La indisciplina se ‘apodera’ de cinco de las siete bancadas legislativas

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

19 Nov - 6:47

Los legisladores de Revolución Ciudadana y el Partido Social Cristiano, antes de la votación de la Ley de Crecimiento Económico, el 17 de noviembre de 2019. - Foto: API

La indisciplina se ‘apodera’ de cinco de las siete bancadas legislativas

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

19 Nov - 6:47

Tres asambleístas de Alianza PAIS le dieron la espalda a su bancada en la votación de la Ley de Crecimiento Económico. En los otros bloques, la división primó. Los 70 votos para archivar el proyecto provinieron de todos los sectores políticos.

La votación de la Ley de Crecimiento Económico, este 17 de noviembre de 2019, evidenció el panorama complejo que el Ejecutivo enfrenta en el Legislativo. La coalición con CREO y las minorías se sostiene con dificultad, mientras que dentro del mismo bloque de Alianza PAIS se evidencian rupturas.

El gobierno envió el 18 de octubre una reforma tributaria, monetaria y financiera, que incluía 404 artículos que reformaban 22 cuerpos normativos. Con la decisión de la Asamblea, el proyecto quedó en el olvido. Ahora, el Ejecutivo anunció el envío de una nueva propuesta.

Una serie de fallas del gobierno llevaron al resultado en la Asamblea. Los legisladores denunciaron que la Ley de Crecimiento no había sido difundida ni siquiera entre el bloque oficialista y, además, consideraron que era una “trampa” enviar un proyecto tan grande bajo el membrete de urgente en materia económica, con lo que el Legislativo sólo tenía 30 días para su trámite.

A esto se sumó la pobre gestión del presidente de la Comisión de Régimen Económico -a cargo de este proyecto-, el oficialista Daniel Mendoza. La noche del 14 de noviembre, el legislador se ganó las críticas de sus compañeros, incluidos los oficialistas, por dilatar la aprobación del informe para segundo debate.

Aún con estos antecedentes, el gobierno se mostró sorprendido con la decisión. El ministro de Finanzas, Richard Martínez, advirtió que “una cosa es endeudarse para romper el círculo vicioso de déficits estructurales que tenemos y otra es endeudarse para evitar tomar decisiones”, como reducir el número de empleados públicos y sus sueldos, o subir impuestos.

El mismo presidente Lenín Moreno dijo, después del archivo, que era algo lamentable pues “era una ley que beneficiaba al país”. Y agradeció a la bancada de gobierno por demostrar “unidad” y apoyar sus propuestas, y a los legisladores de otras bancadas que “nunca se prestaron para el bloqueo”.

Bancadas divididas

La votación de la Ley de Crecimiento Económico demostró fuertes fracturas en las siete bancadas que integran el pleno de la Asamblea. Solo dos bloques votaron de manera orgánica: Revolución Ciudadana, que agrupa a los legisladores correístas, y SUMA, con sus cuatro asambleístas.

Incluso el Partido Social Cristiano perdió un voto, del legislador Boris Estupiñán, que decidió abstenerse en lugar de votar como el resto del bloque.

Pase el cursor sobre las franjas para ver el número de votos y cómo se distribuyeron.

Los dos bloques de minoría, la Bancada de Integración Nacional (BIN) y la Bancada de Acción Democrática (BADI) tampoco actuaron de manera orgánica. Ambos grupos son parte del acuerdo legislativo con el gobierno, pero, aún así, parte de sus legisladores votó en favor del archivo de la ley.

Raúl Tello (BADI) fue quien, junto con Vicente Almeyda (PSC), mocionó negar y archivar las reformas económicas del Ejecutivo.

CREO también votó dividido. Tres legisladores de esta bancada, que también forma parte del acuerdo con Alianza PAIS, votaron a favor del archivo. Se trata de Jeannine Cruz, Roberto Gómez y Héctor Yépez.

La votación también evidenció la ruptura dentro del bloque de Alianza PAIS. Los legisladores “morenistas” sumaban 42 (aumentaron tres votos con el reemplazo de los correístas que están en la Embajada de México).

Pero, apenas 30 votaron en contra del archivo del proyecto. Seis oficialistas decidieron abstenerse, entre ellos José Serrano y Elizabeth Cabezas -que ya había criticado el trámite del proyecto-.

Y tres de ellos votaron a favor del archivo de la ley, con lo que se alcanzaron los 70 votos necesarios para ello. Ellos son Kharla Chávez, Silvia Salgado (electa en alianza con el Partido Socialista) y Mariano Zambrano.

Un acuerdo legislativo que duró menos de cinco meses

En mayo de 2019, los bloques de Alianza PAIS, CREO, BIN y BADI llegaron a un acuerdo legislativo para escoger las autoridades de la Asamblea y repartir las comisiones. César Litardo fue electo presidente y las vicepresidencias quedaron para CREO y el BIN. 

Dentro del acuerdo también estuvo la repartición de las comisiones legislativas. La de Régimen Económico, en la que se tramitó la reforma económica, se conformó con asambleístas de Alianza PAIS, Revolución Ciudadana, CREO, Suma, BIN y BADI. Esto les permitió a los legisladores no oficialistas presionar para la aprobación del informe para segundo debate de las reformas económicas.

El acuerdo, según anunció Litardo en mayo, no incluía la aprobación de leyes. Aunque Jimmy Candell (BIN) aseguró que buscaban la “gobernabilidad”.

La votación de la Ley de Crecimiento Económico, de momento, solo muestra a un aliado: CREO, pues mayoría de sus legisladores optó por la abstención. Los votos del BIN y el BADI fueron clave para conseguir el archivo del proyecto.


También le puede interesar:

Noticias relacionadas