Asamblea: comisiones ocasionales se cuelan en la negociación política

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

20 May 2021 - 0:05

La Asamblea posesionó a los parlamentarios andinos este 19 de mayo de 2021. - Foto: AN

Asamblea: comisiones ocasionales se cuelan en la negociación política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

20 May 2021 - 0:05

Parte de la negociación en la distribución de las mesas legislativas pasa porque su agenda no se derive hacia banderas partidistas. La Asamblea intentará nuevamente este jueves sellar los acuerdos.

La Asamblea Nacional cumple mañana una semana en funciones, sin poder trabajar plenamente. La integración de las 15 comisiones legislativas resultó más complejo de lo que se pensaba.

El problema de la distribución de las comisiones está principalmente dentro de la nueva mayoría BAN-PK-ID, que apoyó la elección de Guadalupe Llori como presidenta de la Asamblea. Las fuerzas políticas que la integran no quieren ceder espacios, por lo que la negociación se extendió.

Una de las soluciones que se ha planteado frente a este entrampamiento es la creación de comisiones ocasionales que traten temas específicos que cada bloque impulsa. Juan Fernando Flores, coordinador de la Bancada del Acuerdo Nacional (BAN), asegura que la idea es que las comisiones permanentes se puedan concentrar en su trabajo, y no desviar su agenda a ciertas banderas de las organizaciones políticas.

Darwin Pereira (PK) aseguró que justamente ese es uno de los pedidos de Pachakutik: una comisión ocasional que revise las concesiones petroleras y mineras. Esta fue una de las promesas de campaña del movimiento, y es parte del acuerdo con la ID.

La idea sería que esta comisión actúe como fiscalizadora de los contratos vigentes para que este trabajo no colme la agenda ni de la Comisión de Biodiversidad, ni de la de Fiscalización.

Flores añade que la decisión aún está en las conversaciones con todas las otras bancadas, incluido UNES y el PSC. Pero, aseguró que de parte del BAN están abiertos a esta posibilidad, al igual con crear otras comisiones en los temas de educación, salud y seguridad, donde también hay propuestas.

Limitada fiscalización

Las concesiones mineras y petroleras en Ecuador no dependen de la Asamblea, sino del Ejecutivo. Por lo que una revisión del Legislativo no podría llegar a alterarlas directamente, o a resolver, por ejemplo, su reversión.

El trabajo de la Asamblea en cuanto a las concesiones, por tanto, solo puede ser en el ámbito fiscalizador; el Legislativo no tiene potestades para hacer algo más.

Dichas investigaciones podrían, por ejemplo, llegar a determinar posibles responsabilidades políticas, que incluso podrían derivar en juicios políticos en contra de funcionarios públicos.

Al igual que en los procesos de fiscalización, de ser el caso y encontrar posibles delitos, la Asamblea podría remitir sus investigaciones a la Fiscalía. Y también aprobar resoluciones en las que pidan al presidente que tome acciones ante determinada concesión.

Pero la Asamblea no tiene potestad para revertir concesiones, determinar la existencia de delitos o determinar responsabilidades de privados, como las empresas concesionarias.

La labor de esta nueva comisión ocasional, entonces, será similar al de la que investigó del paro nacional en el anterior período. En ese caso, la comisión estuvo restringida pues ni la investigación de delitos, ni de violaciones a los derechos humanos no son parte de las atribuciones de la Asamblea.

Otro pendiente: la definición de las autoridades de las comisiones

La negociación que se da entre las bancadas para la integración de las comisiones es crucial, pues de ella depende la definición de sus presidentes y vicepresidentes. Una integración sin mayorías podría dejar a las mesas sin autoridades, como pasó ya en el anterior período.

El Pleno deberá resolver solo qué asambleístas son miembros de una comisión. Según la Ley Orgánica de la Función Legislativa, cada mesa debe instalarse en los siguientes cuatro días al inicio de funciones y designar a su presidente y vicepresidente.

El papel de estas autoridades es importante, pues son ellos los que marcan la agenda: el presidente decide qué proyectos se tratan prioritariamente, y cuáles no.

Parte de las negociaciones está, entonces, en definir quiénes dirigirían cada comisión. Pero esto se podría caer dependiendo de las mayorías que se creen en cada mesa.

Para la BAN, la comisión más importante es la de Régimen Económico, pues el gobierno de Guillermo Lasso comenzará con una reforma tributaria. Por eso, buscan asegurarse con sus aliados al menos cinco de las nueve curules, que les permita tener la mayoría.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas