 2021. Lo que significa USD 169 millones menos que en 2020.

Mientras que el IESS pagará en pensiones y otros beneficios a los jubilados por USD 4.790 millones en 2021.

Los gastos del IESS en pensiones este año serán financiados con los aportes de los afiliados, con las transferencias del Gobierno y con desinversiones que haga el Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (Biess).

Solo en desinversiones para el pago de pensiones, el IESS tomará USD 697,9 millones de los ahorros que tiene invertidos a través del Biess.

Para Jorge Madera, director de la Mesa de Seguridad Social, existen dos razones que justifican el aumento de los jubilados:

  • Personas que terminaron su trámite de jubilación en 2020.
  • Funcionarios con una larga experiencia laboral desvinculados del sector público.

Menos ingresos 

Los aportes de los afiliados financian el 60% de las prestaciones de los jubilados y el 40% restante lo cubre el Estado a través de una contribución.

En los últimos años, especialmente en 2020, hubo un desequilibrio presupuestario en el fondo de pensiones debido a la caída de los afiliados.

Pues muchas personas se quedaron sin empleo debido a la crisis económica, agravada por la pandemia del coronavirus y salieron del sistema de seguridad social.

Entre diciembre de 2019 y diciembre de 2020, el IESS reportó una pérdida de 269.478 afiliados, al pasar de 3,1 millones de aportantes a 2,8 millones.

Solo por la deserción del número de afiliados del IESS habrá una baja de ingresos para el Instituto del orden de USD 689 millones en 2021.

El aumento de jubilados y la caída de afiliados fueron los causantes, en parte, de los problemas financieros en el Instituto. Así lo demuestra el último estudio actuarial del seguro de pensiones.

El estudio, con corte a 2018, establecía que los aportes de siete afiliados financiaban la pensión de un jubilado. Esa relación cambió por el impacto de la pandemia.

Actualmente, solo cinco afiliados financian las prestaciones de un jubilado, según el IESS.

Según la abogada Patricia Borja, el financiamiento de los afiliados a los jubilados ha caído por dos factores:

  • Demográfico: aumentó la esperanza de vida y se redujo de la tasa de natalidad.
  • Económico: la contracción del mercado laboral que ya se veía desde antes de la pandemia.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas