Difusión roja de la Interpol no se aplica igual para los procesados por sobornos

Política

Autor:

Mario Alexis González

Actualizada:

21 Dic - 0:05

Imagen de la audiencia preparatoria de juicio del caso "Sobornos 2012-2016", durante la jornada del 17 de octubre de 2019. - Foto: Fiscalía General del Estado

Difusión roja de la Interpol no se aplica igual para los procesados por sobornos

Autor:

Mario Alexis González

Actualizada:

21 Dic - 0:05

Desde el 8 de agosto de 2019, la Interpol tiene pendiente responder un pedido de notificación roja para Rafael Correa y Vinicio Alvarado, por el caso “Sobornos 2012-2016”. No hay plazos para la respuesta.

El caso ‘Sobornos 2012-2016’ avanza a escala nacional e internacional. Esta semana se conoció la aprobación de la notificación o alerta roja para Walter Solís y Yamil Massuh, dos de los 24 procesados por el caso.

El 8 de agosto de 2019, la justicia ecuatoriana solicitó a la oficina de la Interpol Quito que publicara la notificación roja y se procediera a la localización y captura de Solís, Massuh, el expresidente Rafael Correa y el exsecretario de la Administración, Vinicio Alvarado.

El 15 de octubre se aprobó la notificación para Solís, exsecretario del Agua. Según los registros migratorios, su último movimiento fue desde Colombia hacia Estados Unidos, en julio de 2017.

La alerta para Massuh, exasesor de María de los Ángeles Duarte, también procesada por el mismo caso, se emitió el 11 de diciembre. Él fue impedido de salir del país en agosto, cuando intentaba cruzar la frontera hacia Perú. Su ubicación actual no es pública.

El caso “Sobornos 2012-2016” está en la etapa preparatoria de juicio. La Fiscalía investiga un presunto delito de cohecho, por el financiamiento ilegal de Alianza PAIS: según su tesis, la agrupación política recibió aportes de empresarios y contratistas del Estado, en efectivo y por cruce de factura, por unos USD 14 millones.

El viernes 3 de enero de 2020, se conocerá cuántos de los procesados son llamados a juicios.

Correa y Alvarado

La Interpol no tiene plazo para responder las notificaciones rojas solicitadas para Rafael Correa, expresidente del Ecuador; y Vinicio Alvarado, uno de sus hombres de confianza.

Aunque la solicitud de la Corte se emitió el mismo día para los mismos procesados, no todos los casos son iguales.

Para Correa, por ejemplo, según el expediente del caso, la Interpol solicitó a la Función Judicial ecuatoriana completar el pedido de difusión roja.

El organismo internacional indicó que en el pedido de la notificación “se necesita singularizar, especificar, dar temporalidad, actos específicos, actos ejecutivos, actos resolutorios, a los actos de la persona a la que se está acusando de haber hecho algo (…)”.

Y, la defensa de Correa señaló a la Interpol que desconoce la fecha, el monto, contrato, el contratista y la institución pública con la que, supuestamente, se habría cometido el delito de cohecho o tráfico de influencias.

En diciembre de 2018, la Interpol ya negó un pedido de difusión roja para Correa. En esa ocasión por el caso del secuestro de Fernando Balda.

Entonces, el organismo dijo que los datos remitidos por la justicia ecuatoriana no eran compatibles con la obligación de la cooperación de las agencias policiales del mundo. Seis meses después, la Interpol tampoco accedió a reconsiderar esa decisión.

Desde julio de 2017, Correa vive en Bélgica. Sin embargo, desde junio de 2019 se desconoce su domicilio exacto. El 11 de diciembre estuvo en Argentina para la posesión de Alberto Fernández.

Alvarado, en cambio, se fugó del país en julio de 2019. Se refugió en Venezuela, luego de que en su contra se girará una orden de prisión preventiva por el caso ‘Sobornos’. En ese país también se encuentra su hermano, Fernando, también prófugo.

La notificación

Cuando se habla de notificaciones rojas, la Interpol aclara que no se trata de una orden de detención de internacional.

La notificación es una solicitud para las policías de 194 países, para localizar y detener provisionalmente a una persona hasta que se ejecute una extradición.

Incluso, en caso de que una persona sea detenida en otro país eso no es garantía de que luego se apruebe su extradición. Esto ocurrió en el caso de Ramiro González, quien fue detenido en Perú.

El proceso para aprobar una notificación roja tiene tres pasos, solicitud, revisión y decisión:

La solicitud debe contener la siguiente información de los procesados.

  • Nombre
  • Fecha de nacimiento
  • Nacionalidad
  • Color de pelo y de ojos
  • Fotografías y huellas dactilares

También la información relacionada con el delito por el que se le busca.

Actualmente, hay 58.000 notificaciones rojas vigentes. Pero solo 7.000 son acceso público. La mayoría son reservadas para las policías de los países que integran la Interpol.

En el caso de Ecuador, por ejemplo, no hay ninguna alerta roja de difusión pública. En el sistema no aparecen los casos de Solís y Massuh.

Noticias relacionadas