La pandemia dejó golpeados económicamente a los clubes de la LigaPro

Jugada

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

10 Jun 2020 - 0:05

Antonio Valencia y Emmanuel Martínez disputan una pelota, en un partido por LigaPro, el 7 de marzo, en el estadio Rodrigo Paz Delgado. - Foto: API

La pandemia dejó golpeados económicamente a los clubes de la LigaPro

Autor:

Felipe Larrea

Actualizada:

10 Jun 2020 - 0:05

El coronavirus obligó a LigaPro a suspender el campeonato ecuatoriano, el 14 de marzo de 2020. Y también desnudó una crisis financiera que ya se venía generando en distintos equipos unos años atrás. A raíz de la paralización de las actividades, las dirigencias tuvieron que recortar presupuestos y reducir los sueldos de sus planteles.

Algunos directivos de los clubes han mostrado su preocupación por no poder pagar la totalidad de sus deudas a fin de mes. Una de las incertidumbres pasa por el retraso del pago por los derechos de televisión, que a su vez impide cumplir con los trabajadores. GolTV pagó a los clubes la mitad de la cuota de abril, pero está pendiente mayo y, por ahora, junio.

Santiago Cattani, presidente de Universidad Católica, le dijo a PRIMICIAS que los flujos en el club se han visto afectados por la demora en las mensualidades de GolTV. En este caso, ese dinero representa el 30% del presupuesto anual.

Además, el equipo capitalino llegó a un acuerdo con sus principales patrocinadores, para que paguen el 30% de las aportaciones, desde abril a diciembre. “Eso genera un déficit, por ahora, de unos USD 250.000. Esperamos solucionar ese tema en los próximos meses con la venta de algún futbolista”, contó Cattani.

En Liga de Quito, en cambio, tres empresas congelaron los auspicios debido a la paralización de la LigaPro. En una entrevista con el portal Bendito Fútbol, Esteban Paz, presidente de la comisión de fútbol, reconoció que la pérdida por ingresos de taquilla bordea los USD 2 millones, además de USD 1 millón por los socios del equipo.

Según el dirigente, el perjuicio financiero rondaría los USD 4,6 millones. Para paliar la crisis, la directiva de Liga de Quito espera concretar la transferencia de dos jugadores: Franklin Guerra y Rodrigo Aguirre.

Barcelona SC tampoco está excento de la crisis. Mucho menos después de que, según una auditoría financiada por ocho socios, se reveló que el déficit del equipo es de USD 51,6 millones.

 

En declaraciones a radio La Red, Carlos Alfaro Moreno, presidente del club, explicó que ese monto no lo tienen que cancelar de forma inmediata. El presidente dijo que van a dar “prioridad” a las deudas con “instituciones públicas o jugadores”.

Debido a la pandemia, el exfutbolista indicó que bajaron el presupuesto en todas las áreas y que los futbolistas aceptaron una reducción de sus salarios para que la directiva pueda cumplir con todas sus obligaciones.

Por su parte, Emelec dio a conocer el 5 de junio que no contratará refuerzos por las próximas dos temporadas, ante las dificultades económicas. La decisión también se desprendió tras un análisis del plantel actual.

Otra de las determinaciones tomadas por Nassib Neme, presidente del equipo ‘eléctrico’, para evitar gastos, fue no participar en todos los torneos organizados por la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), como Copa Ecuador y Superliga femenina.

En diálogo con el Canal del Fútbol, Neme admitió que no han recibido ingresos de ningún tipo: ni por taquilla, ni por socios, ni tampoco por propietarios de suites y palcos. Y en cuanto a los patrocinadores, aseguró que solo pagaron hasta marzo. “En Emelec ya empezamos a sentir la crisis económica”.

En Macará y Técnico Universitario el panorama también es complejo. Según le contaron los dirigentes de ambos clubes a este medio, desarrollan un presupuesto anual para todo el año con base en ingresos por taquilla, sponsors, venta de jugadores y derechos de TV. Por ahora, no pueden contar con ninguno de esos rubros.

Según Miller Salazar, presidente de Macará, desde el 14 de abril el equipo no ha recibido el apoyo de sus auspiciantes. Esto obligó a los directivos a reajustar el presupuesto del equipo. Incluso, el último sueldo completo que cobró el plantel fue en abril. El déficit de Macará asciende a USD 2,5 millones.

Alberto Jara, presidente de Técnico Universitario, le reveló a PRIMICIAS que para pagar los sueldos de los futbolistas hipotecó algunas de sus propiedades personales. “Ahora estamos al día con los pagos y esperamos que la situación sea manejable. Queremos mantener motivado al grupo”.

Asimismo, la dirigencia de El Nacional decidió reducir los sueldos de los futbolistas y de 179 trabajadores del club, desde marzo de este año. Así lo señaló Lucía Vallecilla, presidente del equipo, en una entrevista con MasDeportes.

Vallecilla declaró que con la mitad de la cuota de abril que recibieron por derechos de televisión, pagaron de inmediato a los jugadores el sueldo de mayo. Al igual que en Emelec, en el club militar tampoco realizará fichajes durante los próximos años. “Queremos tener estabilidad económica”, declaró.

Mientras tanto, Santiago Morales, gerente de Independiente del Valle, contó que a pesar de que han sido meses difíciles durante la pandemia, ninguno de los auspiciantes del equipo ha dejado de apoyarlos. “Sí se han comunicado con nosotros y nos han manifestado que no tienen ingresos”, expuso Morales en MasDeportes.

De igual manera, destacó que el manejo financiero del club “ha sido bueno” en estos años y cuentan con “reservas” para este tipo de situaciones. Al igual que los otros planteles, en IDV también redujeron los sueldos de todos los trabajadores. Sin embargo, todos se encuentran al día con sus pagos.

Así, los clubes ecuatorianos regresan a los entrenamientos este miércoles 10 de junio de 2020, en medio de varias medidas de bioseguridad. La Liga Profesional, en conjunto con la FEF, financiaron pruebas PCR a todos los planteles, para cumplir con el protocolo de regreso a la actividad.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas