Antes de la emergencia, 10 actividades económicas ya tenían dificultades

Economía

Autor:

Wilmer Torres, Silvio Guerra

Actualizada:

2 Jul 2020 - 0:03

Personal del Municipio de Quito visitó varios proyectos de construcción, al norte de Quito, el 25 de mayo de 2020. - Foto: Municipio de Quito

Antes de la emergencia, 10 actividades económicas ya tenían dificultades

Autor:

Wilmer Torres, Silvio Guerra

Actualizada:

2 Jul 2020 - 11:39

La construcción fue el sector más afectado durante el primer trimestre de 2020, soportó una caída de 7,1%, según el Banco Central de Ecuador.

La economía ecuatoriana se redujo 2,4% en el primer trimestre de 2020, en comparación con el primer trimestre del año pasado. Esto muestra que la actividad económica ya venía con problemas antes de la declaratoria de emergencia en Ecuador, a mediados de marzo.

Y el panorama en el mediano plazo no es positivo. El Banco Central prevé que el Producto Interno Bruto (PIB) caiga entre 7,3% y 9,6%.

Según las últimas cifras del Banco Central, en el primer trimestre al menos 10 sectores tuvieron que soportar un descenso en sus actividades. La caída más pronunciada fue la de la construcción, que decreció un 7,1%.

Este golpe se ve reflejado en la baja actividad crediticia en el sector: se registraron apenas 2.201 operaciones de crédito para el sector inmobiliario entre enero y marzo de 2020, mientras que en el mismo periodo de 2019 hubo 3.535 operaciones aprobadas.

Otra actividad que sufrió una fuerte caída fue la refinación de petróleo (6,7%), provocada principalmente por la paralización de la Refinería de Esmeraldas.

Las fallas en la refinería ocasionaron que, en el primer trimestre de 2020, se registrara una producción de combustibles de 18,4 millones de barriles, un 4,1% menos que el primer trimestre de 2019.

Según el Banco Central, las actividades de administración pública y defensa cayeron 5,1% en los tres primeros meses del año. Otra industria que registró un retroceso fue la de alojamiento y servicio de comida, con un bajón del 4,9%.

Según el Ministerio de Turismo, la caída obedece a una disminución de 14,8% en la llegada de extranjeros al país durante los tres primeros meses de 2020, cuando la pandemia de Covid-19 ya golpeaba a otros países.

El transporte, por su parte, cayó un 4% entre enero y marzo de 2020. La disminución de la actividad se reflejó en una caída del consumo de gasolina extra y diésel para transporte terrestre y marítimo.

También hubo una menor actividad en sectores como enseñanza y servicios sociales y la salud, así como en los servicios domésticos, las actividades profesionales, el comercio y las actividades inmobiliarias y de entretenimiento.

Los que crecieron

No todo fue malo en el primer trimestre del año. Según el Banco Central hubo ocho actividades que crecieron y sostuvieron, en parte, la economía del país.

De esas ocho industrias, hay dos clave por el ingreso de divisas (exportaciones) y por la creación de fuentes de empleo.

La producción acuícola, especialmente de camarón, creció 7,7% en el primer trimestre de 2020, en comparación con el mismo periodo de 2019. La actividad subió por “una mayor demanda del mercado externo, que alcanzó un incremento anual de 19%”, dice el Banco Central.

Mientras que la industria manufacturera tuvo un modesto repunte de 0,1% en el primer trimestre.

El factor Covid-19

Los economistas Fidel Jaramillo y Vicente Albornoz, evalúan en diálogo con PRIMICIAS, la economía de Ecuador antes, durante y después de la emergencia sanitaria del coronavirus.

En relación a la caída de la economía en el primer trimestre de 2020, Albornoz afirmó que en las últimas dos semanas de marzo la baja en la actividad económica se hizo más evidente.

Esto ocurrió tras la declaratoria de emergencia sanitaria el 11 de marzo para evitar la propagación del Covid-19. Cinco días después, el 16 de marzo, el Presidente Lenín Moreno declaró el estado de excepción.

Jaramillo considera que lo peor está por venir y que el segundo semestre de 2020 será muy complicado para Ecuador.

Fidel Jaramillo

“Apenas es una muestra de lo que ocurrirá”

La caída de la actividad económica en el primer trimestre de 2020 es la punta del iceberg, pues recoge sólo dos semanas del efecto del confinamiento por el Covid-19.

Los sectores que sostienen o evitan que la caída de la actividad económica sea mayor son la acuicultura y la agricultura, que durante los dos primeros meses del año tuvieron un dinamismo importante.

Pero fueron afectados en el segundo trimestre porque cayó la demanda en el mercado doméstico e internacional.

Todas las actividades productivas que involucran, la interacción humana, como restaurantes y turismo, han resultado afectadas.

A partir del segundo semestre del año, veremos una recuperación de algunos sectores, en la medida de que se levanten las medidas de confinamiento. Para finales de año se esperaría una caída de la economía que bordearía el 10% del PIB.

Vicente Albornoz

“Ecuador entró a la pelea golpeado”

La economía está sumamente débil, en sectores donde se requiere de más mano de obra, como la construcción, la hotelería y el turismo.

Ecuador ya venía con su economía golpeada por las paralizaciones de octubre de 2019 y el cuadro se agravó con la pandemia. 

Sin la emergencia sanitaria no tendríamos datos tan malos. En los últimos 15 días del primer trimestre de 2020 ya no hubo construcción por efecto de la pandemia. Eso explica la caída de la actividad económica en ese periodo.

Ecuador entró a la pelea contra el coronavirus ya golpeado. Será difícil recuperarnos de esta crisis sanitaria, más aún cuando sectores como la hotelería, el turismo, los restaurantes y la construcción, que emplean a mucha gente, siguen contrayéndose.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas