En Ecuador, la desinformación viene desde los partidos y los actores políticos

Política

Autor:

Adriana Noboa

Actualizada:

28 Oct - 12:49

La Secretaría de Comunicación de la Presidencia envió un mensaje de texto a todos los ecuatorianos, el 24 de octubre de 2019. - Foto: Primicias

En Ecuador, la desinformación viene desde los partidos y los actores políticos

Autor:

Adriana Noboa

Actualizada:

28 Oct - 12:49

La Universidad de Oxford publicó un informe sobre la desinformación global y entre los 70 países estudiados está Ecuador. El documento insiste en que, en el caso local, la manipulación tiene su mayor espacio en las redes sociales. Los sujetos señalados en el documento son los políticos y los partidos.

La manipulación de la información es un creciente problema global. Son cada vez más las alarmas y esfuerzos por contrarrestar las ‘fake news’ o noticias falsas que circulan por las redes.

Uno de los problemas es que han resultado eficaces para influir, incluso, en los resultados electorales.

La Universidad de Oxford y su Instituto de Internet publicaron el estudio El orden de desinformación global, con el inventario 2019 de la manipulación organizada en las redes sociales.

Según el documento, en el panorama general un puñado de “actores estatales sofisticados” usan propaganda computacional, incluso, para operaciones de influencia externa en otros países.

Facebook y Twitter atribuyeron esas operaciones a siete países: China, India, Irán, Pakistán, Rusia, Arabia Saudita y Venezuela que han utilizado sus plataformas para influir en audiencias globales.

Y, pese a la proliferación de redes sociales y usuarios, Facebook continúa siendo la plataforma de elección para campañas organizadas de manipulación.

 

Ecuador está en la lista

Según el informe, en Ecuador la organización y el predominio de la manipulación en las redes proviene de los actores políticos y de las agrupaciones políticas.

La Universidad de Oxford, sin embargo, es clara al decir que, debido a la cantidad de información y actores, es difícil atribuir el fenómeno a un actor en particular.

El reporte se enfoca en las ‘tropas cibernéticas’ y el uso del gobierno y los partidos políticos de las redes para manipular la opinión pública. Y estas trabajan, a menudo, en conjunto con la empresa privada, la sociedad civil organizada, subculturas de Internet, grupos de jóvenes, colectivos de hackers, influencers y voluntarios con afinidad ideológica.

Estas tropas cibernéticas utilizan cuentas falsas o falsificadas para esparcir la propaganda en Internet. Existen tres tipos de cuentas:

  • Bots,
  • Humanas y
  • Cyborgs

Y se usan con cinco objetivos:

  • Esparcir propaganda en favor del gobierno o partidos
  • Atacar a la oposición o montar campañas de desprestigio
  • Distraer la atención y desviar las conversaciones o críticas de los temas importantes
  • Guiar la división y polarización
  • Suprimir la participación a través de ataques personales o acoso

Otro detalle que resulta revelador, según el informe de la Universidad de Oxford, es que en Ecuador las cuentas falsas son, en su mayoría, manejadas por humanos. Y el tipo de mensaje que prevalece es el de atacar a la oposición, distraer a la opinión pública y suprimir voces.

Entre las estrategias de las cibertropas están:

  • La creación de desinformación y de medios manipulados
  • La difusión masiva de contenido o cuentas
  • Estrategias guiadas por datos de investigación
  • ‘Trolling’, difusión de información personal u hostigamiento digital
  • Amplificación de contenido y medios en línea

En Ecuador, las más usadas son la desinformación y prensa manipulada, la difusión masiva de información y cuentas y el ‘trolling’.

 

De todas formas, el informe destaca que el uso de estas tropas en el país es mínimo, porque antes existían pero sus actividades presentes son inciertas. Y las califican como “ya no activas”. Aunque señala que sí hubo múltiples contratos para mantener estos servicios.

El Gobierno y la oposición

Tanto el Ejecutivo como las organizaciones sociales que lideraron las últimas manifestaciones en el país se quejan de que existe una amplia campaña de desinformación.

El presidente Lenín Moreno y sus ministros mantienen la tesis de que el Gobierno es víctima de una injerencia externa y de manipulación masiva de información para poner a la ciudadanía en su contra.

Tanta es su preocupación que incluso envió mensajes personales a los teléfonos celulares de los ecuatorianos con una advertencia:

Mientras que la Conaie, principalmente, ha acusado a la prensa de manipular la información para aliviar la tensión en las calles y favorecer al Gobierno.

Descargue aquí el informe completo:

Estudio sobre el orden de desinformación global de la Universidad de Oxford.


También le puede interesar:

Noticias relacionadas